La megamovilización comenzó a las 10:00 horas en la Calzada Pie de la Cuesta y concluirá en el Zócalo de Acapulco. Foto: Humberto Padgett, SinEmbargo.

La megamovilización comenzó a las 10:00 horas en la Calzada Pie de la Cuesta y concluirá en el Zócalo de Acapulco. Foto: Humberto Padgett, SinEmbargo.

Ciudad de México, 17 de octubre (SinEmbargo).– Luego de realizar una megamarcha en Acapulco, Guerrero, que comenzó desde las 10:00 horas de este viernes, los participantes, encabezados por los familiares de los 43 normalistas desaparecidos, así como las de los tres asesinados y heridos por la policía de Iguala el 26 de septiembre pasado, alumnos y maestros participantes se retiraron del puerto para dirigirse a Chilpancingo, donde, informaron a la prensa, en las próximas horas definirán sus siguientes acciones.

La megamarcha que transcurrió en paz y tranquilidad durante más de cuatro horas fue recibida por un Acapulco abierto, solidario y en protesta. Desde los hoteles, restaurantes y negocios se regalaron agua y refrescos a los manifestantes. También se escucharon diversas consignas.

Es difícil, dado que a veces se compacta y otras se extiende, calcular cuántos asistieron a la marcha. En el camino, la columna fue sumando a espontáneos pero también a gente de la calles que, organizada, esperó un punto para encontrarse.

La mayoría lanzó consignas contra el gobierno de Ángel Aguirre Rivero. Se escucharon llamados a poner un alto a la inseguridad y a entregar, con vida, a los estudiantes que llevan 21 días desaparecidos, desde aquel 26 de septiembre en Iguala, cuando policías municipales se los llevaron con vida y, se supone, los entregaron a criminales.

“¡Ayotzi, amigo, Acapulco está contigo!”, se escuchó en la columna, pero también desde las ventanas.

“Alerta, alerta, ¿quién lleva la batuta? Los estudiantes, no el gobierno que ejecuta”, dijeron otros.

Ciudadanos parados en las banquetas sacaron sus propias consignas, pintadas en cartulina: “Acapulco está con Ayotzi”, gritó la mayoría.

Los padres de los 43 normalistas desaparecidos en Iguala, Guerrero, exigen la desaparición de poderes en la entidad y no se conformarán con un Gobernador interino, menos si es del Partido de la Revolución Democrática (PRD), dijo a SinEmbargo Manuel Martínez, vocero de los familiares de los estudiantes.

“No vamos aceptar un Gobernador interino del PRD, nosotros exigimos la desaparición de poderes, el pueblo va a gobernar Guerrero, no creemos en ningún político”, dijo.

Martínez, quien es tío de uno de los 43 normalistas, aseguró que no es suficiente la renuncia del Gobernador Ángel Aguirre Rivero, y que no aceptarán un interino de ningún partido político.

El vocero de los familiares indicó que en estos momentos se encuentran ya en Acapulco todos los padres de los estudiantes desaparecidos para participar en la marcha convocada para exigir resultados a las autoridades y la presentación con vida de los muchachos.

Además de los familiares de los normalistas, los empresarios del estado también se pronunciaron por la desaparición de poderes.

Ayer Jaime Nava Romero, presidente de Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) de Chilpancingo y del Consejo Ciudadano para la Seguridad y Desarrollo del Estado de Guerrero, entregó al Senado de la República cinco mil firmas para solicitar la desaparición de poderes en la entidad, pues aseguró que ni Aguirre y ni el Partido de la Revolución Democrática (PRD) en Guerrero, los atendió.

“El 14 de agosto de 2013 se le entregó al Presidente Enrique Peña Nieto un documento titulado Chilpancingo al borde de estallido social, luego a la Comisión Nacional de Derechos Humanos [CNDH] y al Gobernador Ángel Aguirre. Todos los documentos que hemos entregado se les ha hecho caso omiso. El 17 de diciembre del 2013, la Comisión emitió un informe de 116 páginas y se lo envían al Gobernador, al cual hizo caso omiso”, acusó.

Nava Romero indicó que el informe detalla que se tuvo conocimiento de centenares de personas que prefirieron abstenerse de compartir información, debido al patente temor y amenazas de posibles represalias de la delincuencia y autoridades estatales. “Este Consejo proporcionó la información de decenas de ciudadanos secuestrados, extorsionados y cercenados de algún miembro de su cuerpos. Se minimizó una respuesta”, denunció.

Acompañado de otros líderes empresariales y sociales de la entidad, entregó las firmas a senadores del Partido Acción Nacional (PAN) durante una conferencia de prensa en el recinto. Cuando concluyeron, llegó el turno de Carlos Navarrete Ruiz, presidente nacional del PRD, quien declaró que la solicitud de desaparición de poderes en Guerrero, era una un claro “artificio de un partido” para sacar raja política.

“Sólo puedo decir al respecto, que mal hacen quienes quieren recuperar viejas facultades del presidencialismo arcaico de México, mal hacen quienes pretendan especular o tratar de beneficiare de la tragedia guerrerense, mal hacen quienes quieran aprovechar las circunstancias para beneficiares políticamente o electoralmente”, dijo, sin aclarar si también se refería a los empresarios que unos minutos antes denunciaban al Gobernador Ángel Aguirre de omiso y pedían la desaparición de poderes en Guerrero, en el mismo espacio.

Finalmente, los marchantes terminaron con un mitin para reiterar su exigencia sobre la aparición con vida de los 43 normalistas desaparecidos.

