No se equivoquen, el dedo manda
En el tema de la Asamblea Nacional del Partido Revolucionario Institucional a celebrarse el día de hoy, parece ser que a pesar de las reuniones realizadas durante la semana no serán suficientes para que la elección del candidato presidencial no será decisión de todos en el partido, y sí será como es costumbre en el tricolor, en este caso será una elección hecha por el Presidente Enrique Peña Nieto, al menos así lo menciona en El Universal, el periodista Salvador García Soto, y escribe que: “con esa frase puede resumirse el sentido de la XXII Asamblea Nacional del Partido Revolucionario Institucional, que hoy tendrá lugar, […]. El Presidente Peña Nieto armó todo, con sus empleados y alfiles del partido, para que hubiera sí debate, diálogo, catarsis de los priístas, incluidos los que se muestran ‘rebeldes’, incluso les soltó, eventualmente, algunos temas y concesiones, como ‘dulces’: que si su Secretaría Anticorrupción; que si su ‘norma antichapulines’ o hasta el 30 por ciento de candidaturas a jóvenes; y que a las mujeres no las releguen a los peores distritos en la aplicación del 50 por ciento, que ya tienen de postulaciones. Pero, por encima de todo eso, estaba muy claro el mensaje de lo que se tenía que hacer y lo que no se podía tocar: abrir los candados de militancia para dar paso a sus alfiles ‘Tecnos’ en la sucesión y frenar cualquier exigencia de democracia interna en la selección del candidato presidencial, que se decidirá donde se tiene que decidir. Lo demás son ejercicios mentales y eufemismos priístas: que si ‘avanzamos en nuestras exigencias’; que si ‘somos un partido vivo que debate sus diferencias’; que si ‘nos abrimos para modernizarnos’; o incluso que si ‘la militancia derrotó a las cúpulas’. Nada que no tuviera el visto bueno desde Los Pinos, directa o indirectamente, salió en las Mesas cuyas conclusiones hoy serán validadas en el Palacio de los Deportes. Hasta ahí llegará Peña Nieto triunfalmente para demostrar que, desgastado, con su 20 por ciento de popularidad o como quieran verlo, sigue y seguirá siendo quien manda en el Partido Revolucionario Institucional, y quien decidirá […] quién es el candidato priísta a la Presidencia de la República en el 2018. No hay modo de que eso cambie, es la historia y esencia del Partido Revolucionario Institucional. El único periodo en el que los priístas no se sujetaron a la voluntad del Presidente, fue en los 12 años en que estuvieron fuera de Los Pinos. Entonces, el caciquil, Roberto Madrazo, y los gobernadores priístas, erigidos en virreyes, se despedazaron ante la ausencia del ‘jefe político’. […]. Hoy sí hay una efervescencia interna, una disputa que no es nueva entre políticos tradicionales y neopriístas técnicos, encabezada por Luis Videgaray y Miguel Ángel Osorio Chong, los dos ‘hombres fuertes’ de Peña Nieto. Detrás de uno o de otro, se han ido alineando grupos de políticos y técnicos y también los que cruzan por encima de esas clasificaciones; pero aun con las expresiones que buscan romper la hegemonía tradicional en el Partido Revolucionario Institucional y disputarle a Los Pinos el control total de la sucesión presidencial, el mensaje de fuerza de esta Asamblea fue contundente: ‘aquí mando yo'”.

