Jorge Ramos en la portada de Time Foto: Especial

Jorge Ramos en la portada de Time Foto: Especial

Ciudad de México, 23 de abril (SinEmbargo).– Jorge Ramos, periodista mexicano y presentador del Noticiero Univisión, dijo esta noche que su discurso de ayer en la gala de la revista Time, donde pidió la renuncia del Presidente Enrique Peña Nieto fue para aprovechar el foro porque en pocas ocasiones se tiene la atención, como la tuvo esta noche.

En entrevista para Carmen Aristegui en su noticiero de CNN, el conductor del programa Al Punto, dijo que en su discurso de la víspera quería hablar de “ustedes”, refiriéndose al equipo de la periodista que hizo una investigación sobre la “casa blanca” del Presidente Enrique Peña Nieto y que tras su publicación fueron despedidos por MVS Noticias.

“Es increíble que cuando periodistas denuncian actos de corrupción, sean ellos los que dejan el cargo y no quien cometió corrupción, y eso hay que denunciarlo”.

Y enfatizó:

“Si el Presidente Enrique Peña Nieto es culpable de corrupción tiene que dejar el puesto”, dijo.

Ramos también dijo que su discurso no fue una “conspiración”. Afirmó que no forma parte de ningún partido político ni está aliado con ningún líder político mexicano. “Soy sencillamente un periodista mexicano que no quiere que en su país haya un Presidente corrupto”.

Además reiteró y abundó en el mensaje que dio la víspera en la mencionada entrega de reconocimientos:

“Este no es el México de 1968, no es el México de Excelsior, el México de Tlatelolco. Es un México totalmente distinto, en donde los jóvenes, con los periodistas independientes, en donde los ciudadanos que no se dejan están hablando, tenemos las redes sociales que antes no teníamos […] Y aunque el Presidente y Los Pinos quisieran callarnos no nos pueden callar”.

Carmen Aristegui le preguntó sobre cómo se puede comprobar que hubo un acto de corrupción, el periodista dijo:

“Por supuesto se necesita saber que hay una investigación. Es un insulto que el propio Presidente haya designado a Virgilio Andrade como su propio investigador. Nadie se la va a creer. Le corresponde al Congreso de México hacerlo, y les ha tocado a ustedes, los periodistas. […] Si el Congreso en México y a veces los partidos de oposición, [no denuncian] entonces nos toca a nosotros los periodistas decir las cosas y decir que sí hay un acto de corrupción, el Presidente no puede quedarse”.

El periodista recordó que existe el Artículo 86 de la Constitución que dice “el cargo de Presidente de la República sólo es denunciable por causa grave, que calificará el congreso de la Unión, ante el que se presente la renuncia”.

“¿Es causa grave que se le acuse de corrupción al Presidente de México? Es muy grave. ¿Es causa grave que su esposa sea acusada de corrupción? También es grave.  ¿Es causa grave Ayotzinapa? Lo es. ¿Es causa grave la matanza de Tlatlaya? Es causa grave. Es muy grave que se acuse de la masacre de Apatzingán. Es increíble que desde que inició su Gobierno hayan muerto 37 mil mexicanos”.

Jorge Ramos criticó que el Presidente Peña Nieto no ha estado abierto al escrutinio desde que llegó al poder. “No ha dado una conferencia abierta donde haya preguntas que no estén pactadas, no ha dado entrevistas a medios independientes”.

Ramos tuvo la oportunidad de entrevistar al ahora Presidente cuando era Gobernador del Estado de México. En esa ocasión, el periodista lo preguntó. ¿Es millonario? Y Peña Nieto le respondió: “no”. Esta noche, el reconocido comunicador se cuestiona “¿cómo pudo comprar la casa?”.

Jorge Ramos fue incluido este año entre los 100 personajes más influyentes del mundo por la revista Time. Ayer, durante la gala de la publicación, el periodista habló, en español, de la “casa blanca”, propiedad de la primera dama.

“Señor Peña Nieto, comprar casas de contratistas y luego darles millones de dólares en contratos, eso es corrupción. Por eso tanta gente quiere su renuncia y no nos vamos a callar”.

Durante su intervención, el periodista también rindió tributo a los inmigrantes que trabajan en Estados Unidos y que viven situaciones difíciles.

“Es muy difícil ser un inmigrante porque tienes que dejar todo […] Usted sale de su casa, de su familia, de sus amigos, de su cultura, de su idioma y a veces de su alma”, dijo Ramos durante la ceremonia celebrada el martes en Nueva York.

Ramos es presentador del Noticiero Univisión y conductor del programa Al Punto y de la cadena Fusion.

El periodista mexicano brindó por tres grupos de rebeldes a quienes “respeta y admira mucho”, entre ellos los periodistas que han denunciado la corrupción en México. También destacó la lucha de quienes llamó sus “héroes”, los Dreamers, jóvenes indocumentados que entraron a Estados Unidos antes de cumplir los 16 años de edad y que fueron traídos por sus padres, mismos que no tienen asegurada su permanencia en EU.