Foto: Publicis

Foto: Publicis

Ciudad de México, 24 de junio (SinEmbargo).- La viralidad de ciertas campañas publicitarias radica en su contenido y en el impacto que este tiene en el público. Sin embargo, dentro de este apartado tienen cabida temas variados que no suelen ser del agrado de muchos.

Sin embargo, a menudo, las imágenes que más dividen opiniones suelen ser las más afectivas para este propósito. Se cumple, pues, el dicho que asegura que no importan los comentarios negativos o positivos mientras se hable del tema.

La más reciente campaña publicitaria de Crisis Relief Singapore se encargó de llevar a cabo un bombardeo de imágenes crudas que básicamente obligan al espectador a tomar conciencia de los problemas sociales que hay en el país asiático.

Foto: Publicis

Foto: Publicis

No obstante, además de tener el proposito de hacer conciencia entre la población, la campaña también ataca fuertemente ciertas tendencias en las redes sociales, en particular de Facebook.

Bajo el título “Liking Isn’t Helping” (algo así como dar “like” no es ayudar), la agencia publicitaria singapurense Publicis, critica de manera aguda los bombardeos de “likes” o “me gusta” que suelen darse en la red social.

De igual manera, el tema “Be a volunteer. Change a life” (Sé un voluntario. Cambia una vida) está estrechamente relacionado con el objetivo de la campaña e invita a dejar las inocuas muestras de empatía y a actuar de manera directa.

Uno de los fenómenos más característicos de Facebook es la indiscriminada aprobación de comentarios que se realiza mediante el botón “me gusta”, el cual es representado por una mano con el pulgar hacia arriba, en señal de aprobación.

Foto: Publicis

Foto: Publicis

De esta manera, los timelines de millones de usuarios en todo el mundo se ven plagados de imágenes que buscan crear conciencia, pero lo más que logran es un ataque masivo de “likes” que poco contribuyen a solucionar el problema que se expone en las publicaciones.

Para ejemplificar estop de manera gráfica, Publicis utilizó fotografías reales de prensa y después mediante una serie de ajustes pertinentes con Photoshop, logró la incorporación de manos con los pulgares alzados.

La campaña sólo cuenta con tres imagenes hasta el momento. Sin embargo, no sería de extrañar que –dado su éxito viral en la red– la publicidad se extienda o, bien, sea emulada en algún otro sitio del orbe.