Trabajadoras en venta

Por: - octubre 17 de 2013 - 7:16
Cacho en Sinembargo, COLUMNAS - 21 comentarios

 

Siempre quise viajar a Bali y ahora que fui invitada para un festival literario, me encuentro al Presidente de México.

Cuando Indonesia, este bello país localizado entre el sureste asiático y Oceanía, se independizó, el gobierno denominado Régimen del Nuevo Orden estableció el Ministerio de Transmigración. Era el gobierno y no las y los ciudadanos quienes decidían la migración interna. Como Java era la isla más poblada del país, sus trabajadores fueron reubicados en la otras islas para trabajar en plantíos, granjas y en la industria maderera.

Desde 1980 el gobierno decidió extender este programa migratorio haciendo convenios para exportar (así lo dice el documento oficial) hombres y mujeres jóvenes y sanos, sin experiencia pero dispuestos a trabajar en cualquier maquiladora. Este acuerdo gubernamental se realizó, principalmente, con los países de Arabia Saudita, Brunei Darussalam, Taiwan, Japón y Singapur. Durante la década de los años noventa casi el 40 por ciento de las y los trabajadores migrantes en esos países eran de Indonesia.

Esta política para paliar el tremendo desempleo en el país ha creado un mercado regional en que las fábricas piden trabajadores de ciertos tipos para determinados trabajos. Las maquiladoras de ropa generalmente piden mujeres jóvenes, que aunque no estén capacitadas, pueden ser explotadas hasta durante 16 horas al día, sin quejarse siquiera. Para principios del año 2000, las remesas de trabajadoras indonesias sumaban mil millones de dólares, hoy en día se han duplicado.

Resulta curioso que el gobierno indonesio vea este tipo de emigración laboral como una forma de desarrollo económico que hay que celebrar. Tanto así que en su Plan Nacional de Desarrollo se incluyó por primera vez la aportación que sus trabajadores en el exterior hacen al PIB.

El Consorcio para la Defensa de Trabajadores Migrantes de Indonesia (KOPBUMI) estima que cada año 400 mil personas salen de ese país a costa del desempleo. Las mujeres constituyen el 70 por ciento de emigrantes que buscan trabajo en otros países, es decir, la feminización de la migración laboral ha feminizado la economía (aunque las autoridades no reconozcan el papel vital que la mano de obra de las mujeres juega en este país). Los países que buscan mujeres para trabajo doméstico son: Arabia Saudita, Singapur, Malasia y Hong Kong.

Todo esto suena “maravilloso”: un país cuya economía ha sido rescatada por una mayoría de mujeres que mes con mes sostienen familias enteras; un grupo de gobiernos que favorecen los permisos laborales con rapidez; qué decir del milagro económico de la globalización. Sin embargo hay un detalle:

Para facilitar esta mal llamada exportación de trabajadoras (como si fueran objetos), tanto el gobierno de Indonesia como el gobierno receptor trabajan con agencias intermediarias. La coalición de organizaciones civiles de este país asegura que cuenta con testimonios de agencias que sostienen que las mujeres indonesias “son mejores porque no hablan inglés y no conocen sus derechos, por eso son más obedientes”.

En 2003, a partir de una serie de noticias sobre los abusos a las trabajadoras indonesias en el extranjero, el Ministro de Poder Humano y Transmigración (Ministry of Menpower and Transmigration), Jacob Nuwa Wea, declaró que a partir de ese año estaba vetado enviar mujeres a otros países, ya que eran sicológicamente inmaduras, que no entendían otros idiomas y sus culturas. Sus declaraciones, además de ofender a las mujeres, que son capaces de llevar a cabo tantos o más trabajos que los hombres y tienen mayor adaptabilidad a las culturas, no tuvieron implicaciones: la economía necesita las remesas y las mujeres siguen saliendo del país, algunas con permisos legales otras con polleros que las ponen en manos de tratantes de personas.

Como en México, en Indonesia las declaraciones de políticos buscan más un impacto mediático emocional que una acción directa para mejorar la economía y calidad de vida de las millones de personas sumidas en la pobreza.

La semana pasada, aquí en Bali, se reunieron los presidentes del mundo en la APEC (Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico) y la ELM (Reunión de Líderes Económicos), con Peña Nieto entre ellos. El contingente de poderosos firmaron la declaración final en la que afirman su compromiso para asegurar la “Conectividad Institucional y de persona a persona” que consideraron es la llave para lograr la meta del libre comercio e inversión mundial.

