La noche del sábado, mientras Rolling Stone daba a conocer el material exclusivo, Sean Penn asistía a un evento de caridad en Beverly Hills junto con Madonna. Kate del Castillo, por su parte, hizo contacto público con “El Chapo” Guzmán, a quien le escribió, por Twitter:  “Sr. Chapo, no estaría padre que empezara a traficar con el bien? con las curas para las enfermedades, con comida para los niños de la calle […] y no con mujeres y niños que terminan como esclavos. Sería usted el héroe de héroes”.

Kate del Castillo, en agosto de 2015. Foto: Cuartoscuro

Kate del Castillo, en agosto de 2015. Foto: Cuartoscuro

Ciudad de México, 10 de enero (AP/SinEmbargo/EFE).– Fuentes del Gobierno de México dijeron ayer sábado a ABC News que investigan a los actores Sean Penn y Kate del Castillo por la entrevista para Rolling Stone con Joaquín Archivaldo Guzmán, alias “El Chapo”, mientras el Departamento de Justicia de Estados Unidos rechazó cualquier comentario al respecto.

Otra fuente del Gobierno mexicano dijo a la Agence France-Presse (AFP) que se busca interrogar al actor estadounidense “para deslindar responsabilidades”. Un alto funcionario consultado por CNN dijo que también se busca cuestionar a la actriz mexicana sobre la reunión con el capo sinaloense.

En concreto, las autoridades quieren saber más acerca de la ubicación en la que tuvo lugar la reunión, dijeron a la cadena norteamericana.

Una segunda fuente dijo a AFP que no estaba claro si los actores habrían cometido un crimen. Explicó que un reportero puede entrevistar a un presunto narcotraficante, pero “ellos no son periodistas”.

“Estará bajo investigación después de encontrarse con el más buscado capo de las drogas […], pero Sean Penn se vio lejos de estar perturbado. Estuvo el sábado en la noche en una campaña de recaudación de fondos para Haití”, dijo por su parte el Daily Mail. De acuerdo con el diario británico, Penn, de 55 años, estuvo con su ex esposa Madonna en el  The Montage Hotel, en Beverly Hills.

Según el mismo diario, “las redes sociales” exigen que el actor norteamericano sea investigado.

En una entrevista para la revista, el recién recapturado capo mexicano de las drogas no mostró remordimientos por dirigir una de las mayores redes narcotraficantes del mundo. Guzmán dijo haber entrado en el negocio de las drogas a los 15 años de edad porque no había otro modo de sobrevivir.

“Por donde yo me crie no había otra manera, ni hay, de sobrevivir y pues no había otro camino como llevar a cabo nuestra economía para poder vivir”, se escucha decir al capo en un audio que acompaña la entrevista, en la que habla de cómo empezó a cultivar y vender amapolas y marihuana cuando era adolescente.

Esta mañana, el jefe de gabinete de la Casa Blanca, Denis McDonough, dijo en el programa State of the Union de CNN “que esta acción [de ‘El Chapo’] de vanagloriarse sobre la cantidad de heroína que envía al mundo, incluyendo a Estados Unidos, es indignante”.

“Vemos una epidemia de heroína, una epidemia de adición al opioide, en este país. Vamos a estar sobre esto con nuestras contrapartes mexicanas hasta que volvamos a controlarlo. Pero “el Chapo” está tras las rejas y es ahí donde se debe quedar”, dijo McDonough.

McDonough no dijo si Estados Unidos entregaría a Penn a México para ser interrogado. “Bueno, plantea varias preguntas muy interesantes tanto para él como para otros involucrados en esta llamada entrevista, así es que veremos qué pasa con eso – no voy a adelantarme”, dijo.

PROMO-entrevista-Rolling-Stone

Penn consiguió la primera entrevista con Guzmán a fines de octubre, mientras el capo más buscado del mundo estaba prófugo tras haber escapado en julio de una prisión mexicana de máxima seguridad a través de un túnel complejo.