Morena y su [email protected]
En materia las próximas elecciones en las que se habrá de elegir nuevo Jefe de Gobierno en la Ciudad de México, los que parecen llevar delantera son los del partido Morena, quienes entre sus filas tienen al menos 4 candidatos fuertes para contender, el problema va a ser a quién elegir para que el partido gane la elección en la capital y al mismo tiempo no se fracture con miras a la elección presidencial, y de esto en el Excélsior, la periodista Yuriria Sierra, escribe que: “los pronósticos dicen que Morena tiene en la bolsa la próxima jefatura de Gobierno. El futuro le pinta tan bien, que el Partido Revolucionario Institucional se tendría que pelear el puesto como la tercera fuerza política capitalina con el Partido Acción Nacional. Y el Partido de la Revolución Democrática deberá agradecer esta pérdida al muy cuestionable trabajo de Miguel Ángel Mancera desde el Palacio del Ayuntamiento, aquí hemos escrito sobre las tantas fallas en varios ámbitos que vivimos los capitalinos. […]. Y es que las encuestas dicen que para Morena, la campaña capitalina será un día de campo, no así su proceso de selección interna. El miércoles, El Economista y Consulta Mitofsky publicaron en conjunto sus últimos números, no sólo sobre Morena, sino también de la elección capitalina en general. Vaya grata sorpresa saber que son mujeres las favoritas, ya sean en el Partido Revolucionario Institucional con Rosario Robles, en Acción Nacional con Xóchitl Gálvez o el Partido de la Revolución Democrática con Alejandra Barrales. […]. Pero si hablamos sólo de lo que sucede en Morena, tenemos que, a últimas fechas, escuchamos los nombres de cuatro personajes que tienen la mano levantada con singular entusiasmo: la propia Claudia Sheinbaum, además de Ricardo Monreal, Martí Batres y Mario Delgado. Sheinbaum, actual delegada en Tlalpan, tiene a su favor el reconocimiento a su trabajo y, por qué no decirlo, su inteligencia […] y todo ello está avalado por su formación científica, ya sea dentro de la Universidad Nacional Autónoma de México, como por su trabajo realizado dentro del Panel Intergubernamental de Cambio Climático de la Organización de Naciones Unidas, y que está formado por científicos de todas partes del mundo, que se dedican a estudiar el cambio climático y son distintas soluciones. […]. Ricardo Monreal tiene currículum dentro de la función pública. Ha sido senador, diputado y lo mismo ha despachado como Gobernador de Zacatecas que como delegado en Cuauhtémoc, en esa tradición política tan mexicana que permite brincar de un lado a otro, de un estado a otro. Aunque para su mala suerte, los análisis que se han hecho de su trabajo delegacional, no lo dejan como él quisiera. […]. Martí Batres, es un viejo aliado lopezobradorista, hoy dirigente capitalino de Morena, y quien desde hace seis años soñaba con la jefatura de Gobierno, aunque en aquel entonces por el Partido de la Revolución Democrática. En esta ocasión fue de los primeros en hablar de sus aspiraciones, y hasta presentó un plan de 100 propuestas para mejorar la ciudad. Pero va diez puntos abajo, según la encuesta de El Economista, de la puntera. Mario Delgado, por su parte, es un funcionario con un buen currículo; dejó buen sabor de boca como Secretario de Educación capitalino en los tiempos de Marcelo Ebrard. […]. El método que elegirá a tres de estos cuatro será por encuesta aleatoria, como lo dictan sus estatutos, y podrán participar ciudadanos militantes o no del partido […]”.

