La multa fue impuesta porque Apple no advirtió a los usuarios del iPhone 6 sobre la reducción de rendimiento de los dispositivos que conllevaba la actualización del sistema operativo iOS 10.2.1.

Ciudad de México, 1 de junio (RT).- El Tribunal Administrativo Regional del Lacio (Italia) rechazó la apelación interpuesta por Apple contra la multa de 10 millones de euros (más de 11.10 millones de dólares) impuesta en 2018 por la Autoridad Garante de la Competencia y el Mercado (AGCM, por sus siglas en italiano) debido a la desaceleración programada de los dispositivos iPhone.

En 2018 la AGCM presentó una demanda en contra de la compañía estadounidense, argumentando que Apple no había advertido a los usuarios de iPhone (6.6Plus y 6s/6sPlus) que la actualización del sistema operativo iOS10.2.1 conllevaba una reducción del rendimiento de los equipos en aquellos dispositivos con baterías que no estaban al 100 por ciento de su rendimiento o que requerían un reemplazo de batería.

En 2018 la AGCM presentó una demanda en contra de la compañía estadounidense. Foto: Guillermo Perea, Cuartoscuro

De acuerdo al Tribunal, la ausencia y la insuficiencia de información acerca de las baterías de los teléfonos iPhone en las que incurrió Apple hasta diciembre de 2017 son consideradas una práctica comercial incorrecta de acuerdo con el artículo 22 del Código del Consumidor vigente en Italia.

“La reconocida omisión de información, relacionada con una de las principales características del producto que condicionaban sus prestaciones y durabilidad, indujeron a error a los consumidores ya fuera en la decisión de compra o, sobre todo, en el uso correcto y reemplazo de dispositivos iPhone”, se lee en el fallo del Tribunal, por lo que la apelación de la empresa fue rechazada.

ESTE CONTENIDO ES PUBLICADO POR SINEMBARGO CON AUTORIZACIÓN EXPRESA DE RT. VER ORIGINAL AQUÍ. PROHIBIDA SU REPRODUCCIÓN.