La Sectur expuso que ejercitará un nuevo modelo de gestión para que los Pueblos Mágicos sean “destinos sostenibles y ejemplares en todo el mundo”. El Secretario Miguel Torruco aseguró que  el turismo “será el gran motor en esta etapa de recuperación” frente a los impactos económicos que dejó la pandemia de la COVID-19.

Ciudad de México, 1 de diciembre (SinEmbargo).- A la lista de Pueblos Mágicos de México se suman 11 nuevas localidades. Se ubican en los estados de Campeche, Hidalgo, Jalisco, Estado de México, Michoacán, Nayarit, Oaxaca, Puebla, San Luis Potosí y Yucatán.

La Secretaría de Turismo (Sectur) presentó este martes en una ceremonia virtual a los 11 nuevos integrantes y ahora ya hay 132 localidades en el país que destacan en ámbitos como la arquitectura, patrimonio histórico, biodiversidad y gastronomía.

Los nuevos en la lista son Isla Aguada, Campeche; Zempoala, Hidalgo; Ajijic, Jalisco; Tonatico, Edomex; Paracho, Michoacán; Mexcaltitán, Nayarit; Santa Catarina Juquila, Oaxaca; Tetela de Ocampo, Puebla; Santa María del Río, San Luis Potosí; Maní, Yucatán; Sisal, Yucatán.

Fueron seleccionados tras una convocatoria presentada en octubre, en la cual se inscribieron destinos de todo México. El programa existe desde el 4 de octubre de 2001, durante el sexenio del expresidente Vicente Fox Quezada.

El décimo mes de 2020 también se anunció que la comunidad Mexcaltitán en Nayarit recuperó su sitio en el listado.

Miguel Torruco, titular de la Sectur, expuso que la dependencia ejercitará un nuevo modelo de gestión para que los Pueblos Mágicos sean “destinos sostenibles y ejemplares en todo el mundo”.

“El modelo de gestión anterior resultó limitado y una muestra de ello es la realidad que hoy se vive en dichos destinos. A casi 20 años del primer nombramiento de los Pueblos Mágicos, los márgenes de pobreza y carencia sociales en estas localidades persisten y, en general, son superiores a la media nacional”, explicó.

Añadió que el turismo interno “será el gran motor en esta etapa de recuperación” frente a los impactos económicos que dejó la pandemia de la COVID-19.