Santiago, 19 Jun (Notimex).- El gobierno de Chile autorizó hoy el retorno a sus hogares de más de cuatro mil personas que fueron evacuadas por la erupción del complejo volcánico Puyehue-Cordón Caulle, en el sur del país, informaron las autoridades locales.

El ministro chileno del Interior, Rodrigo Hinzpeter, dijo este domingo a periodistas que autorizó el regreso a sus casas de los cuatro mil 200 evacuados, ya que la actividad volcánica en la zona “va decreciendo”.

“Hemos tomado la decisión de permitir que las personas que tuvieron que evacuar puedan volver a sus hogares, porque la información de la actividad volcánica indica que esto va decreciendo”, señaló.

Hinzpeter agregó que el paso fronterizo Cardenal Samoré, que comunica con Argentina, continuará cerrado para el tránsito vehicular, debido a la gran cantidad de material volcánico que se encuentra en la ruta.

Según un informe del Servicio Nacional de Geología y Minería (Sernageomin), los sectores cercanos al curso del río Nilahue, pero alejados de su cauce, se consideran seguros, así como las localidades de Pocura y Pichico, entre otras.

La situación es similar en las zonas situadas aguas abajo del puente La Mula, como Las Once Vacas, Ranquil, Ranquil Chanco, Epulafquen, El Arenal, Mallay, Futangue, Pitreño y Riñinahue.

El director nacional de la estatal Oficina Nacional de Emergencia (Onemi), Vicente Núñez, aseguró que se seguirá “monitoreando la evolución de la actividad y ante cualquier cambio en el proceso eruptivo se reevaluarán las condiciones de riesgo”.

El funcionario advirtió además que, en caso de ser necesario, “se activarán los comités de operaciones de emergencia y se tomarán oportunamente las acciones correspondientes”.

En los 16 días en que se mantuvo la evacuación, cuatro mil 270 personas salieron de la zona aledaña al complejo volcánico, tanto en la Región de Los Ríos, como en la de Los Lagos, en el sur del territorio nacional.