Según versiones de diario Frontera de Tijuana, Jorge Hank Rhon abandonó el Hotel San Luis de esa ciudad acompañado de sus abogados.

En ese lugar permanecía arraigado, luego de que la Procuraduría de Justicia de Baja California y según el propio gobernador panista José Guadalupe Osuna Millán, era acusado por el asesinato de Angélica María Muñoz Cervantes, ex novia de uno de sus hijos.

Al salir del hotel, el empresario y ex alcalde priísta de Tijuana no dio declaraciones y se dirigió rumbo a su domicilio en un vehículo particular.

Hasta el momento no se tienen declaraciones de la autoridad local y se espera un pronunciamiento de parte de los abogados del dueño del consorcio Grupo Caliente.