MARCHAN EN ACAPULCO

Normalistas, familiares, maestros y organizaciones sociales de todo el país e incluso del extranjero realizan este viernes una megamarcha en Acapulco, Guerrero, para exigir la presentación con vida de los 43 estudiantes desaparecidos el 26 de septiembre pasado en el municipio de Iguala, así como la destitución inmediata del Gobernador Ángel Aguirre Rivero y del Alcalde con licencia y prófugo José Luis Abarca, así como juicio político a los actores materiales e intelectuales de los crímenes de Estado y lesa humanidad.

La megamovilización comenzó a las 10:00 horas en la Calzada Pie de la Cuesta y concluirá en el Zócalo de Acapulco.

Desde las redes sociales el Movimiento Popular Guerrerense y la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación de Guerrero (CETEG), invitaron a la población a sumarse. Este viernes varias escuelas de todos los niveles anunciaron la suspensión de labores para participar en la marcha.

Las autoridades estatales suspenderán las clases en Acapulco a las 15:00 horas por una zona de baja presión que tiene un 60 por ciento de probabilidades de convertirse en ciclón, por lo que se esperaban fuertes lluvias anoche y hoy.

Vestidas de blanco, las educadoras se concentraron en el asta Bandera a las 9:30, como apoyo a la marcha, pero no participarán en ella.

Solicitaron la presentación con vida de los 43 jóvenes normalistas de Ayotzinapa, que vuelva la paz al estado y respeto a los derechos humanos, pero no la salida del Gobernador Ángel Aguirre Rivero, pues sólo expresaron su solidaridad a las madres de los estudiantes ante el dolor que tienen y que ellas como madres no pueden estar indiferentes.

A la cabeza de la manifestación van los maestros de la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación del estado de Guerrero (Ceteg) acomodados por bloques, dependiendo de la región escolar a la que pertenecen.

En la protesta también participan miembros de la Sección 22 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) de Oaxaca, encabezados por su líder, Rubén Núñez.

Después marchan los normalistas y miembros de organizaciones sociales.

En la movilización portan pancartas en las que se exige la presentación de los jóvenes desaparecidos.

“Aguirre borracho, regresa a los muchachos”, “Ayotzi vive la lucha sigue”, “Si Figueroa cayó, ¿Aguirre por qué no?”, son algunas de las consignas que gritan los asistentes a la megamarcha.

Durante la movilización algunos de los manifestantes en Acapulco han hecho pintas en publicidad de políticos.

En el asta bandera frente al Parque Papagayo fue colocada una manta de protesta a favor de Ayotzinapa.

Usuarios de Twitter reportan que algunos propietarios de negocios salieron a repartir agua a manifestantes.

EMBAJADA DE EU CIERRA

Por su parte, la embajada de Estados Unidos en México en la Agencia Consular en Acapulco mantuvo cerrada sus puertas por la marcha y sólo atendió emergencias. A través de un comunicado emitido el jueves, la embajada advirtió a todos los ciudadanos estadounidenses a evitar esta zona durante la duración de la protesta.

La embajada indicó que esta protesta es una respuesta a la desaparición de un grupo de 43 estudiantes y la presencia de fosas clandestinas que se encuentran en otra zona del estado de Guerrero, “donde se sospecha la participación de la Policía”.

Agregó que debido al impacto que puede tener esta marcha en el flujo del tráfico de vehículos, el consulado en Acapulco “será incapaz” de recibir al público este viernes en sus oficinas, aunque aclaró que la agencia consular “estará disponible para responder a las solicitudes de emergencia”.

Llamó a monitorear las noticias, mantener la vigilancia y mejorar su seguridad personal.

TOMA DE ALCALDÍAS

Ayer, profesores de la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación de Guerrero (Ceteg) tomaron la mañana del jueves al menos seis ayuntamientos de Guerrero, entre ellos el de la capital del estado y el de Iguala, como parte de las protestas para que se presente con vida a los 43 estudiantes de la Normal Rural de Ayotzinapa.

Los palacios de gobierno de Chilpancingo, Tlapa, Huamuxtitlán, Atenango, Copalillo e Iguala fueron tomados esta mañana de manera pacífica por integrantes de la Ceteg.

El miércoles 15, la Asamblea Nacional Popular que se integró en Ayotzinapa, Guerrero, por 53 organizaciones sociales y estudiantiles del país, anunció que para exigir la presentación con vida de los 43 normalistas desaparecidos en Iguala y justicia para los seis asesinados, tomarían a partir de este jueves los 81 ayuntamientos del estado de manera indefinida.

El Palacio de Gobierno de Chilpancingo fue tomado desde el inicio de semana.

Tras el anuncio de la toma de los Ayuntamientos, en algunos municipios de Guerrero sacaron documentos, computadoras e incluso mobiliario ante el temor de actos vandálicos.

La Asamblea también exigió la destitución y juicio político al Gobernador Ángel Aguirre Rivero, al Presidente Municipal con licencia y prófugo, José Luis Abarca Velázquez, y a su esposa María de los Ángeles Pineda Villa. Además exigieron castigo a los responsables de la masacre de seis personas la noche del 26 y la madrugada del 27 de septiembre en Iguala.

Llamó a generar condiciones para la desaparición de poderes en el estado por la omisión y complicidad de las autoridades con el crimen organizado.

Pidió a las organizaciones y a la población de todo el país a realizar paros estudiantiles, bloqueos, tomas de casetas, de plazas públicas, cierre de refinerías y a bloquear aeropuertos.

La noche del pasado 26 de septiembre, la Policía municipal de Iguala disparó contra estudiantes normalistas, lo que dejó seis muertos, 25 heridos y 43 estudiantes desaparecidos.

Por estos hechos se ha arrestado a cerca de 50 personas, la mayoría policías municipales de Iguala y de Cocula, así como presuntos miembros del grupo criminal Guerreros Unidos.