La conectividad física se refiere a desarrollar, mejorar y mantener la infraestructura que hace posible el libre mercado entre países. La conectividad institucional se refiere a avanzar en reformas estructurales que busquen remover las barreras regulatorias desiguales que impiden el libre comercio. Aunque se habló de estándares técnicos aduanales y en homogeneizar las reglas de producción en los países de origen, como siempre dejaron del lado el tema de la explotación laboral y los derechos humanos directamente vinculados a la globalización del libre comercio que devasta recursos naturales y humanos.

Tanto el representante del gobierno mexicano como el de Indonesia hablaron maravillas sobre las facilidades que sus países otorgan a inversionistas extranjeros; sólo en los pasillos y en voz baja se escucharon los comentarios sobre la corrupción institucional, la desigualdad que generan estos acuerdos económicos y, sobre todo, la explotación inherente a estas políticas económicas. Mientras tanto, los grupos indígenas que se manifestaron ante la APEC fueron silenciados, porque en política económica sólo las minorías mandan y, aparentemente, las mayorías deben someterse a esos mandatos de crecimiento y cifras alegres.

Leer más sobre este autor

Es periodista y activista.


Publicaciones anteriores de


21 comentarios en "Trabajadoras en venta"

  1. Thomas 17/10/2013 a las 9:22 AM · Responder

    Gracias y espero pueda vender muchos de sus libros que por lo que cuenta que pasa en ese país, es necesario dar a conocer a estas ciudadanas mujeres que derechos deben exigir.

  2. francisco 17/10/2013 a las 9:56 AM · Responder

    De que hablas luciano

  3. KARL 17/10/2013 a las 10:00 AM · Responder

    UPSS LUCI ANO, ENTONCES FUE MENTIRA LO DEL GOBER PRICIOSO?
    SUCCAR NO ES PEDERASTA?
    KAMEL (AQUEL QUE LE DA ORDENES A EBRILIO GRAN BOA, “DALE PA`TRAS PAPA”) ES UN INOCENTE EMPRESARIO?

    CUANTO CUESTA LYDIA? YA QUE AFIRMAS QUE ESTA EN VENTA.

  4. yomero 17/10/2013 a las 11:16 AM · Responder

    México y el sudeste asiático infestadas de pornografía y trata infantil y la especialista en esos asuntos no lo menciona. Fenómenos claros de corrupción extrema.

  5. jacinto el roto 17/10/2013 a las 4:11 PM · Responder

    hola¡ no hay duda que en Mexico pasa lo mismo, explotación de la fuerza feminista. creo que hay que cambiar y darle el valor a la mujer, bueno esto en primer lugar. las ridiculeces que EPN. hace en el extranjero no es raro, la mayor tiempo lo hace aqui en el pais. hablan de la inversión extranjera como si eso fuera lo maximo, mientras que a los mexicanos no tenemos ni la minima posibilidad de un financiamiento. por que todo esta politizado. de que me sirve que haya una super empresa transnacional en mi ciudad si esta me va a explotar como trabajador…

  6. Toño 17/10/2013 a las 5:15 PM · Responder

    Uff, pues queda poco decir…
    Desgraciadamente, esa es la realidad oscura del neoliberalismo, el capitalismo salvaje y los procesos de globalización que se han dado en las últimas décadas.
    A los gobiernos (especialmente, asiáticos, africanos y latinoamericanos) les conviene crear masas de población que desconozcan, no solo sus más elementales derechos humanos, laborales y sexuales, sino también el poder que tienen de rebelarse contra ello, sí adquieren mayor preparación académica ó autodidacta.
    Por eso, por ejemplo en México, nos promueven como la gran “santa” y luchadora justiciera, a seres tan decadentes y corruptos como Laura Bozzo, para tener un importante segmento de la población (precisamente, el mismo que deja pisar sus derechos) que crea que un factor externo a ellos, los va a salvar de su vida explotada…. En lugar de promover la educación y la consciencia de uno mismo y del entorno, como el inicio de un firme cambio, no solo personal, sino también económico, cultural y emocional.
    Creo que el neoliberalismo, en realidad, se ha convertido en una nueva forma de colonización, pues los factores de desigualdad e injusticias no solo no han desaparecido…, incluso se han agudizado y llevado a extremos insultantes, aunque claro, adaptado todo a este nuevo concepto de falsas democracias.
    Es un gusto ver que existen periodistas que aún hablan con la verdad, como en tu caso. Un gusto y no dejes de luchar; este país tan corrompido, necesita más periodistas como tú, comprometidas con la verdad y no con las prebendas de los privilegios y monopolios (Tristemente, la mayoría d los periodistas son chayoteros y solo una minoría, como tú, les importa en verdad la ciudadanía).

