La juez de la tercera sala de oralidad penal, Paulina Medina Manzano, omitió protocolos con perspectiva de género en el caso de Lucero. Foto: ZonaFranca.

La juez de la tercera sala de oralidad penal, Paulina Medina Manzano, omitió protocolos con perspectiva de género en el caso de Lucero. Foto: ZonaFranca.

Por:  Carmen Pizano

Ciudad de México, 4 de octubre (SinEmbargo/ZonaFranca).– El presidente del Supremo Tribunal de Justicia de Guanajuato, Alfonso Fragoso Gutiérrez, reconoció que la juez de la tercera sala de oralidad penal, Paulina Medina Manzano, falló al omitir los protocolos con perspectiva de género en el caso de Lucero.

Fragoso aceptó que en la audiencia del pasado 30 de septiembre cuando María de la Luz Salcedo Palacios, Lucero, se presentó con el agresor confeso, Miguel Ángel Jasso Manríquez, la juez no puso en marcha los protocolos para proteger a las víctimas de violencia de género.

Apenas el martes, un día después de la audiencia, el presidente del Supremo Tribunal de Justicia respaldó la actuación de la juez, ahora admitió que la intimidad de Lucero fue expuesta en la audiencia sin que Paulina Medina interviniera y poner un alto en los comentarios del abogado defensor del agresor confeso quien reprochó “una conducta inmoral” de la joven guanajuatense.

Aunque aseguró que los jueces han sido capacitados para atender casos de violencia de género, todavía queda trabajo pendiente por hacer en el Poder Judicial y así garantizar a las víctimas un trato diferenciado con perspectiva de género.

Después de que fue la ex presidenta del Supremo Tribunal de Justicia, Raquel Barajas, la que declaró que efectivamente la juez que lleva el caso de Lucero había sido omisa al momento de aplicar los protocolos, Alfonso Fragoso reconoció la falla.

Fragoso Gutiérrez comentó que no se tiene prevista ninguna sanción para Paulina Medina Manzano, pero sí consideró que es buen momento de revisar la capacitación a los jueces en materia de equidad de género.

Incluso, el presidente del Poder Judicial de Guanajuato apuntó que será el 14 de octubre cuando revisen con la Suprema Corte de Justicia de la Nación los protocolos de atención a las mujeres víctimas de violencia.

A tres años de que llegó el nuevo sistema de justicia penal acusatorio a Guanajuato, Alfonso Fragoso comentó que todavía mucho por mejorar, sobre todo en el tema de equidad de género.

Calla Paulina Medina, juez del caso Lucero

Este viernes se realizó un encuentro estatal de jueces, en el evento estuvieron reunidos todos los juzgadores de Guanajuato, entre ellos estaba Paulina Medina Manzano, responsable de llevar el caso de María de la Luz Salcedo Palacios.

Se trató de un curso de capacitación, en las mesas de trabajo magistrados y jueces veían puntos de derecho penal, mercantil y civil.

Aunque Zona Franca intentó hablar con la juez responsable de la tercera sala de oralidad penal de Guanajuato capital, ésta se rehusó argumentando primero que tenía que entrar al salón donde se realizaban los trabajos, pero que saldría a dar una declaración, sin embargo decidió quedarse en las mesas.

LUCERO PIDE DISCULPA A JUEZA POR “HACERLE PEDER EL TIEMPO”

María Luz Salcedo, mejor conocida como Lucero, emitió una carta dirigida a la Juez Paulina Iraís Medina y al abogado Héctor Corona Vieyra, en al cual, a manera de reflexión, pidió “perdón por las molestias” que causó su caso, luego de haberse convertido, dijo, de victima a enjuiciada.

“Fue una audiencia, muy curiosa, ya que la víctima terminó siendo culpable y el inculpado una víctima más, de una mujer desidiosa, cizañosa, provocadora e inmoral como la que soy yo”, dice la joven guanajuatense en una carta.

En el texto agrega : “Una audiencia en la cual, hasta me dieron ganas de pararme y pedir perdón, a usted su señoría, por hacerle perder el tiempo, a usted licenciado, por haber tenido que leer todas las inmoralidades que he cometido, y a Miguel, sobre todo a él, por hacerlo pasar por semejante situación, por haberlo provocado, por haberle causado enojo al decirle que no, por haberlo desprestigiado, ya que está arrepentido, él se disculpó por haberme casi matado, por haberme hecho pasar por, sino el peor, uno de los peores días de mi vida, y yo? yo haciendo que sufra. Perdón; a ustedes mis más sinceras disculpas”.

La misiva fue compartida públicamente en el página de Facebook “Justicia para Lucero”. En ella, la joven guanajuatense que fue golpeada brutalmente en la sierra de Santa Rosa, compartió lo que dijo es una mera reflexión antes las determinaciones que se tomaron en la audiencia del pasado 30 de septiembre y en la cual estuvo presente su agresor, Miguel Ángel Jasso.