El Presidente Andrés Manuel López Obrador fue recibido esta mañana por el Gobernador de Chihuahua, Javier Corral Jurado, sin embargo ninguno quiso adelantar si hablaría sobre el surgimiento del grupo que busca contrapesos al Gobierno federal y que, de acuerdo con información del diario Reforma, lidera Corral Jurado.

Esta semana, López Obrador se refirió durante su conferencia matutina a la creación de este grupo opositor y recomendó al conservadurismo mexicano que “haga bien las cosas”, que formen una escuela de cuadros para formar la nueva clase política conservadora del país. Aunque consideró que “es muy ficticio, es como para decirles ternuritas”.

Ciudad de México, 2 de marzo (SinEmbargo).– El Presidente Andrés Manuel López Obrador dijo hoy que conoce los 67 municipios del “estado grande” de la República y seguirá visitando a Chihuahua porque la Cuarta Transformación significa Gobierno del pueblo, con el pueblo y para el pueblo, además de que es su objetivo fortalecer los lazos con los ciudadanos y las autoridades de ese estado.

En la presentación del programa Tandas Para el Bienestar, López Obrador destacó que se debe buscar la unidad: “tiene que ser la Cuarta Transformación para la reconciliación nacional. Nada de pleitos. Tenemos que unirnos. Ya pasó la campaña. Los partidos, como su nombre lo indica, son una parte, el Gobierno es de todos”.

Por eso, añadió el Presidente, tenemos que respetar a todos los autoridades. Lo dijo frente a Javier Corral Jurado, Gobernador de Chihuahua, y añadió: sobre todo si esas autoridades son emanadas de procesos legítimos.

“Por eso mi respeto sin condiciones al Gobernador de Chihuahua, Javier Corral Jurado”. Tenemos nuestras diferencias, dijo AMLO, pero se le va a respetar. “Merecen más respeto los opositores que los abyectos”, destacó el Jefe del Ejecutivo federal.

Nunca a Chihuahua le van a faltar recursos, ni tampoco habrá represalias a las críticas, añadió. “Fuimos mucho tiempo opositores y nos hicieron muchas cochinadas. No, no vamos a actuar así, no somos los mismos”, agregó. “Le reitero mi apoyo al Gobernador, no está solo y cuenta con el apoyo del Gobierno federal”, dijo el Primer Mandatario.

Antes, a la llegada de López Obrador a Chihuahua, ninguno de los dos mandatarios quiso hablar sobre el tema que los confrontó durante esta semana: la creación de un grupo de políticos, intelectuales e integrantes de organizaciones civiles que pretende generar ideas de contrapeso al poder del actual Gobierno federal.

LA POLÉMICA DE LOS CONTRAPESOS

El pasado 23 de febrero, Reforma informó sobre un frente integrado por el Gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro, los empresarios Gustavo de Hoyos y José Luis “Chacho” Barraza; los escritores Juan Villoro, Héctor Aguilar Camín y Jorge G. Castañeda, y políticos como Salomón Chertorivski, Martha Tagle, Cecilia Soto, Agustín Basave, Luis Colosio Riojas y Emilio Álvarez Icaza.

Sin embargo, el escritor e intelectual mexicano Juan Villoro, Enrique Alfaro Ramírez, Gobernador de Jalisco, y el también escritor e intelectual Héctor Aguilar Camín se deslindaron de un supuesto frente conformado por políticos, empresarios, activistas e intelectuales que impulsaría movimientos de contrapeso al poder del Presidente Andrés Manuel López Obrador.

En repuesta, esta semana López Obrador habló durante su conferencia matutina del supuesto grupo, y recomendó al conservadurismo mexicano que “haga bien las cosas”, que formen una escuela de cuadros para formar la nueva clase política conservadora del país. Sin embargo consideró que por ahora sólo “es muy ficticio, es como para decirles ternuritas”.

El Jefe del Ejecutivo Federal aseguró que “es legítimo, nosotros garantizamos el derecho a disentir, entiendo que están desesperados porque no se reponen el conservadurismo”.

El Presidente fue cuestionado sobre el supuesto frente que se armó para hacer un contrapeso a su Gobierno y que al parecer incluye a políticos, empresarios y activistas.

LA FÓRMULA NO TIENE PIERDE: AMLO

Acabar con la corrupción y la impunidad es la fórmula con la que contribuiremos al bienestar de nuestro pueblo, dijo AMLO.

El Presidente insistió en que con su Gobierno se acabará la corrupción, y repitió su ya famosa frase “¡Me canso ganso!”, ante el aplauso y los gritos de los chihuahuenses reunidos en la plaza central de esa capital.

Andrés Manuel expuso que todavía hay resistencias del viejo sistema que están poniendo trabas para hacer los cambios, pero dio su palabra de no subir los precios del gas, de la luz y de las gasolinas en términos reales.

Tampoco, agregó, habrá necesidad de endeudarse “y le digo a los financieros que habrá disciplina fiscal”. Todos los problemas se resolverán poco a poco, añadió.
Unread messages

“Son muchos, grandes y graves los problemas nacionales. No estoy echándome para atrás, los vamos a enfrentar todos”, reiteró el Presidente.

Queremos que los apoyos lleguen de manera directa a los beneficiarios, desde la Tesorería del Gobierno federal hasta el beneficiario, destacó. No vamos a entregar nada a intermediarios, insistió.

¿Por qué no?, preguntó el Jefe del Ejecutivo. “Porque de esa manera no llega o llega con piquete de ojo, con moche”, añadió López Obrador.

También dijo que las cárceles están llenas de jóvenes y los que pierden la vida en México, en su mayoría, son jóvenes. Por eso, agregó, los jóvenes tienen prioridad en los apoyos sociales para educación y trabajo.

El Jefe del Ejecutivo federal anunció dos universidades públicas en Chihuahua: una en Urique y otra en Guadalupe y Calvo, y a ese último municipio, añadió, ya viene una carretera que unirá a las sierras de Chihuahua y Sinaloa.