Roma, 11 Jun (Notimex).- El primer ministro de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, ofreció al líder libio Muamar Gadafi garantías para que salga de Libia y se exilie en otro país, pero no recibió ninguna respuesta, informó hoy la prensa turca.

La oferta de Ankara fue revelada este sábado cuando las fuerzas leales a Gadafi continuaron su asedio a la ciudad de Zlitan y atacaron por primera vez el poblado de Gadamis, considerado Patrimonio de la Humanidad, abriendo un nuevo frente en el conflicto.

“Gadafi no tiene ninguna opción sino salir de Libia y exiliarse, con las garantías necesarias”, afirmó Erdogan al anunciar que ofreció al coronel libio organizar su salida del país y su llegada al sitio donde él elija, de acuerdo con reportes del diario turco Sabah.

“Le ofrecimos que le ayudaríamos a enviarlo a donde él quisiera ser enviado y que discutiríamos el asunto con nuestros aliados”, dijo el jefe del gobierno turco, pero “desafortunadamente no hemos recibimos respuesta de Gadafi”.

Erdogan explicó que representantes especiales del gobierno turco presentaron la propuesta al líder libio, aunque no precisó la fecha en que ocurrió ni los detalles de las garantías ofrecidas por Turquía, país con importantes lazos comerciales con Libia.

Desde que inició la sublevación contra el régimen de Gadafi, en febrero pasado, Erdogan se distanció del líder libio, pero en múltiples ocasiones lo ha invitado a poner un alto al fuego y permitir la transición del poder.

Erdogan, sin embargo, expresó frustración por lo que llamó “las tácticas atascadas” de Gadafi, pues “nos dice que quiere un cese al fuego, le decimos las medidas a tomar y al otro día descubrimos que algunos lugares fueron bombardeados”.

El jefe del gobierno turco hablaba de la propuesta la víspera, mientras fuertes enfrentamientos se registraban entre las fuerzas de Gadafi y las opositoras en Zlitan, que dejaron al menos 22 muertos, según fuentes opositoras.

Para este sábado, las tropas libias mantenían rodeada esa ciudad, ubicada a unos 160 kilómetros al este de Trípoli, presionando para abrir un camino desde la costa hacia la capital, suscitándose esporádicos choques entre ambos bandos.

Por otra parte, las fuerzas de Gadafi bombardearon por primera vez el pequeño Gadamis, a 600 kilómetros al suroeste de Trípoli, tres días después de suscitarse una protesta contra el gobierno, de acuerdo con reportes del canal árabe de noticias Al Arabiya.