Organizaciones de la sociedad civil advirtieron que no hay propuestas concretas sobre el tema de salud en la discusión de los candidatos presidenciales.

Ricardo Anaya Cortés, de la coalición “Por México al Frente”, José Antonio Meade Kuribreña, abanderado de la alianza “Todos por México”, Andrés Manuel López Obrador, de la coalición “Juntos Haremos Historia” y la independiente Margarita Zavala Gómez del Campo han hablado poco al respecto y carecen de una agenda para un tema vital en México, recriminaron.

Ciudad de México, 8 de abril (SinEmbargo).- La agenda en salud está aún “desdibujada” para los candidatos a ocupar la silla presidencial. A pesar de que el tema es un derecho humano y es primordial para mantener una economía estable, los aspirantes a Los Pinos no lo han abordado como un eje prioritario, señalaron organizaciones de la sociedad civil.

En entrevista para SinEmbargo, Luis Adrián Quiroz Castillo, vocero de la Red de Acceso –una organización formada por diversas asociaciones que colaboran en programas de prevención y tratamiento de enfermedades crónico-degenerativas–, criticó la ausencia de propuestas y el desdén de los políticos a esta problemática nacional.

“Está desdibujado el tema de salud como una prioridad, pareciera que nuestros políticos nunca se enferman o no tienen alguna persona cercana que viva con algún padecimiento. Les recordamos que las personas que padecemos alguna enfermedad pagamos impuestos, somos ciudadanos que contribuimos a este país, pagamos por la salud y que les pagamos su salario. No se vale que sigan enfermando a México”, dijo Quiroz.

Por su parte, Rodolfo de la Torre, del Centro de Estudios Espinosa Yglesias (CEEY), recordó que la propia Constitución Política de los Estados Unidos considera a la salud como un derecho.

“Toda persona tiene derecho a la protección de la salud. La Ley definirá las bases y modalidades para el acceso a los servicios de salud y establecerá la concurrencia de la Federación y las entidades federativas en materia de salubridad general”, se lee en la Carta Magna.

No obstante, al menos durante la presente administración a cargo del priista Enrique Peña Nieto, el rubro ha sufrido un recorte presupuestal de aproximadamente 45 mil millones de pesos que se ha reflejado en la falta de garantía del derecho mencionado.

“Por el lado de justicia, los candidatos deberían de estar hablando de que la salud es un derecho universal y que el Estado mexicano ha estado fallando, sobre todo en los últimos cuatro años, en hacerlo vigente”, criticó de la Torre, quien funge como director del Programa de Desarrollo Social con Equidad en el CEEY.

Por otro lado, el académico y el activista coincidieron en que para lograr mantener una economía sana es primordial asegurar el acceso a la salud del total de la población mexicana.

“Si queremos crecer a tasas elevadas, tener una economía más sana, necesitamos una población más sana también. Significa que la salud contribuiría al capital humano que después se traduce en crecimiento económico. Entonces, por justicia social y por eficiencia económica, deberían estar preocupados por la salud los candidatos presidenciales”, planteó de la Torre quien se desempeña como profesor investigador en la Universidad Iberoamericana.

De acuerdo con Yarishdy Mora, de Salud Crítica, es importante incluir el tema de salud en las agendas de los aspirantes porque se trata de “un asunto transversal para el desarrollo económico y humano de un país”.

En el mismo sentido, Quiroz apuntaló: “Si queremos detonar que el país sea un polo de crecimiento, la salud tiene que ser prioritaria porque una población sana es una población que va a ser productiva al 100 por ciento. Cuando el ciudadano está bien de salud puede generar riqueza y empleo”.

A pesar de lo anterior, apuntaron, no hay propuestas concretas sobre el tema de salud: Ricardo Anaya Cortés, de la coalición “Por México al Frente”, José Antonio Meade Kuribreña, abanderado de la alianza “Todos por México”, Andrés Manuel López Obrador, de la coalición “Juntos Haremos Historia” y la independiente Margarita Zavala han hablado poco al respecto.

FOCOS DE ATENCIÓN

Para de la Torre, existen tres puntos importantes que los candidatos a la silla presidencial deberían incluir en sus plataformas electorales.

Uno de ellos es atenderla fragmentación del sistema, pues, afirmó, se requiere reorganizarlo para lograr mayor eficiencia y cobertura adecuada.

En segundo lugar señaló que el gasto público es insuficiente respecto a las necesidades del país y se ha ido recortando, por lo que es necesario revertir la disminución y alcanzar 6 puntos del Producto Interno Bruto (PIB) del gasto público.

Asimismo, manifestó que la atención a la salud debe centrarse en aquellos grupos que han estado más olvidados, es decir, lo cual podría alcanzarse con la universalización del sistema.

