Saltillo, 10 Jun. (Notimex).- Cerca de 10 incendios forestales permanecen activos en diversas zonas del estado, por lo que son atendidos por brigadas que laboran en condiciones de baja humedad, temperaturas altas y vientos fuertes.

La Comisión Nacional Forestal (Conafor) informó que los siniestros se encuentran en “El Puerto” y “El Baratillo”, de Arteaga; en la Sierra El Palomino y La Fortuna, así como en Acebuches, en San Francisco en Ocampo.

También hay conflagraciones en la Sierra Hermosa, paraje El Pote, de San Buenaventura; en La Peña, del Ejido Mariano Escobedo y Rancho Pilar, de Acuña; Los Ojos de Gabriela, de Múzquiz y en la Sierra La Catana, de Saltillo.

El gerente de la Conafor, Edgar Alejandro Piñón Ruiz, dijo que se gestiona urgentemente personal de otros estados de la República para que fortalezcan y apoyen el trabajo de los brigadistas de Coahuila, por lo que llegarán brigadas de Hidalgo y Colima.

Asimismo, garantizó que no bajarán la guardia ante el combate de los incendios forestales, y gestiona además más equipo aéreo adicional a los tres helicópteros que ya laboran en las regiones del sureste y norte del estado.

Brigadistas de Conafor Coahuila y Nuevo León, del estado, Comisión Nacional de Areas Naturales Protegidas (Conanp), voluntarios y Bomberos, entre otros, se han movilizado ya a los municipios en donde se han detectado incendios, a fin de que se controlen y liquiden por completo.

Refirió que las condiciones de vientos en el municipio de Arteaga han sido superiores a 60 kilómetros por hora, lo que origina el avance del fuego con rapidez, por lo que hubo necesidad de evacuar a tres comunidades de aproximadamente 150 habitantes del Cañón de Jamé.

A su vez, la VI Zona Militar, a cargo del Comandante General Dagoberto Espinoza, confirmó la integración de militares al combate de incendios forestales.

La dependencia federal no descartó la posibilidad de contratar brigadistas forestales para hacerle frente a los incendios, de igual forma invitó a toda la población a reforzar las medidas preventivas necesarias para no ocasionar incendios forestales.