Dentro de los indicadores cíclicos, coincidente y adelantado el Inegi observó descensos.

El correspondiente a mayo descendió 0.43 puntos un nivel no visto desde septiembre de 2008; el de abril hiló 23 meses de descenso, y anotó su peor nivel histórico.

Ciudad de México, 2 de julio (SinEmbargo).- En abril el Indicador Coincidente (IC) del Sistema de Indicadores Cíclicos (SIC) se localizó por debajo de su tendencia de largo plazo con un valor de 90.8 puntos, resultando una variación a la baja de 7.77 puntos respecto al mes anterior.

El director del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), Julio A. Santaella, explicó que con la “severa contracción” del Indicador Coincidente se colocó en “el menor (nivel) en la historia de este indicador”.

El Indicador Adelantado (IA) destacó que en mayo de también siguió por debajo de su tendencia de largo plazo y se colocó en un valor de 98.4 puntos: una disminución de 0.43 puntos con respecto a abril.

El SIC permite dar seguimiento al comportamiento de la economía mexicana. También realizar comparaciones de ésta con distintas economías a nivel mundial. Se genera a partir de una metodología compatible con la utilizada por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE).

El IC refleja el estado general de la economía, mientras que el IA busca señalar anticipadamente los puntos de giro (picos y valles) del indicador coincidente.

El IA vio una disminución de 0.43 puntos en mayo. Se colocó en 98.4 puntos, un nivel en una trayectoria descendente desde septiembre de 2008, de acuerdo con Santaella. Al interior del IA se observó que cinco de sus seis componentes contribuyeron a su caída: empleo manufacturero; momento de invertir; el IPC (S&P/BMV IPC) de la Bolsa Mexicana de Valores; el tipo de cambio real y el S&P500.

El IC hiló 23 meses de descenso con los -7.7 puntos que perdió en abril. Al interior mostró descensos en sus cinco componentes: el Indicador Global de la Actividad Económica (IGAE) que se contrajo en 19.7 por ciento con fuertes descensos en el sector secundario (-26.1) y terciario (-16.1) y registró su peor dato desde 1993.

En tercer lugar, el indicador de la actividad industrial (IMAI) que tuvo una contracción histórica de 25.1 por ciento mensual y de 29.6 por ciento anual; en el de las ventas minoristas que disminuyeron 18.2 por ciento sumando tres meses de caídas; el número de personas afiliadas al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) que recortó 555 mil 247 empleos; y el dato de las importaciones totales que descendieron un 30.5 por ciento mensual.

Para el subgobernador del banco de México, el economista Jonathan Heath, la cáida en el IC, “según el ciclo ‘clasico’, en la recesión de 1995 fue -23.1 por ciento; la caída en esta recesión es de -30.8 por ciento del pico de mayo de 2018 a la fecha, no obstante, la caída solo de abril 2020 respecto a marzo es de -25.8 por ciento”.

Con los datos estimó que el ciclo económico clásico de México, de 1980 a 2020, situó al país en abril al mismo nivel observado hace 30 años.