La villa, que busca para dar hogar a haitianos, se encuentran en una zona de alto riesgo e inundaciones según Protección Civil.

México, 15 de marzo (EFE).- La construcción de “Little Haití”, una pequeña villa que pretende acoger a 225 haitianos que se encuentran varados en el fronterizo municipio de Tijuana (norte de México), fue interrumpida temporalmente hasta que se consigan los permisos necesarios.

El pastor que promueve esta iniciativa, Gustavo Banda, dijo hoy a EFE que decidió poner freno a la construcción después de que Protección Civil pusiera sellos de advertencia a varios edificios de la zona conocida como el Cañón de los Alacranes, por tener un “alto riesgo” ante posibles inundaciones.

Banda, quien encabeza la iglesia Embajadores de Jesús de Tijuana, explicó que a finales de febrero envió una carta al presidente municipal informando del inicio de la construcción de la villa, que pretende dar un hogar a decenas de familias de haitianos.

“El jefe de control urbano ya nos había visitado, dijo que el señor presidente (de Tijuana) nos daba el visto bueno y que ellos nos iban a gestionar todos los permisos y que la licencia de construcción era gratuita”, señaló.

Sin embargo, llegó la recomendación de Protección Civil y el pastor interrumpió la construcción, en la que colaboran los propios haitianos, “para que el Gobierno no diga que he desatendido su llamado”.

La construcción fue interrumpida temporalmente. Foto: EFE

“Hasta que tenga el visto bueno, con todo lo que ellos me han pedido, no voy a continuar”, dijo Banda, quien agregó que el próximo martes van a llevar a las oficinas de control urbano todos los documentos pertinentes.

Aseguró que en los más de 40 años que lleva residiendo allí, “jamás ha habido una inundación”.

Para el pastor, es “ilógico” que se decrete zona de riesgo, ya que en el lugar también hay otras “miles de personas” viviendo, y a ninguno se le había dado en ningún momento un diagnóstico similar.

En lo que sí coinciden el pastor y las autoridades es que la villa se ubica en una zona con “acceso difícil”.

Esa es la razón por la que en la carta remitida al presidente municipal también pedían ayuda para gestionar la construcción de un canal pluvial, que es una de las recomendaciones que ahora hace Protección Civil, indicó Banda.

 

Los haitianos, quienes llegaron al estado fronterizo de Baja California con la intención de cruzar a EU pero han perdido esperanzas de poder hacerlo por el endurecimiento de los controles migratorios de ese país, han recibido con decepción la recomendación de Protección Civil, aseguró.

“Cada uno de ellos ya sabe cuál es su casa”, comentó el pastor.