San José, Cal., 11 Jun. (Notimex).- El presidente Felipe Calderón respaldó a los cinco jugadores de la Selección Mexicana de Futbol que iniciaron su participación en la Copa de Oro pero tuvieron que ser retirados porque en los análisis médicos dieron positivo por el consumo de clembuterol.

El mandatario abordó brevemente el tema en una reunión con la comunidad mexicana de San José, y consideró que se trata de “un asunto de contaminación de comida”.

Indicó que se trata de deportistas “de primera”, como son los jugadores Francisco Javier “Maza” Rodríguez, Antonio Naelson “Sinha”, Edgar Dueñas, Christian “Hobbit” Bermúdez y Guillermo Ochoa, quienes aseveró no tienen adicción alguna.

“Honestamente creo, porque los conozco, que son buenos muchachos los de la selección a propósito de este tema, ojalá que salgan bien. Creo que es un asunto de contaminación de comida, pues efectivamente muchos para que pese más kilitos la vaca le ponen quien sabe cuántas sustancias”, abundó.

Calderón Hinojosa insistió en que se trata de deportistas de primer nivel “que no tienen ninguna adicción, que son sanos”, y lamentó que de repente sufran esto, “la verdad es que me parece triste, injusto y ojalá que todo salga bien”.

De paso, el presidente Calderón anunció que mañana estará apoyando “durísimo” al representativo mexicano, en el encuentro que sostendrá por la noche contra su similar de Costa Rica, en un partido que se ha vuelto atractivo, entre otras cosas, porque el equipo “Tico” es dirigido por Ricardo Antonio Lavolpe.