La viuda del actor, Taylor Simone Ledward, fue la encargada de agradecer el premio a través de videoconferencia con un emotivo discurso en el que no pudo contener las lágrimas.

MADRID, 1 de marzo (Europa Press).– Chadwick Boseman, el actor que falleció el pasado 28 de agosto a los 43 años tras varios años de silenciosa lucha contra el cáncer, se alzó a título póstumo con el Globo de Oro a mejor actor protagonista en una película dramática por su trabajo en La madre del blues.

El que fuera protagonista de la saga Black Panther de Marvel se impuso a Riz Ahmed (Sound of Metal), Anthony Hopkins (El Padre), Gary Oldman (Mank) y Tahar Rahim (The Mauritarian). La viuda del actor, Taylor Simone Ledward, fue la encargada de agradecer el premio a través de videoconferencia con un emotivo discurso en el que no pudo contener las lágrimas.

“Él hubiera dado gracias a Dios, hubiera dado las gracias a sus padres y también hubiera agradecido a sus antepasados por su guía y sus sacrificios”, comenzó la viuda de Chadwick Boseman intentando contener las lágrimas. “Él diría algo hermoso, algo inspirador. Algo que amplificaría esa pequeña voz dentro de todos nosotros que nos dice que podemos conseguirlo, que sigamos adelante”, señaló.

“Yo no tengo sus palabras, pero tenemos aprovechar todos los momentos para celebrar a aquellos que amamos”, sentenció entre lágrimas al terminar un sincero discurso que pasará a la historia como uno de los momentos más emocionantes de esta atípica edición de los premios de la Asociación de la Prensa Extranjera de Hollywood.