Hijo de inmigrante
En Reforma, el periodista Jorge Ramos, nos habla sobre las intenciones del Presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, de aplicar nuevos planes migratorios en aquel país, situación que estaría afectando a millones de personas, y hace referencia a que la familia del Presidente norteamericano es de inmigrantes, y que a pesar de eso, Trump es totalmemte antiinmigrante, por eso escribe que: “es difícil encontrar en Estados Unidos a un político más antiinmigrante que Donald Trump. Quiere cortar la migración legal a la mitad, ha llamado violadores y criminales a los inmigrantes de México, desea prohibir la entrada a personas de seis países mayoritariamente musulmanes, en la campaña dijo que podría deportar a 11 millones en dos años si se manejaba correctamente, y sus órdenes de arresto a cualquiera que haya entrado ilegalmente están generando terror en la comunidad latina. ¿De dónde viene ese rechazo hacia los extranjeros? Ciertamente no de su familia. Los Trump son una familia de inmigrantes e hijos de inmigrantes. El abuelo del actual Presidente, Friedrich Trump, fue un inmigrante alemán, su madre Mary Anne vino de Escocia, y su esposa Melania es de Eslovenia. Y cuatro de los cinco hijos de Trump tienen a una madre inmigrante. […]. ¿Hay un plan para cambiar demográficamente a la nación? ¿Le inquieta a este gobierno que Estados Unidos esté en camino de convertirse en una nación compuesta solo por minorías? Esto explicaría el nuevo plan migratorio, apoyado por Trump y conocido como RAISE Act, que daría prioridad a los inmigrantes que hablan inglés y que tienen títulos universitarios. El plan no es abiertamente racista -no dice que prefiere a inmigrantes de Gran Bretaña, Australia, Irlanda y Canadá sobre los de América Latina, África y Asia. Pero el resultado final podría ser ese. […]. El primero de julio del 2015 […] la mayoría de los bebés en Estados Unidos ya era de minorías, según la Oficina del Censo. Es decir, que más de la mitad de todos los niños menores de un año en el país ya eran latinos, asiáticos, afroamericanos o nativos, no blancos. Limitar la inmigración legal a la mitad en una década, como propone Trump, no va a revertir el rumbo multicultural de Estados Unidos. La pluralidad se está gestando desde dentro. Se basa en los que ya nacieron en Estados Unidos, no en los nuevos inmigrantes. Para el 2044 los blancos no hispanos se convertirán en una minoría más y ningún grupo será mayoría. […]. La gran maravilla de este país es su tolerancia hacia los que son distintos y su apertura a nuevos inmigrantes, refugiados, pobres y perseguidos. Pero Trump lo quiere cambiar. Mi apuesta es que no va a poder. Es muy posible que con las nuevas reglas que Trump quiere imponer a los inmigrantes su abuelo Friedrich no hubiera entrado a Estados Unidos. Y yo tampoco; apenas hablaba un poquito de inglés cuando llegué en 1983. Pero aquí sigo. Me gusta el país […] que Estados Unidos llegará a ser y no la versión nostálgica y atrasada que Trump nos quiere imponer. Qué triste espectáculo cuando un hijo de inmigrante se convierte en antiinmigrante”.

El tal Rius
En Milenio, el periodista Hugo García Michel, nos cuenta sobre cómo conoció al caricaturista Eduardo del Río, de la importancia que tuvo en su adolescencia y formación personal, así como también de las obras más representativas de Rius a su consideración, por eso escribe que: “pocas personas resultaron tan importantes en mi formación personal, sobre todo a partir de mi adolescencia y hasta mis primeros 30 años, como Eduardo del Río, el gran caricaturista mejor conocido como Rius. Me topé con su obra y sus ideas a fines de los años 60, cuando yo tenía 13 años, y mi hermano mayor comenzó a comprar una revista mexicana de historietas absolutamente diferente a las que yo había leído antes. No solo era diferente por el dibujo de sus personajes, sino por el contenido. Se trataba de un cómic que hablaba de política, que ejercía una fuerte crítica social y que además era divertidísimo. Hablo de ‘Los Supermachos’ de Rius, revista de la que se publicó un centenar de números en pleno gobierno del priista de ultraderecha Gustavo Díaz Ordaz. Al lado de publicaciones como ‘Siempre!’ o la casi clandestina ‘Por qué!’, ‘Los Supermachos’ era de lo muy poco que se podía comprar en los puestos de periódicos con señalamientos al régimen. Más tarde vinieron ‘Los Agachados’, editados por Posada, empresa dirigida por don Guillermo Mendizábal Lizalde […] y en la que el caricaturista comenzó a publicar sus primeros libros, como los clásicos ‘Cuba para principiantes’ y ‘La panza es primero’. Debido a aquél, terminé por transformarme en un convencido socialista prosoviético y antiimperialista y gracias al segundo, me convertí en vegetariano. Con el paso de los años, mis ideas empezaron a bifurcarse respecto a las del dibujante. Comencé a volverme cada vez más crítico del llamado socialismo real, incluido el gobierno de Fidel Castro en Cuba. Rius, en cambio, se mantuvo dentro de la ortodoxia y ahí permaneció hasta su muerte. Guardo un cariño muy especial por aquellas de sus obras que más me tocaron la mente y que en su momento me la abrieron hacia nuevos horizontes. Ah, también dejé de ser vegetariano. PD: Nunca dejaré de agradecer a Rius el haber dibujado la portada de mi primer libro: ‘Más allá de Laguna Verde’ (Editorial Posada, 1988)”.

