El dirigente del PAN expresó que se debe frenar al Gobierno de Morena para que México no retroceda “varios siglos” en la democracia y la libertad.

Ciudad de México, 2 de mayo (SinEmbargo).– Marko Cortés Mendoza, líder nacional del Partido Acción Nacional (PAN), aseguró que el desafuero del Gobernador de Tamaulipas, Francisco García Cabeza de Vaca, es una estrategia electoral para favorecer al Gobierno en turno.

El panista consideró que lo que se pone en evidencia es que la administración morenista “intenta acabar” con sus detractores y críticos, y a la par, cobijar “arropa a criminales“.

Por medio de un comunicado de prensa, Cortés señaló que acciones como la ejercida contra Cabeza de Vaca sólo busca distraer a la población de las carencias de resultados que ha entregado el Presidente Andrés Manuel López Obrador en materia de seguridad y economía.

“El Gobierno usa las instituciones del Estado para perseguir y denostar políticamente a sus adversarios como ocurre ahora contra un Juez federal. Hacemos un llamado de alerta y convocamos a las y los mexicanos para que el 6 de junio, con millones de votos, cambiemos el rumbo catastrófico que está tomando el país”, explicó.

Agregó que está coludiendo a las autoridades, “como en el caso” del Magistrado presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), Arturo Zaldívar.

Desprestigiar al INE, según apuntó en el documento, constituye una “idea maquiavélica del Gobierno” para preparar una narrativa de fraude “cuando no ganen la mayoría de los candidatos de Morena”.

“Perseguir, procesar y enjuiciar sin pruebas a quienes se atreven a alzar la voz contra las acciones y políticas públicas, se han convertido en las estrategias electorales más despreciables y autoritarias de este Gobierno mientras que, a los capos de la delincuencia organizada les ofrece indulgencias y abrazos”, afirmó el dirigente nacional del PAN.

Cortés Mendoza recalcó que el desafuero de García Cabeza de Vaca busca la intimidación de todos los líderes opositores, empresarios, gobernadores y alcaldes que forman parte de la oposición. “Una acción propagandística para favorecer electoralmente al partido en el gobierno, porque saben que la oposición está creciendo y que el 6 de junio les vamos a quitar la mayoría artificial que ahora tienen en la Cámara de Diputados”, expresó.

El líder de Acción Nacional dijo que se trata de una “estrategia electorera” por parte de Morena, quien “ya sienten pasos en la azotea y están desesperados porque la gente está rechazando a sus candidatos impresentables”.

“En lugar de buscar y capturar a la delincuencia organizada que ya tiene el control del 40 por ciento del territorio nacional y a los responsables de los feminicidios, homicidios y secuestros, el Gobierno morenista recurre al uso de las instituciones como la Fiscalía General de la República (FGR) y la Secretaría de Hacienda, para manchar la honorabilidad de gente de bien sólo por el hecho de disentir con el mal manejo de la administración pública”, sostuvo.

El PAN consideró en su comunicado que López Obrador quiere regresar al sistema autoritario “más ruin y hostil posible, como los regímenes del pasado”.

El dirigente nacional del PAN refirió que también la propuesta del Jefe del Ejecutivo federal de “mandar” al INE al Poder Judicial es una idea “irracional”, ya que México retrocedería un siglo en democracia.

“No hay que echar en saco roto este llamado de alerta, el Gobierno morenista ya demostró que es capaz de todo con tal de salirse con la suya”.

Finalmente, Marko Cortés exhortó a la población mexicana a votar por la oposición el próximo 6 de junio y “cambiar el rumbo catastrófico que está tomando el país e instaurar un proyecto de nación en donde predomine la libertad, el derecho a disentir, la pluralidad, la igualdad y la democracia”.