Andrés Manuel López Obrador alcanzó un nuevo máximo histórico en el consolidado de encuestas de Bloomberg. Logró el 48 por ciento de las preferencias electorales dejando lejos a su más cercano contendiente, el panista Ricardo Anaya, quien obtiene 29.8 por ciento.

El abanderado del PRI, José Antonio Meade, mantiene la caída que empezó el 18 de marzo, ahora está en 17 por ciento. Margarita Zavala y Jaime Rodríguez, los dos candidatos independientes, también caen.

Ciudad de México, 2 de mayo (SinEmbargo).- Andrés Manuel López Obrador ha alcanzado un nuevo máximo histórico en la carrera por la Presidencia. El candidato del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) no había tocado el 48 por ciento de las preferencias electorales en el consolidado de encuestas que realiza la empresa extranjera de medios Bloomberg.

El candidato de la coalición “Por México al Frente”, Ricardo Anaya Cortés, tuvo un avance y se colocó en 29.8 por ciento de un 27.9 anterior, pero está todavía muy lejos de sus propios mejores números. Apenas el 6 de abril estaba en 29.7 por ciento, pero el 12 de febrero tuvo su pico de este año: 31.4 por ciento.

El candidato del Partido Revolucionario Institucional (PRI), José Antonio Meade Kuribreña, mantiene la caída que empezó el 18 de marzo, cuando tuvo su máximo de este año, con 24.7 por ciento. Ahora está en 17 por ciento, y en su registro anterior tenía 18.6 por ciento. Pierde 1.6 puntos porcentuales.

Margarita Zavala y Jaime Rodríguez Calderón, los dos candidatos independientes, caen en la medición que realiza Bloomberg. Zavala pasó del 3.8 por ciento que tenía el 20 de abril a 2.9 por ciento. “El Bronco” pierde medio punto: pasa de 2.8 por ciento a 2.3 por ciento.

Andrés Manuel López Obrador conserva una fuerte ventaja con su segundo competidor, Ricardo Anaya. Le lleva 18.2 por ciento. También tiene una distancia grande con Meade Kuribreña: son 31 puntos porcentuales más que el candidato del PRI.

López Obrador está 1.2 puntos porcentuales por encima de la suma de los votos de Anaya y Meade. Juntos, si pudieran trasladar todos los sufragios de uno a otro de manera efectiva y sin derramarlos, no tendrían certeza de ganarle al candidato de izquierda.

AMLO no ha dejado de crecer desde el pasado 5 de enero, cuando alcanzó su nivel histórico más bajo. Es un rally. En ese momento estaba en 32.9 por ciento, cuando Meade se encontraba en 29.3 por ciento y Anaya en 25.1 por ciento. Luego se empezó a separar y separar y desde entonces, salvo algunos ajustes, López Obrador ha llevado una carrera hacia arriba.

AMLO crece al igual que Ricardo Anaya. Gráfico: Bloomberg

AMLO ARRIBA EN ENCUESTAS

El periódico Reforma publicó hoy una encuesta que confirma lo que ha señalado el consolidado de Bloomberg: que los cuatro contrincantes de Andrés Manuel López Obrador se depredan entre sí. El candidato de Morena no se movió y mantuvo su amplia ventaja. Anaya creció cuatro puntos, que son los mismos que perdieron Meade (-1), Margarita (-2) y Jaime Rodríguez Calderón “El Bronco” (-1).

El diario plantea que este ejercicio es a nivel nacional, y se realizó del 26 al 30 de abril –después del primer debate de los candidatos presidenciales, realizado el pasado 22 de abril–, a mil 200 ciudadanos con credencial de elector.

En la encuesta también se pregunta a los ciudadanos a quién prefieren entre Anaya y Meade, y la respuesta es 59 por ciento favorable al candidato panista, contra 21 por ciento del representante del Partido Revolucionario Institucional (PRI), 12 por ciento que dice ninguno, 2 por ciento que dice que ambos y 6 por ciento que no sabe.

Además, el ejercicio demoscópico del diario capitalino destaca otra pregunta relevante a los electores: “¿Cree usted que el gobierno de EPN se ha mantenido al margen del proceso electoral o está interviniendo en él?”.

Un 61 por ciento de los entrevistados dice que el Presidente Enrique Peña Nieto sí está interviniendo en la campaña electoral 2018; 18 por ciento respondió que está al margen, y 21 por ciento que no sabe.

También pregunta a los ciudadanos si creen que el PRI debe seguir gobernado o el país debe cambiar de partido en el Gobierno federal, y la respuesta es 79 por ciento por el cambiar de partido, sólo 14 por ciento cree que el PRI debe seguir y 7 por ciento no sabe.

Además, en ese mismo rubro, pregunta quién es la persona que mejor representa ese cambio, y la respuesta de los consultados es 54 por ciento a favor de AMLO, 31 por ciento por Anaya, 6 por ciento por ninguno y 9 por ciento que no sabe.

LA SUMA DE ANAYA Y MEADE NO LES ALCANZA

La ventaja de casi 20 puntos en las encuestas de López Obrador no cede a dos meses de la elección, situación que ha provocado el nerviosismo de los empresarios, quienes especulan una posible alianza entre el segundo y tercer lugar, según declaraciones de los voceros de campaña del PRI y Margarita Zavala.

La conversación surgió por los comentarios de Ricardo Anaya durante un evento privado con banqueros el viernes, pero el lunes dejó en claro que no busca un pacto entre los partidos PAN-PRI, sino que agregar más “personas de buena voluntad” a su campaña, particularmente independientes.

Para Bloomberg, la idea era algo exagerada, en parte porque uniría a los dos partidos más tradicionales de México en una elección donde los votantes están buscando el cambio, no la continuidad.

“En una elección impulsada por el descontento de los votantes con la administración, el camino de Anaya a la presidencia exige aparecer como el agente de cambio más creíble”, dijo al medio el analista de Eurasia Group Daniel Kerner.