  7. carolina 17/10/2013 a las 11:18 PM · Responder

    LUCIANO,DENUNCIAR LO Q LYDIA CACHO DENUNCIA ,NO TE GUSTA VERDAD? SERA POR ALGO? TOCA A TUS INTERESES SEGURAMENTE. SEGURAMENTE ERES PEDERASTA.,ASI Q TUS COMENTARIOS DAN LASTIMA.ASI Q ARRIBA LYDIA CACHO,ORGULLO MEXICANO!

  8. esteban 18/10/2013 a las 1:23 PM · Responder

    no poner las manos al fuego por nadie, conocemos sus escritos, sus reportajes sus articulos pero pocos conocen a la persona, dicen que nadie es profeta en su tierra porque todos en su tierra saben de que pie cojeamos cada uno, dimelo a mi que soy de atlacomulco.

  9. Jesús E. Silva 19/10/2013 a las 1:43 PM · Responder

    Mi estimada Lydia:
    Ta obvio es tu artículo, que no pensaba escribir nada, pero al leer los comentarios, sobre todo de esa persona que valientemente se nombra Luciano, no me queda otra que decir lo que pienso.
    Creo que la compra – venta de personas es actualmente el mayor negocio del mundo; en México se compraron más de diez millones de personas para que votaran por EPN, sin más comentario al respecto, para no ocupar espacio, ni repetir lo que se ha dicho hasta el cansancio.
    Yo la verdad, no tengo en gusto de conocerte personalmente, pero si tengo el gusto de leer algunos de tus libros y darme cuenta de que eres una mujer valiente y que el señor que te critica no es digno de ser mencionado, aunque diga que te conoce muy bien.
    Sabemos el enorme riesgo que significa desenmascarar a la podredumbre que son los que sin misericordia explotan a las personas, aunque como dijo alguien por ahí, tener una empresa sea una labor titática; pero si en esa empresa no le pagan a los trabajadores lo que les permita llevar una vida similar a la que el empresario lleva, entonces, se está explotando al trabajador.
    Ya lo dijo Ghandi: “Aquel que tiene lo que no necesita, es un ladrón, lo quiera o no”. Un abrazo mi querida Lydia y sé que no harás caso de la basura, esa, al cesto.

  10. el tarahumara 20/10/2013 a las 7:15 AM · Responder

    Lydia las opiniones difieren. invariablemente los que cuentan con la fortuna de el poder de comunicar. ya sea por medio escrito escuchado o visto. lo pueden hacer solo de dos formas . honestamente o a modo. en los comentarios es igual pueden ser honestos o a modo.en lo personal tu pluma es honesta y al igual que una espada justiciera jamas sera vista con afecto por quienes defienden la injusticia…..saludo con afecto.

  11. Eder 17/10/2013 a las 10:40 AM · Responder

    ¿Ah si? pues escríbelo para que los demás sepamos quién es.

  12. JB 17/10/2013 a las 12:08 PM · Responder

    Luciano, denunciar una red de pederastas y corrupción, no es para crear fama y dinero, ¡es para proteger a niños y niñas de México!

  13. Arturo 17/10/2013 a las 1:43 PM · Responder

    Nada más por no dejar tu absurdo comentario sin respuesta, me tomaré el tiempo de responder.

    En primer lugar, tu comentario trata de desprestigiar al periodista, pero no tocas el tema del artículo. ¿Qué te dolió de lo dicho? ¿Defiendes la explotación de personas legalizada? ¿O te duele que le peguen al peor presidente que hemos tenido por tratar de hacer lo mismo aquí? De todas maneras acá la gente trabaja demasiado con pocas ventajas y le pagan casi nada. Pero eso sí, la respuesta para todo es “ponte a trabajar y deja de chingar”. En fin que aquí los empresarios te hacen el divino favor de pagarte por trabajar, así que ni derecho tienes a quejarte.

    ¿Por otro lado, te atreves a decir que denunciar la red de prostitución y pederastia tan terrible y tan anclada al sistema político es puro show? ¡Show es lo que hace Laura Bozzo! Sin el riesgo que tomó Lydia para denunciar esa red, nadie se hubiera enterado nunca. Así que si algo de lana y fama ganó a partir de ese riesgo, entonces bien ganado. Debemos de dejar de envidiar el éxito del prójimo y empezar a construir nuestro propio éxito. Que nadie tiene porque disculparse si se ha ganado algo con esfuerzo.