Cuenta regresiva
En el Excélsior, nos hablan sobre la Asamblea Nacional del Partido Revolucionario Institucional a celebrarse el día de hoy y de lo trascendental que puede llegar a ser si es que se concretan verdaderos cambios dese su interior, luego de que en las pasadas elecciones se demostró que el partido dejó de contar con la preferencia del electorado, y su columna de trascendidos, Frentes Políticos, asegura que: “llegó la hora para que en el cierre de la XXII Asamblea Nacional, las reformas estatutarias sepulten al viejo Partido Revolucionario Institucional y surja uno renovado e impetuoso que, de verdad, se transforme en forma y fondo, y con voluntad democrática. Las modificaciones a su reglamento interno podrían implicar un cambio que le dé un nuevo rostro al partido, que mire de frente a la ciudadanía y se comprometa, en serio, con ella para que el país siga adelante. Los principales dirigentes del Revolucionario Institucional, encabezados por Enrique Ochoa Reza, saben que sería muy difícil otra oportunidad para corregir errores y desviaciones que lo despojaron del primer lugar de las preferencias. La coyuntura política que hoy vive México cierra la puerta a la simulación y al engaño”.

El arrancadero 2018 de Peña Nieto
Por su parte, en El Universal también nos hablan sobre la Asamblea Nacional del Partido Revolucionario Institucional y lo que podría ser el “banderazo de salida” dentro del partido para determinar quién será el candidato presidencial rumbo al 2018, y su columna de trascendidos Bajo Reserva, asegura que: “los aspirantes priístas se alistan para entrar al arrancadero de la elección presidencial de 2018 y hoy darán la vuelta a la pista, frente a los más de 8 mil delegados de la XXII Asamblea Nacional del partido. La caballada tricolor se paseará frente a los distinguidos militantes y ante el gran elector, el presidente Enrique Peña Nieto. En la línea de salida del Palacio de los Deportes hoy estarán el ciudadano externo, José Antonio Meade; el hijo pródigo de Los Pinos, Aurelio Nuño; el jefe del eje Bucareli-Hidalgo, Miguel Ángel Osorio Chong; el Sanders mexicano, José Narro Robles, y el self-made man, Eruviel Ávila. Nos dicen que no se espera que don Enrique Peña Nieto dé el banderazo de salida, pero al menos podría delinear las cualidades del próximo candidato tricolor a la Presidencia de la República. ¿Quién saldrá en primer lugar del arrancadero? ¡Hagan sus apuestas, señores!”.

Actos públicos
Mientras que en Milenio, su columna de trascendidos Trascendió, asegura que: “que después de reunirse en el Palacio del Ayuntamiento con la Conago, el Secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, se retiró del lugar conduciendo su camioneta, como prefiere hacerlo, pero no salió del Centro Histórico sin antes probar unos tacos muy famosos en el lugar, sin mayor vigilancia ni escolta a la vista. Tiempos de dejarse ver, la víspera de la Asamblea Nacional del Partido Revolucionario Institucional, que hoy tendrá lugar al mediodía con la participación del presidente Enrique Peña Nieto y el gabinete”.

Vínculos 
Parece que las amistades del cantante “Julión” Álvarez no se limitan al mundo del futbol sino también a la política, así lo dicen en el diario Reforma, su columna de trascendidos Templo Mayor, donde asegura que: “si en estos días ven preocupado y atribulado al Gobernador de Jalisco, Aristóteles Sandoval, a lo mejor tiene que ver con sus gustos en materia de música y de amistades. Resulta que el político priista y el cantante Julión Álvarez han sido bastante cercanos en años recientes. Tanto así que seguido se les veía juntos en el palco del parque de beisbol y, en la colonia Puerta de Hierro, los vecinos aún recuerdan las escandalosas serenatas que llevaron juntos. Pero ahí no acaba el asunto. Autoridades de EU están revisando vuelos realizados por el avión propiedad del cantante, aeronave que era vista muy seguido en aeropuertos tanto de Jalisco como de Chiapas. A ver si al revisar los listados de pasajeros, no salen salpicados algunos políticos de esas entidades”.