La Auditoría Superior de la Federación en su Cuenta Pública 2016 determinó que la administración de Eruviel Ávila Villegas no aclaró el uso de 2 mil 056 millones 900 mil pesos de los recursos federales en 2016.

La administración priista de Eruviel Ávila Villegas presentó irregularidades en los millonarios recursos asignados a programas de salud y Prospera, así como para el Viaducto Conexión Interlomas-Carretera Naucalpan-Toluca.

Ciudad de México, 9 julio (SinEmbargo).– El Gobierno del Estado de México no aclaró el uso de 2 mil 056 millones 900 mil pesos de los recursos federales en 2016, de acuerdo con la Auditoría Superior de la Federación en su Cuenta Pública de ese mismo año. Ese monto “sin recuperar” está sólo por debajo de las observaciones a Veracruz [3 mil 192 millones de pesos], Michoacán [2 mil 415 millones de pesos] y Oaxaca [2 mil 340 millones de pesos].

De acuerdo con los dictámenes, la administración priista de Eruviel Ávila Villegas no ha aplicado mil 346 millones 928 mil 410 pesos de recursos federales asignados para programas de salud y para el Viaducto Conexión Interlomas-Carretera Naucalpan-Toluca, por lo que el órgano fiscalizador concluyó que su Gobierno “no realizó una gestión eficiente y transparente” en el uso de los recursos públicos.

La Auditoría Superior de la Federación realizó observaciones al gobierno mexiquense por un total de 3 mil 351 millones 200 mil pesos, de los cuales comprobó mil 294 millones 300 mil pesos, no así los 2 mil 056 millones mencionados. El resto de las auditorías sobre el gobierno mexiquense se expone que “se realizó, en general, una gestión razonable de los recursos”.

VIADUCTO DE MILLONES “PERDIDOS”  

En el Viaducto señalado se determinó que existen 23 millones 135 mil 200 pesos por aclarar por parte de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, por conducto del Centro SCT Estado de México, a cargo de Alejandro Lambretón Narro.

El tramo vial se estima en 939 millones 200 mil pesos y de una longitud de 7.1 kilómetros, que incluye la construcción de dos túneles para alojar dos carriles de circulación por sentido, y tres puentes con estructura metálica de cuatro carriles.

La obra correrá del crucero con avenida Palma Criolla, Huixquilucan, a la carretera libre México-Huixquilucan, y ligará con la autopista La Venta-Lechería y con la carretera federal Naucalpan-Toluca.

Sin embargo, la ASF revisó cinco contratos ejercidos con recursos federales a fin de comprobar que las inversiones físicas se licitaron, contrataron, ejecutaron y pagaron conforme a la legislación.

Tras las solicitudes de aclaración, se determinaron recuperaciones por 10 millones 731 mil 500 pesos, de los cuales 4 millones 645 mil 400 pesos fueron operados y 6 millones 086 mil 100 miles de pesos corresponden a “recuperaciones probables”. Pero, añadió, existen los más de 23 millones de pesos por aclarar.

En el dictamen la Auditoría expuso que la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, por conducto del Centro SCT Estado de México, “no cumplió con las disposiciones legales y normativas aplicables en la materia”.

DINERO PARA SALUD

El Gobierno encabezado por Eruviel Ávila Villegas recibió 9 mil 155 millones 607 mil 100 pesos mediante el Fondo de Aportaciones para los Servicios de Salud, pero se identificó la falta de aplicación de recursos por 3 millones 275 mil 700 pesos.

“El Gobierno del Estado de México no realizó una gestión eficiente y transparente de los recursos del fondo, apegada a la normativa que regula su ejercicio y no se cumplieron sus objetivos”, concluyó la Auditoría Superior de la Federación, quien para su cuenta pública 2016 revisó una muestra de 8 mil 360 millones 050 mil pesos de esos recursos.

La gestión que será tomada por Alfredo del Mazo Maza, agregó el reporte, no dispone de un adecuado sistema de control interno que le permita identificar y atender los riesgos que limitan el cumplimiento de los objetivos del fondo, la observancia de su normativa y el manejo ordenado, eficiente y transparente de los recursos, “lo que incidió en las irregularidades determinadas en la auditoría”.

Asimismo, la Auditoría reportó la falta de aplicación de recursos por 70 millones 714 mil 100 pesos como parte de lo asignado mediante el Acuerdo de Coordinación Celebrado entre la Secretaría de Salud y la Entidad Federativa.

PROSPERA: FALTA DE EJERCICIO

Asimismo, mediante el Prospera “Programa de Inclusión Social: Componente de Salud” fueron transferidos al Gobierno del Estado de México 385 millones 663 mil 800 pesos. No obstante, al cierre de la auditoría el 28 de febrero de 2017, aún no se ejercía el 19.2 por ciento de los recursos en los objetivos del programa, es decir, 73 millones 948 mil 200 pesos.

Además, el Estado de México también presentó irregularidades en el Fondo de Aportaciones para el Fortalecimiento de las Entidades Federativas.

La Auditoría Superior de la Federación revisó los 4 mil 888 millones 507 mil 100 pesos en recursos transferidos al Gobierno del Estado de México mediante ese fondo.

Si bien se recuperaron recursos por mil 294 millones 267 mil 600 pesos, con motivo de la intervención de la ASF, al cierre de la auditoría el 31 de marzo de 2016, aún no se ejercía el 25.5 por ciento, esto es, mil 246 millones 569 mil 310 pesos.

En conclusión, el Gobierno del Estado de México no realizó una gestión eficiente y transparente de los recursos del fondo, determinó el órgano autónomo.