“Queremos que este derecho se haga extensivo a todos los mexicanos para que el Estado deje de criminalizar el consumo y se dedique a protegernos de lo que nos puede afectar como los secuestros y las extorsiones, crímenes que violentan la convivencia ciudadana, este es un tema de salud, no penal”, dijeron los miembros del colectivo.

Los miembros del colectivo amparados para consumir mariguana. Foto: EFE

Los miembros del colectivo amparados para consumir mariguana. Foto: EFE

México, 11 dic (EFE).- El Estado mexicano debe dejar de criminalizar el consumo de mariguana y, en lugar de ello, atender la violencia que azota al país, dijo Juan Francisco Torres Landa, uno de los cuatro ciudadanos autorizados hoy para consumir la planta con fines lúdicos.

“Nosotros cuatro no somos sujetos de la sanción penal en la medida que ejerzamos los derechos conferidos por la Corte y ratificados este día por la autorización de la Comisión Federal de Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris)”, dijo en rueda de prensa en la capital mexicana.

“Queremos que este derecho se haga extensivo a todos los mexicanos para que el Estado deje de criminalizar el consumo y se dedique a protegernos de lo que nos puede afectar como los secuestros y las extorsiones, crímenes que violentan la convivencia ciudadana, este es un tema de salud, no penal”

Torres Landa, Armando Santacruz, Pablo Girault y Josefina Ricaño de Nava presentaron hace dos años un amparo ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) frente a la decisión de la Cofepris de negarles la autorización para cultivar y consumir la mariguana con fines recreativos.

La Primera Sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) falló en noviembre pasado en favor de los cuatro y declaró inconstitucional la prohibición absoluta del consumo personal de la mariguana en la Ley General de Salud, al considerar que esta afecta el derecho al libre desarrollo de la personalidad y autodeterminación.

Los cuatro son miembros de la organización México Unido contra la Delincuencia y fundadores de la Sociedad Mexicana de Autoconsumo Responsable y Tolerante (SMART), un club que defiende el derecho humano de libertad de elección frente al consumo de la mariguana.

Torres Landa dijo que la autorización expedida hoy en cumplimiento del fallo de la Suprema Corte “no tiene límite alguno” para la siembra de la mariguana y “la autoridad carece de las herramientas para regularlo”.

Por su parte, Armando Santacruz indicó que sentar jurisprudencia al respecto sería uno de los caminos y consideró “irresponsable” que el Legislativo espere a que “la Corte los obligue a que ajusten la Ley de Salud”.

“El Estado, en lugar de abdicar a su responsabilidad y dejar al garete los psicotrópicos y que los maneje el crimen organizado”, debe poner “las reglas sobre dónde, cómo, cuándo, a qué edad, dónde se pueden vender”, apuntó.

Sin embargo, “en el momento en que el Estado se hace a un lado”, el crimen organizado “pone la reglas y una de ellas es: mientras me pagues, yo te vendo la sustancia, qué te vendo, quién sabe”, comentó.

“Estamos en el peor escenario con el Estado haciéndose a un lado y ausente en la regulación de las drogas”, añadió Santacruz.

Torres Landa dijo que buscan que el Estado “tenga un rol preponderante que hoy en día no tiene”, que egule y debilite al crimen organizado, para mejorar las condiciones de seguridad y justicia en el país.

También llamaron al Presidente de México, Enrique Peña Nieto, a recapacitar en las declaraciones “muy desafortunadas” sobre la necesidad de un debate para reconocer lo que el Supremo ya estableció: que la prohibición de la planta es inconstitucional y, por lo tanto, insostenible.

Aseguraron que el Estado debe ser el primero en promover el cambio en la estrategia contra las drogas tras años de resultados “deplorables” en la materia y una ola de violencia que ha dejado más de 150 mil muertos desde 2006 y más de 26 mil desaparecidos, según cifras oficiales.


También te puede interesar