Un hombre se tatuó y, en lugar de cuidar su piel, se fue a nadar al Golfo de México. Pescó una infección, terminó en el hospital y murió.

Una semana después de hacerse la imagen en la piel, el hombre acudió a un hospital en Dallas. Tenía fiebre, escalofríos y enrojecimiento. Foto: CNN.

Ciudad de México, 2 de junio (SinEmbargo).- Un hombre se hizo un tatuaje en la pierna derecha y se fue a nadar al Golfo de México. Su decisión le provocó una infección que terminó con su vida.

Un residente de Texas fue con expertos y se tatuó una cruz, unas manos en posición de oración y la frase: “Jesús es mi vida”.

Después, según las recomendaciones, el sujeto, de 31 años de edad, tenía que mantener el tatuaje limpio y cubierto, pues la piel es más susceptible a adquirir una infección. Sin embargo, él prefirió irse a nadar al mar.

Una semana después de hacerse la imagen en la piel, el hombre acudió a un hospital en Dallas. Tenía fiebre, escalofríos y enrojecimiento.

Un hombre se hizo un tatuaje en la pierna derecha y se fue a nadar al Golfo de México. Foto: CNN.

“En pocas horas, las cosas habían progresado bastante rápido”, dijo el doctor Nicholas Hendren, residente de medicina interna en la Universidad Del Texas, según un reporte de CNN.

“Ya estaba en las primeras etapas del shock séptico, y sus riñones ya habían tenido alguna lesión”, continuó Hendren.

Tras realizarle estudios, los médicos detectaron una bacteria que se encuentra en el agua costera.

El hombre padecía también una enfermedad hepática y, aunque los doctores hicieron todo lo posible, ya no pudieron salvarle la vida. El shock séptico lo mató.

Los hechos ocurrieron el año pasado, pero hasta ahora el hospital dio a conocer el caso.

Tras realizarle estudios, los médicos detectaron una bacteria que se encuentra en el agua costera. Foto: CNN.