La noticia de la recaptura del capo de la droga “El Chapo” Guzmán dio un inesperado giro de película cuando un funcionario federal mexicano aseguró que las fuerzas de seguridad localizaron al narcotraficante más buscado del mundo gracias a una entrevista secreta que concedió al actor estadounidense Sean Penn.

La entrevista de Penn con Guzmán, que escapó dos veces de prisiones mexicanas de máxima seguridad, fue publicada el sábado por la tarde en el sitio web de la revista Rolling Stone. La entrevista se habría realizado en un lugar no revelado de México a finales de 2015, varios meses antes de que Guzmán fuera recapturado el viernes en Los Mochis, Sinaloa, después de estar prófugo seis meses.

En la entrevista, Guzmán defiende su trabajo como líder de la red de narcotráfico más grande del mundo. Cuando se le pregunta si es responsable de las altas tasas drogadicción, responde: “No, eso es falso. El día que yo no exista, no va a mermar lo que es nada el tráfico de drogas”.

En el artículo, Penn describe las complejas medidas de seguridad que tomó antes de su encuentro clandestino, que al parecer no fueron suficientes.

El funcionario federal mexicano —que pidió guardar el anonimato por no estar autorizado a hacer declaraciones públicas sobre el caso— aseguró el sábado a The Associated Press que fue la entrevista de Penn lo que llevó a las autoridades hasta Guzmán en una zona rural del estado de Durango en octubre pasado.

Las autoridades decidieron no abrir fuego en esa ocasión porque Guzmán estaba acompañado de dos mujeres y una niña. En esa ocasión pudo escapar, pero las fuerzas de seguridad pudieron rastrearle después hasta una casa en Los Mochis, donde efectivos de la Marina mexicana lo capturaron tras un tiroteo en el que murieron cinco personas.

El encuentro entre el actor estadounidense y Guzmán se produjo en Tamazula, un poblado en el estado de Durango —colindante con su natal Sinaloa–, agregó el funcionario.

La Procuradora Arely Gómez dijo el viernes que el contacto de Guzmán con actores y productores para una posible película biográfica ayudó a las autoridades a seguir la pista y capturar al narcotraficante más famoso del mundo.

En su artículo para Rolling Stone, Penn escribió que Guzmán estaba interesado en que se rodara una película sobre su vida. Guzmán quería que la actriz mexicana Kate del Castillo, quien facilitó el encuentro entre el actor y el capo, participara en el proyecto.

“Le interesaba ver la historia de su vida contada en el cine, pero sólo confiaría en Kate para contarla”, afirmó el actor, que aparece en una foto incluida en la entrevista estrechando la mano de Guzmán, que se muestra con el rostro descubierto.

Los representantes de Penn no hicieron declaraciones por el momento sobre lo dicho por las autoridades mexicanas.

Previamente el sábado, un funcionario policial mexicano dijo que México está dispuesto a extraditar a Guzmán a Estados Unidos, un cambio radical en la posición que expresó el gobierno mexicano tras la segunda captura del capo en 2014.

“México está listo. Hay planes de cooperación con Estados Unidos”, dijo el funcionario, que habló bajo condición de anonimato porque no estaba autorizado a comentar el caso.

Sin embargo, el funcionario advirtió que podría producirse una larga espera hasta que la fiscalía estadounidense pueda ponerle las manos a Guzmán. “Se tiene que desahogar un proceso jurídico y la defensa tiene sus elementos jurídicos también”, informó.

Altos cargos del partido del Presidente, Enrique Peña Nieto, plantearon también la idea de una extradición, que habían rechazado de plano antes de la bochornosa fuga de Guzmán de la prisión mexicana de máxima seguridad el 11 de julio. Fue la segunda ocasión en la que escapaba de una prisión mexicana.

Sin embargo, aunque las autoridades mexicanas acepten el traslado, el abogado de Guzmán Juan Pablo Badillo dijo al periódico Milenio que la defensa ya ha presentado seis mociones contra las solicitudes de extradición.

