Madison acababa de graduarse del octavo año de la Terra Vista Middle School, en Lubbock, Texas. Decidió pasar tiempo de sus vacaciones de verano en la casa de su padre y de su esposa, Felisha Owens. La comunidad educativa a la que pertenecía está consternada y no sale de su asombro por lo ocurrido.

Foto: La Opinión

Ciudad de México, 16 de julio (SinEmbargo/La Opinión).- Autoridades revelaron el último mensaje que envió la joven que se electrocutó en una bañera en Nuevo México, Estados Unidos.

La Policía de Lovington cree que Madison Coe, de 14 años, tomó una foto y la envió a un amigo antes de morir. La imagen muestra el cargador de su celular conectado a una extensión que reposa sobre una toalla.

Autoridades dijeron que la joven se electrocutó al tocar una parte desgastada de la extensión. El teléfono nunca cayó en la bañera como se dijo en primera instancia.

Cuando algo no está conectado a un salida con cable a tierra se deja de activar el mecanismo de seguridad que interrumpe el circuito.

Los padres de la joven autorizaron la publicación de la imagen con la intención de despertar conciencia y ayudar a evitar accidentes similares.

Felisha Owens, la madrastra de la Coe, dijo que a la joven le encantaba tomar baños.

“Podía pasar dos horas en la tina”, dijo Owens a CBS.