Elementos del Ejército mexicano encontraron una serie de fosas clandestinas en un terreno ubicado cerca de la Carretera Juárez-Santiago, en el municipio de Benito Juárez, Nuevo León, donde podrían haber restos humanos.

De acuerdo con los primero reportes, el hallazgo fue realizado esta mañana, luego de que elementos militares recibieran el reporte de actividades ilícitas en el predio, por lo que acudieron al lugar y confirmaron diversas excavaciones.

Hasta este momento, el personal de Servicios Periciales de la Procuraduría de Justicia no han encontrado ningún cuerpo.

Al lugar acudieron elementos de la Agencia Estatal de Investigaciones, así como de la policía estatal, en tanto los efectivos del Ejército ya tienen resguardada la zona.