    Pero además, ¿Decir que Lydia Cacho es famosa y adinerada? Seguramente ganó tanto con su libro que ya es más rica que los conductores de noticias de Televisa. Mucho más conocida que ellos y seguramente ya hasta sale en la tele. Pero como eso no es cierto, entonces no sé de que diablos hablas. Claro, si a las amenazas de muerte le llamas fama y fortuna entonces a lo mejor estás en lo correcto.

    En lo personal, cualquier periodista que no le tema a pegarles a los poderosos, que buena cola que les pisen tienen, se merece respeto. En éste país lo mas importante es convertirnos en verdaderos ciudadanos, y eso implica empezar a exigir en lugar de nada más ir a votar y ya. Y los únicos que podrán ayudarnos a hacerlo serán los periodistas que no teman decir la verdad a pesar de los riesgos.

    Si Lydia ha realmente ganado algo a partir de denunciar a los poderosos, entonces muy bien ganado. Que cualquiera otro que lo hiciera también merecería un premio.

  14. gregorio ramirez 17/10/2013 a las 1:55 PM · Responder

    el que tu no le creas no quiere decir que nadie le cree luciano afortunadamente habemos muchos que si confiamos en personas como lidia
    un saludo para ti Lidia

  15. Ser 17/10/2013 a las 5:16 PM · Responder

    Falacia de Razonamiento Argumentum Ad Hominem, puesto que acusa para denigrar a Lydia, sin aportar ninguna prueba que sustente su argumento. Para los que pasamos la preparatoria habiendo asimilado la lógica clásica, sólo exhibe su ignoranica, En vez de denigrar como es su fin se presenta como un “burro” sin base en su argumentación, pura ofensa emocional,

  16. Toño 17/10/2013 a las 5:22 PM · Responder

    ¡Que tipo tan rídiculo y decadente, en verdad!
    ¿Serás real, ó solo eres un bot pagado, para atacarla?
    Independientemente de ello, es evidente que ni siquiera tienes la más remota idea del riesgo al que estuvo expuesta Lydia Cacho.
    La libertad de expresión no te garantiza un best seller. Sí el libro se convirtió en best seller ó no, depende de otros factores… Pero existen infinidad de libros de denuncia, que no se convierten en best seller; no seas rídiculo, por favor.
    Ahora, yo no sé a que te refieras, pero esta mujer ha estado expuesta a numerosos riesgos por su trabajo.
    Por gente como tú, analfabetas como Peña Nieto y gente abusiva y explotadora, están acabando con el país.
    Que pena, pero tú eres un ejemplo de los efectos nocivos de la promoción de la ignorancia en los principales medios de comunicación, la corrupción y abusos de los principales sistemas políticos y ecónomicos.

  17. Waldo 17/10/2013 a las 9:13 PM · Responder

    Hay Luciano, le haces honor a tu nombre…

  18. Heriberto 17/10/2013 a las 10:11 PM · Responder

    Ya no digas babosadas, Luciano Roberto Borge Angulo, mejor ponte a dieta. ¡Pinche cachetón pretencioso!

  19. Alan 19/10/2013 a las 8:26 AM · Responder

    Cuánto deben cobrar las trabajadoras según tú ? Sabes lo que representan los costos de una empresa? Es muy fácil opinar desde el punto de vista del empleado, total, no tiene que mover el culo para buscar clientes ni diseñar estrategias de mercado. Por otro lado la señora Cacho, paladina de los desposeídos del planeta tierra, denuncia, pero no propone una salida viable, puro rollo blablabla que le reditúa una buena pasta y está bien , total , ella vive del favor de sus lectores , es decir, de la oferta y la demanda, de lo mismo que critica.

  20. leo77 19/10/2013 a las 12:10 PM · Responder

    Cuando se critica se esta proponiendo, si se esta diciendo que algo esta mal es para que los responsables de eso que esta mal, o sea las autoridades que correspondan, lo corrijan. ¿Así? o mas claro

  21. Lydia Cacho 20/10/2013 a las 6:20 AM · Responder

    Muchas gracias Gregorio
    Desde hace poco más de un mes a partir de que denuncié la corrupción del gobernador Borge en mi estado, comenzaron una guerra sucia en mi contra con libelos firmados con nombres falsos inventando tonterías sobre mi vida personal e insultando a mi pareja y a mi familia. Ese Luciano es parte de esa red cibernética que está ocupada en escribir el mismo texto en todos los sitios en que publico algo, incluso en twitter.Parece que están vinculados a la red de tratantes de Raúl Martins y un grupo de pirístas del sureste.
    Saludos
    Lydia

Deja un comentario

comm comm comm