“Los recortes de la OPEP + están funcionando claramente”, afirman analistas, “especialmente en Asia. Una extensión de los niveles de recorte actuales definitivamente será un nuevo impulso para el mercado”.

Ciudad de México, 2 de junio (SinEmbargo).- En la segunda jornada de la semana los precios de las mezclas internacionales de petróleo cerraron al alza, ante la posibilidad de que esta semana los países de la Organización de Países Exportadores de Petróleo y sus aliados (OPEP+) decidan extender, al menos un mes más, el acuerdo de recortes a la producción petrolera.

La OPEP+ anunció que su reunión oficial, planeada para el 9 y 10 de junio, se adelantó al 4 de junio.

Otro factor que apoyó el precio del petróleo es la expectativa de que se observe una amplia recuperación en la actividad económica global ante la publicación de los indicadores de manufactura positivos y la expectativa de mayores estímulos fiscales y monetarios en Europa.

El WTI cerró la sesión cotizando en 36.91 dólares por barril, lo que equivale a un aumento en su precio de 4.15 por ciento, mientras que el precio del Brent aumentó en 3.50 por ciento y cerró cotizando en 39.66 dólares por barril.

“A pesar del optimismo en torno a una más rápida recuperación económica, el mercado petrolero continúa frágil, puesto que la demanda por petróleo sigue estando muy por debajo del nivel del año anterior, mientras que la oferta continúa estando sumamente amplia”, afirmó Gabriela Siller, analista de Banco Base.

El mercado se mantendrá a la espera de las estadísticas del Instituto Americano del Petróleo (API, por sus siglas en inglés), las cuales se publicarán al cierre de la jornada y se espera puedan afectar la cotización del crudo durante la sesión asiática. Dichos datos servirán al mercado para especular sobre la información del reporte semanal de la EIA que se publicará mañana a las 9:30 horas.

El mercado espera que los inventarios de petróleo estadounidense hayan mostrado un incremento de 3 millones de barriles durante la semana previa.

Por su parte, la mezcla mexicana de exportación finalizó la sesión del primero de junio cotizando en 31.14 dólares por barril, lo cual equivale a un aumento en su precio de 14.07 por ciento.