Mónica Cházaro Martínez, psicóloga de 32 años de edad, fue localizada sin vida cerca de la Laguna de Lagartos, en Veracruz.

Ciudad de México, 1 de enero (SinEmbargo).- Mónica Cházaro Martínez fue estrangulada, asesinada y abandonada en la periferia de la Laguna de Lagartos, en el estado de Veracruz.

De acuerdo con información de medios locales, la mujer, de 32 años de edad, desapareció el 30 de diciembre, un día antes de que las autoridades veracruzanas la localizaran sin vida.

La Universidad del Golfo de México (UGMEX) lamentó lo ocurrido y recordó que Martínez estudió y trabajó para la institución.

“UGMEX se une a la pena de su familia y amigos del triste fallecimiento de Mónica Chazaro Martínez. Tenemos presente el recuerdo de quien fuera egresada y compañera de trabajo, leal, honesta y gran amiga. Descanse en paz Mony”, escribió en redes sociales.

El mensaje fue acompañado de una fotografía: 

Mónica Cházaro Martínez fue estrangulada, asesinada y abandonada en la periferia de la Laguna de Lagartos, en el estado de Veracruz. Foto: UGMEX.

Conocidos y compañeros enviaron mensajes de aliento para la familia de Mónica, psicóloga profesional. “Bella alumna y ser humano. Dios la tenga en su gloria y pronta resignación a sus familiares”, escribió una persona. “No lo puedo creer… que en paz descanse. Fortaleza para toda su familia. Pediremos en oración”, añadió otra.

El 21 de diciembre, Marily Garduño Bustamante, de 24 años, se dirigió a su trabajo en San Juan Del Río, Querétaro, y desapareció. Las autoridades confirmaron después que fue asesinada, calcinada y abandonada en la comunidad de Galindo.

Autoridades queretanas pidieron el 20 de diciembre ayuda para hallar a José Manuel “N”, señalado por el feminicidio de la joven Garduño Bustamante.

“La Fiscalía Especializada en la Investigación de Delitos Contra la Vida de Mujeres solicita su colaboración para ubicar a imputado del delito de feminicidio”. Si alguien tiene información puede comunicarse al número 2 16 11 49, de la PID, y de manera anónima al 089, y al 9-1-1.

Aquí la fotografía del sujeto: 

Familiares de Garduño utilizaron las redes sociales para tratar de obtener información que los condujera hasta la joven.

“Alguien debió verla. Debe aparecer”, escribió una de sus consanguíneas. “Si la has visto, por favor comunícate”, pidió otro de sus familiares.

Sin embargo, las pruebas genéticas confirmaron que un cuerpo hallado entre matorrales de Los Cerritos, en Galindo, era de la joven.

Autoridades de México sólo registraron 760 casos de feminicidio en los primeros once meses del año, sin embargo, organizaciones y medios locales apuntan que serían muchos más los casos.