Author image

Gustavo De la Rosa

02/09/2022 - 12:05 am

Así empezó el PRD

Recuerdo que cuando Andrés Manuel fue electo presidente del PRD, leyeron durante largo tiempo, los nombres y las circunstancias en que habían muerto los compañeros que habían impulsado la formación del partido.

Cientos de simpatizantes del PRD se dieron cita en el Monumento a la Revolución para conmemorar 33 años de la creación del partido.
“Recuerdo que cuando Andrés Manuel fue electo presidente del PRD, leyeron durante largo tiempo, los nombres y las circunstancias en que habían muerto los compañeros que habían impulsado la formación del partido”. Foto: Galo Cañas, Cuartoscuro

La militancia de Morena está sorprendida de los hechos que han sucedido las últimas semanas, sufrimos una especie de asalto al poder por aquellos que llegaron al partido en los momentos en que se desintegraba  el PRI.

Quiénes venimos en el movimiento de la izquierda electoral democrática, desarrollamos en nuestra práctica política un estilo de hacerla, a partir del respeto a los objetivos y a identificar quiénes estaban eran más capaces de impulsar ese esfuerzo hacia la democracia para los de abajo, “por el bien de todos primero los pobres”. Nuestros candidatos de Chihuahua fueron Jaime García Chávez y Víctor Orozco.

Nos unimos a este proceso electoral por “ la democracia para todos” en el estallido ciudadano que dirigió Cárdenas en 1988 y construimos primero el comité organizador del PRD en noviembre de aquel año, y fuimos fundadores de ese partido el 5 de mayo de 1989. 

En el primero o segundo Congreso, (ya no recuerdo exactamente cuál), se presentó la primera especie de insurrección, de los invitados desde la militancia en la izquierda anti electoral, algunos como Zambrano, venían de la guerrilla, yo me sorprendí al advertir que se lanzaron contra Porfirio Muñoz Ledo, como si fuera un enemigo, siendo que era de los fundadores del movimiento democrático que había roto con el PRI y que estaban poniendo toda su fuerza política y organizativa, apostándole a todo o nada, a la nueva opción política. Ellos sí tenían mucho qué perder y lo perdieron.

Más de mil compañeros fueron asesinados en los siguientes diez años. Recuerdo que cuando Andrés Manuel fue electo presidente del PRD, leyeron durante largo tiempo, los nombres y las circunstancias en que habían muerto los compañeros que habían impulsado la formación del partido. Y fueron muchos nombres. Pocos más o pocos menos que las víctimas de la guerra sucia. 

No me explicaba la ferocidad de los adversarios de Muñoz Ledo, (de entonces.) ¿Cómo íbamos a construir un partido, lo suficientemente fuerte, con organización territorial de masas, con una militancia enorme, que pudiera conseguir, millones y millones de votos y miles de representantes de casilla. Aquel grupo ruidoso no tenía para nada la capacidad de construir este nuevo partido, pero ya querían asaltar el poder. Y negociaron la secretaría general del PRD para ellos.

Lo que más me impresionaba era la impunidad con que rompían todas las reglas fijadas para conducir el Congreso.

Rebelión como la que acabo de observar en la designación del presidente del Senado. Desde mi punto de vista se perderá mucha energía en la negociación interna con Monreal para sacar adelante las propuestas del Presidente de la República. Y estoy convencido de que la fuerza real que representan esos senadores es menos significativa de lo que aparentan.

Por otro lado, acá en Chihuahua, los diputados de Morena hemos sufrido una derrota interna que vino desde el PAN y PRI inesperada e increíble. Les cuento: por ser el segundo año de la Legislatura, la presidencia del Congreso corresponde a Morena que es la segunda fuerza política en el estado. En la sesión interna de la fracción parlamentaria designamos como candidato al Diputado Benjamín Carrera, por nueve votos a 0, sin embargo, el PAN y el PRI propusieron e impusieron a una Diputada de Morena: Adriana Terrazas, que se incorporó desde el PRI   en 2017, igual que el nuevo presidente del Senado. Y lo más alarmante, Mario Delgado, el dirigente nacional de Morena lo ha justificado, y los trámites ante la Comisión de Honor de Morena suelen ser eternos y sin resoluciones ni sanciones a quien violenta los estatutos. Y luego hay que ir al INE. 

Esa impunidad con que actúan los políticos pragmáticos me recuerdan hechos que sucedieron en el PRD a mediados de el la primera década de está centuria; se realizó la elección para elegir a la nueva dirección estatal del PRD, y los oponentes eran Alma Gómez y Pavel Aguilar. Este último era el candidato de “ los chuchos” y enviaron de México un delegado de consigna. Al contar los votos recibidos por cada uno de los candidatos, Alma Gómez ganaba por nueve votos, todo mundo estuvo de acuerdo en que esa era la votación, se sumó una y otra vez, y los votos arrojaban las mismas sumas. Sin embargo, al reportar a México los resultados de la elección, el delegado cuyo nombre no recuerdo asignó los votos de Alma a Pavel y viceversa, y con ese reporte, el Comité Ejecutivo Nacional del PRD declaró que el vencedor de las elecciones y nuevo presidente estatal del partido en Chihuahua era Pavel Aguilar. Acudimos a México a entrevistarnos con el comité de elecciones, con la Comisión de Honor y Justicia, con los dirigentes, y sólo nos escuchaban y el Comité de Honor y Justicia todavía no resuelve hacer las sumas de las casillas capturadas y reconocer que alma Gómez tenía nueve votos más que Pavel Aguilar. Ya pasaron 16 años.

Por eso viendo que en Morena se empiezan a mover los políticos expertos en consensuar aún con el enemigo para ocupar posiciones de poder, ignorando los objetivos de la 4T, y la necesidad de apoyar al Presidente, y recordando mi pasado inmediato hago la necesaria reflexión: “así empezaron las cosas en el PRD”.

Gustavo De la Rosa
Es director del Despacho Obrero y Derechos Humanos desde 1974 y profesor investigador en educacion, de la UACJ en Ciudad Juárez.
en Sinembargo al Aire

Opinión

Opinión en video

más leídas

más leídas