“El que manda aquí en San Buena soy yo, cab… Yo estoy autorizando que se vayan a la chin…”, decía el Alcalde a los elementos de Seguridad Pública Municipal para que dejaran libre a tres de sus “cuates”.

Ciudad de México, 10 de noviembre (SinEmbargo).- La madrugada de este día, el priísta Oscar Flores Lugo, alcalde de San Buenaventura, protagonizó un escándalo en la Dirección de Seguridad Pública Municipal tras llegar en estado de ebriedad a las instalaciones y exigir la liberación de tres personas.

De acuerdo con información de medio locales, minutos antes de las tres de la mañana, Flores Lugo arribó a la comandancia y se enfrentó con el Jefe de la policía de “Fuerza Coahuila”.

El edil les exigió a los uniformados que dejaran en libertad a tres de sus “cuates” que estaban tras las rejas, quienes minutos antes fueron detenidos en un bar de la entidad.

El priísta se molestó porque el encargado de resguardar la celda ignoró su petición de que liberaran a sus amigos, incluso el elemento le dijo que le daría aviso a su comandante.

“El que manda aquí en San Buena soy yo, cab… Yo estoy autorizando que se vayan a la chin…”, presumió el edil.

En un video que circula en redes sociales se aprecia a Flores Lugo, y a un sujeto que lo acompaña, entrar a la comandancia sin ninguna autorización y señalar a sus tres amigos para que los liberen.

“Estos van p’a fuera, p’ fuera”, insistía el Alcalde.

“No, no, no, el que manda aquí en San Buena soy yo, cab…”, le contestó el priista, luego de que el jefe policíaco le dijo que el no podía liberar a los hombres, que era mejor avisar a su comandante.

Tanto el Alcalde como el oficial se molestaron, sin embargo, Oscar Flores soltó un puñetazo al oficial, quien le respondió con más golpes, incluso lo logró tirar al suelo mientras otros elementos intentaban detener la riña.