Tuxtla Gutiérrez, 17 Jun. (Notimex).- El procurador general de Justicia de Chiapas, Raciel López Salazar, consideró necesario desarrollar un operativo binacional México-Guatemala en la frontera sur del país.

“Planteamos el operativo Frontera Sur, el cual consiste en establecer destacamentos militares en zonas donde presumiblemente se puede permear la delincuencia, el crimen organizado que está en la zona del Petén, Quiché, Alta Verapaz, en el lado de Guatemala”, dijo.

Se trata, abundó, de “evitar que esos delincuentes lleguen a nuestro país, existen 54 cruces informales contra cuatro legales, tenemos inmensos ríos que confluyen en la línea divisoria y zonas montañosas que por su condición geográfica complican el escenario de inseguridad”.

También, señaló, es necesario formalizar el comercio ilegal en la zona, debido a que por años esa actividad se genera por el río Suchiate, a través de balsas improvisadas con llantas, además de lanchas.

Sin embargo, aclaró que no se trata de que se interrumpa el tránsito de la mercancía, pero el equivalente a mil dólares, es posible alcanzar acuerdos locales, regionales y binacionales, con la finalidad de establecer un ordenamiento de la actividad comercial.

El funcionario estatal manifestó que el tema de la frontera sur es muy importante, la zona es muy compleja a lo largo de sus 654 kilómetros de Chiapas, aparte de los límites de Tabasco y Campeche.

Destacó que se busca blindarla con acciones concretas y específicas, no militarización, debido a que es muy “porosa”, “no alcanzaríamos a cubrirla con 30 mil hombres, sino mediante puntos de control interno ubicados en cruces estratégicos, donde confluyen diversas carreteras federales y estatales”.

Ahí, explicó, se instalarían dependencias federales y estatales, con la finalidad de interceptar el tráfico de armas, drogas, personas y mercancía, el acuerdo binacional haría un combate muy fuerte y decidido a la incidencia delictiva.

Refirió que “cuando nosotros vamos a Guatemala o El Salvador no nos piden visa. Necesitamos saber quienes están entrando a México y una de las propuestas es la implementación de las cédulas biométricas de identidad de cada país”.