Mientras tanto, Quiroz añadió la importancia de combatir la corrupción dentro del sistema y de blindar el presupuesto. También subrayó que los impuestos especiales deben ser destinados a garantizar el acceso a la salud.

Actualmente, el impuesto en el país es de 35 centavos por cigarro, mientras que para las bebidas azucaradas el gravamen se encuentra en un peso por cada litro.

“Dinero sí hay. Hay que dejar del lado la visión de que no hay dinero, cuando hay impuestos especiales”. El problema, dijo, es que “no se ha combatido nada”.

Por ello, cuestionó: “¿Dónde está una parte de lo recaudado del impuesto al tabaco para garantizar el acceso a la salud de las personas que padecen cáncer de pulmón? Están muriéndose porque no tienen acceso a la salud. Tenemos una emergencia de obesidad y diabetes, tenemos un impuesto especial para las bebidas azucaradas, pero nadie sabe cuánto se ha recaudado, no se sabe dónde está el dinero. Hay que empezar a poner un orden más riguroso en este proceso y los candidatos tienen que poner atención allí”, destacó el activista.

Ante este panorama, el activista urgió a los aspirantes: “Pongan la salud como una prioridad, pongan la salud como uno de los puntos prioritarios en su agenda y que la vean no como una cuestión para quedar bien, la salud también genera votos”.

De la Torre expuso que la agenda en salud tendría que completarse durante el periodo de campañas que ya está próximo a comenzar.

Por ello hizo un llamado a que “cada uno, a su manera, haga un compromiso claro y detallado con la universalización de los servicios de salud porque es el derecho de los mexicanos y porque nos puede llevar a una agenda de mayor desarrollo”.

Obesidad, epidemia que afecta a niños, jóvenes y adultos en México. Foto: Diego Simón Sánchez, Cuartoscuro

LANZAN “SISTEMA DE VIGILANCIA” DE LAS CAMPAÑAS EN SALUD

La Coalición México Salud-Hable integrada por más de cien organizaciones sociales lanzaron la plataforma virtual #VotoSaludable que busca lograr que los candidatos incluyan dentro de sus propuestas la “Agenda SaludHable 2018: Políticas Públicas de Protección a la Salud para cumplir la agenda 2030”, que cuenta con una serie de soluciones apegadas a recomendaciones de la Organización Mundial de Salud (OMS) y a la Organización Panamericana de la Salud (OPS).

Yarishdy Mora, quien es también coordinadora de la Coalición México Salud-Hable, explicó a este medio que dicha plataforma digital fue desarrollada al notar “el desinterés y poca atención que han mostrado los candidatos en temas de salud. En asuntos específicos de salud si no es nula, es muy poca la participación y propuesta de los aspirantes [… ] No proponen nada nuevo, no se habla de programas de prevención, por ejemplo”.

Lo que el centenar de organizaciones busca, indicó, es vigilar e incidir en las agendas electorales a fin de que se implementen políticas públicas saludables que consideren las altas tasas de enfermedades cardiovasculares, cáncer, diabetes, padecimientos hepáticos y respiratorios agudos, obesidad, así como sus principales factores de riesgo: alcoholismo, tabaquismo, mala alimentación e inactividad física.

La plataforma disponible en esta liga http://mexicosaludhable.org/votosaludable/ , manifestó Mora: “solicita que los candidatos se comprometan a decir cómo van a solucionar la problemática de salud y a aminorar las cifras de obesidad, diabetes, alcoholismo y tabaquismo, por ejemplo. No queremos un ‘sí’ o un ‘no’, queremos saber cómo le van a hacer y exigimos que se comprometan”.

#VotoSaludable se irá actualizando conforme los candidatos incluyan propuestas en el asunto de salud, pues pretende convertirse en “un sistema de vigilancia para exigir que los planteamientos en materia mejoren”, comentó Mora.

EL INE “SACA” DEL DEBATE EL TEMA DE SALUD

La Red de Acceso, integrada por 16 organizaciones civiles, recientemente expuso que el Instituto Nacional Electoral (INE) no tiene interés en incluir el tema de la salud en los debates presidenciales e incluso hizo caso omiso a la opinión de la ciudadanía.

Documentos compartidos por la Red muestran que el INE llevó a cabo la Encuesta de Imagen 2017, en la que entrevistó a 1 mil 200 mexicanos para conocer los temas de interés para la ciudadanía. El segundo tema prioritario resultó ser la salud, sólo por debajo de seguridad.

A pesar de los resultados en los que la muestra de la sociedad incluyó el asunto de salud como preponderante, el organismo público decidió simplemente eliminarlo.