“Pueden impugnar al juez, la causa probable, el proceso…”, dijo Juan Masini, ex enlace del Departamento de Justicia de Estados Unidos en la embajada estadounidense en México. “Por eso puede llevar mucho tiempo. No lo apelarán todo de una vez… pueden hacerlo poco a poco, alargarlo de esta manera”.

Después de su captura, el jefe del poderoso Cártel de Sinaloa fue trasladado al aeropuerto de Ciudad de México, trasladado hasta un helicóptero ante la mirada de los medios y enviado de vuelta a la misma prisión de la que había escapado.

Las peticiones para una extradición rápida son las mismas que en febrero de 2014 tras la anterior captura de “El Chapo”, que enfrenta cargos por tráfico de drogas en varios estados estadounidenses.

En ese entonces, el gobierno de México insistió en que podía hacerse cargo de un hombre que ya se había escapado de una cárcel de máxima seguridad, alegando que primero debía pagar su deuda con la sociedad mexicana.

FUGA Y CAPTURA

Chapo Guzmán y Sean Penn

El Chapo y Sean Penn. Foto: Rolling Stone

El entonces Procurador general de la República, Jesús Murillo Karam, dijo que la extradición podría hacerse efectiva sólo cuando “El Chapo” cumpliera su sentencia en México, “unos 300 o 400 años después”.

Entonces Guzmán se fugó por segunda vez el 11 de julio ante las narices de los guardias y funcionarios de la cárcel más segura del país, valiéndose de un túnel sofisticado que mostró la profundidad de la corrupción en el país y puso en vergüenza al gobierno de Peña Nieto.

Guzmán también escapó de una prisión de máxima seguridad en 2001, cuando cumplía una sentencia de 20 años de cárcel. Según versiones, “El Chapo” se escondió en un carrito de lavandería, aunque algunos expertos dudan de esas aseveraciones. Guzmán pasó entonces 13 años prófugo.

Uno de los constructores de túneles más importantes de su red llevó a las autoridades hasta el barrio de Los Mochis que las autoridades vigilaron durante un mes, dijo Gómez. El equipo notó mucha actividad en la casa el miércoles y la llegada de un auto el jueves por la mañana. Las autoridades pudieron determinar que Guzmán estaba dentro de la vivienda, informó la procuradora.

Los miembros de la Marina se vieron recibidos a disparos al acercarse.

Guzmán y su jefe de seguridad, Iván Gastelum o “El Cholo Iván”, pudieron escapar por el sistema pluvial de la ciudad hasta la calle, donde huyeron en vehículos. Los marinos los siguieron por las cañerías y después se acercaron siguiendo los avisos sobre dos hombres en vehículos robados, hasta detenerlos en la autopista.

El siguiente paso es crucial para Guzmán, cuya organización envía toneladas de cocaína y marihuana, además de fabricar y transportar metanfetaminas y heroína, sobre todo a Estados Unidos.

Según un comunicado de la oficina de la Procuraduría General de México, Estados Unidos presentó una solicitud de extradición el 25 de junio, mientras Guzmán estaba detenido, y otra el 3 de septiembre, cuando estaba prófugo. El gobierno mexicano determinó que ambas solicitudes estaban amparadas por el tratado de extradición y las envió a un comité de jueces federales, que emitieron órdenes de detención el 29 de julio y el 8 de septiembre, tras la fuga de Guzmán.

Estas órdenes judiciales no son de extradición aún, sino el inicio de un proceso hacia una posible extradición. La ley indica que ahora que Guzmán fue recapturado, México debe iniciar el proceso de nuevo.

En caso de que todo se agilice, el menor tiempo para que Guzmán sea extraditado sería seis meses, dijo un funcionario federal que habló bajo condición de anonimato, pero esto es improbable debido a las esperadas apelaciones de la defensa. Aunque suelen verse rechazadas, cada una de estas apelaciones implica que un juez debe programar una audiencia.

Eso podría tardar semanas o meses, lo cual demora la extradición, dijo la fuente. “Tenemos casos que llevan seis años”, agregó.

