ESTÁS EN LA SECCIÓN

OPINIÓN

Un jardín de rocas

En el corazón de la ciudad prohibida de Beijing,
frente al Pabellón de la Felicidad y la Paz,
donde el emperador elegía a sus concubinas,
como un paisaje a la vez celestial y submarino,
se extiende un extraño jardín de enormes rocas.

Por Alberto Ruy-Sánchez

Es escritor y editor.

Hay dos maneras de seguir a Sinembargo en Twitter

1. Para ver TODAS LAS NOTAS publicadas, sigue la cuenta @SinEmbargoTR

2. Para ver UNA SELECCIÓN DE LO MEJOR, sigue la cuenta @SinEmbargoMX

¡Síguenos! dale click al que prefieras
4 Comentarios
  • Jakaranda Mortal
    00:54h, 15 agosto Responder

    …piedras…poema….del jardín zen de la vida……eterno…

    ..gracias… por ese arte

    de la felicidad….

    en ..ver…..y hacer….poesía…

    felicidad

     
  • Macarena Huicochea
    08:48h, 15 agosto Responder

    Siempre he admirado tu manera de narrar , tanto porr escrito como cuando lees o platicas… eres de los pocos escritores capaces de acariciar el oido y el alma con las palabras, de apaciguar el corazón y sembrar en la mente nuevas imagenes y posibilidades de ver…me encantas!!!!!

     
  • Cristina Pantoja Delhumeau
    14:50h, 15 agosto Responder

    Sensible, sutil, precioso.

     
  • Alejandra Canaán
    21:21h, 16 agosto Responder

    Gracias por estos pequeños placeres que transforman mi cotidianidad.

     

Escribe un comentario

SinEmbargo no está obligado a publicar todos los comentarios. Eliminará aquellos que no contribuyan al debate porque discriminan, humillan, incitan al odio, no respetan la diversidad y la divergencia o son simplemente ofensas. Todos queremos debatir, expresarnos con libertad y leer puntos de vista. Se puede hacer, sin romper estas mínimas reglas. No nos asustan las "malas palabras".