México, 16 Jun. (Notimex).- A casi tres años del fallido operativo policiaco que dejó 12 muertos en la discoteca “New’s Divine”, el procurador capitalino Miguel Ángel Mancera pidió a los familiares de las víctimas paciencia en lo que se resuelven las primeras sentencias.

En entrevista, el abogado de la ciudad recordó que la defensa de los 36 procesados ha presentado una serie de pruebas que deben desahogarse ante el juez, antes de que se cierre el periodo de instrucción y se pase al dictado de una resolución.

“Hay que tener paciencia en este tema del desahogo de las pruebas; la representación social (Ministerio Público) no puede hacer nada mas, esto es una parte del proceso, nosotros estamos pendientes”, dijo Mancera a pregunta expresa sobre el mensaje que enviaría a las familias.

Abundó respecto a careos y otros elementos presentados por los abogados de los funcionarios procesados que tienen que desahogarse.

“El presidente del Tribunal del DF (Édgar Elías Azar) dejó muy claro que para poder tener una sentencia se requiere concluir con todo lo que son los diferentes periodos de prueba y no se puede adelantar una sentencia mientras haya pruebas pendientes de desahogar”, indicó.

Mancera confió en que el proceso no demore mucho mas tiempo, y afirmó que el Ministerio Público se mantiene firme en las pruebas y las imputaciones hechas a todos los procesados.

El procurador capitalino comentó lo anterior tras participar en el evento donde se anunció un mecanismo a través de internet que permitirá dar seguimiento a las licitaciones de la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF).

El 20 de Junio del 2008, una fallida intervención policial instruida por el entonces director de la desaparecida Unipol, Guillermo Zayas, en las instalaciones de la discoteca “New’s Divine”, provocó la salida descontrolada de cientos de jóvenes que se encontraban en el interior, dejando como saldo 12 personas muertas.