EL CONTACTO KATE

El Chapo, presentado en el aeropuerto. foto: Cuartoscuro

El Chapo, presentado en el aeropuerto. foto: Cuartoscuro

Surgida de las telenovelas mexicanas y artífice de una exitosa carrera en el mundo latino de Estados Unidos, la actriz Kate del Castillo le pidió hace cuatro años al capo Joaquín “el Chapo” Guzmán, al que hoy se supo que entrevistó cuando estaba prófugo, que usara su poder para ser un héroe.

“Sr. Chapo, no estaría padre que empezara a traficar con el bien? con las curas para las enfermedades, con comida para los niños de la calle (…) y no con mujeres y niños que terminan como esclavos”, le pidió la artista en una carta dividida en varios mensajes de la red social Twitter en 2012.

“Sería usted el héroe de héroes”, agregaba la intérprete de 43 años, en boca de todos tras saberse este sábado que entrevistó a Guzmán junto con el actor estadounidense Sean Penn para la revista Rolling Stone en un encuentro secreto registrado en octubre del año pasado, cuando el narcotraficante estaba prófugo.

Según el relato de Penn en la exclusiva que acaba de difundir Rolling Stone, tras leer esos mensajes en Twitter Guzmán pidió a la actriz su dirección para enviarle unas flores y luego, cuando fue detenido en 2014, hubo un intercambio epistolar entre ambos mientras el capo estuvo preso.

A partir de su huida el 11 de julio pasado se intensificaron los contactos hasta que el encuentro acabó fraguándose hace tres meses en una zona selvática de México.

Nacida el 23 de octubre de 1972 en Ciudad de México y casada en dos ocasiones, con el futbolista Luis García y el actor Aaron Díaz, Kate del Castillo es hija del actor Erik del Castillo, que inició su carrera en la época del llamado Cine de Oro mexicano y tiene una extensa trayectoria en la gran pantalla, el teatro y la televisión.

Dio sus primeros pasos como actriz cuando era niña, pero no fue hasta la telenovela de gran éxito “Muchachitas” cuando se convirtió en una estrella en México.

Luego vinieron nueve telenovelas, entre ellas “Ramona” y “La Mentira”, que se han transmitido varias veces en más de 100 países, según la página web de la artista.

Entre sus últimos papeles sobresale el de protagonista en la teleserie “La Reina del Sur”, en la que da vida a la líder de un de cártel de drogas que, desde la ciudad mexicana de Culiacán (estado norteño de Sinaloa), llega a convertirse en una de las principales suministradoras de cocaína en el sur de la península ibérica.

De Sinaloa, concretamente de una población llamada Badiraguato y ubicada a unos 80 kilómetros de Culiacán, es originario Guzmán, y en Sinaloa es justamente donde el viernes fue capturado el narcotraficante, que se encuentra de nuevo tras las rejas en el penal del Altiplano, en el central Estado de México, del que escapó.

A parte de la Reina del Sur, Del Castillo ha desarrollado una carrera en la televisión estadounidense que comenzó con “American Family”, serie nominada a los Globos de Oro en la que aparece junto al actor Edward James Olmos, y que la ha llevado a ser actriz invitada en la serie “Weeds”.

En la gran pantalla ha cosechado éxitos con películas alternativas como “American Visa”, rodada en Bolivia, o más comerciales como “La misma luna”, hasta ahora la cinta de habla hispana más taquillera en la historia de EE.UU., país en el que Kate del Castillo reside desde hace años.

Su largometraje “Julia”, junto a Tilda Swinton, se estrenó en el Festival de Cine de Berlín en 2008, y su breve aparición en “Trade”, con Kevin Kline, fue muy elogiada.

Además, ha puesto voz a las películas de animación “Cars” y “El Americano”.

Ha sido el rostro de L’Oréal Paris para el mercado hispano en Estados Unidos y embajadora contra la trata de personas de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) de México

Los periodistas de The Associated Press EDUARDO CASTILLO y KATHERINE CORCORAN escribieron gran parte de esta historia. Christopher Sherman en Los Mochis, María Verza en Ciudad de México y Eric Tucker en Washington contribuyeron al despacho.


También te puede interesar