Sin grandes victorias registradas en poco más de 20 años en Michoacán, ahora la jugada del dueño de Grupo Salinas es aprovechar el estadio de futbol que Quirino Ordaz, Gobernador de Sinaloa, construyó con dinero público en el puerto de Mazatlán para que el empresario regiomontano no gaste en su equipo y disfrute de los beneficios gubernamentales, dice una investigación de la revista Proceso.

Ciudad de México, 03 de junio (SinEmbargo).– Grupo Salinas, de Ricardo Salinas Pliego, pidió 400 millones de pesos anuales al gobierno de Michoacán, de Silvano Aureoles, para no llevarse al equipo de Monarcas Morelia a Mazatlán, plantea una investigación realizada por los periodistas Beatriz Pereyra y Raúl Ochoa, y publicada por la revista Proceso.

De acuerdo con el reportaje, TV Azteca planeó difundir el cambio antes de hacer cualquier trato con el Gobierno de Sinaloa, e incluso antes de que a la Liga MX se lo notificara para ejercer presión en la administración estatal del perredista Silvano Aureoles Conejo a través de sus programas deportivos y de la afición.

“Otra vez los recursos públicos de por medio para operar los equipos profesionales, en esta ocasión es el futbol, pero cuando no es el futbol es el básquetbol o cualquier otro deporte. Grave, porque se trata de una empresa con un poderío económico como es Televisión Azteca, Grupo Salinas, que abandonen a una afición”, comentó Beatriz Pereyra este martes en  La Octava.

“Yo entiendo que son empresas, que son negocios, pero por qué siempre los negocios tiene que ir de la mano con los recursos públicos, como si no hubiera necesidades que atender en los estados, como si las ciudades no tuvieran otras necesidades que resolver de seguridad pública, de salud, de servicios urbanos, y estamos viendo con la mudanza de Monarcas Morelia a Mazatlan, lo que pasó con el Atalante hace algunos años” agregó la reportera.

Esta no es la primera vez en que TV Azteca amenazó con llevarse al equipo, expuso, pues ha presionado a gobiernos pasados, desde que el Morelia fue adquirido por la empresa en 1996.

Sin grandes victorias registradas en poco más de 20 años en Michoacán, ahora la jugada de Grupo Salinas es aprovechar el estadio de futbol que Quirino Ordaz, Gobernador de Sinaloa, construyó con dinero público en el puerto de Mazatlán “para que él [Salinas] no gaste en su equipo” y disfrute de los beneficios gubernamentales, comentó.

“Ahora le tocará al Gobierno de Quirino Ordaz servir la mesa para que Televisión Azteca, Grupo Salinas, ahora jueguen en Mazatlán y yo espero que en algunos años no dejen el proyecto. O sea que no nadamos vayan y ordeñen Mazatlán y después se muevan a otro ciudad donde les den más recursos públicos”, dijo.

Según una fuente considerada en el reportaje, Grupo Salinas pretendía conseguir 400 millones de pesos anuales para financiar al equipo de Morelia y éste sólo jugaría para el postor que se acercara a esa cifra.

El martes pasado, el Club Atletico de Morelia, S.A de C.V. anunció oficialmente su cambio de sede a la ciudad de Mazatlán, Sinaloa, que ya inicia tramites ante la Federación Mexicana de Futbol.

A través de un comunicado, el equipo informó que por primera vez en la historia, el futbol de la “máxima categoría de nuestro país” se mudará al puerto con un proyecto, que presumen, es innovador y buscará impulsar el espíritu de los sinaloenses.

Afirmaron que el equipo contará con un estadio de primer nivel para que los mazatlecos puedan disfrutar una gran experiencia en él cada 15 días.

“El agradecimiento y respeto del club con la ciudad de Morelia y los michoacanos perdurarán por siempre, Monarcas Morelia fue parte de la historia contemporánea de la ciudad; le pertenecen a Morelia y su gente los trofeos obtenidos y el nombre de Monarcas”, se expuso en un comunicado.

En tanto, Silvano Aureoles, Gobernador de Michoacán, dijo que su Gobierno no había notificado de una eventual venta, traspaso o mudanza del equipo, y aunque la declinó compete sólo el equipo, expuso. Ayer, desde su cuenta en Twitter, pidió a la directiva de Monarcas valorar la permanencia del equipo.

“Como gobernador de Michoacán, pido a la directiva de Monarcas valorar la permanencia del equipo, por su historia y arraigo; por la lealtad y el apoyo que la afición de esta ciudad y de todo el estado le han dado. Una afición que ha sido fiel, merece respeto”.

“Desde que comenzó a darse a conocer la noticia de la posible salida del club, he estado atento y sosteniendo pláticas con sus representantes para tratar de encontrar un acuerdo que permita que el equipo se quede aquí, en su casa”, agregó.

“Mi deseo es que Monarcas siga estando en Morelia, con su afición, con su ciudad, pero si su decisión final es llevarse al equipo, les doy mi palabra que haremos todo lo que esté a nuestro alcance para que la capital michoacana siga teniendo fútbol de 1a División”, culminó.

El domingo pasado, miles de hinchas de Monarcas de Morelia salieron a las calles de la ciudad y violaron la cuarentena para protestar por la anunciada mudanza del equipo a Mazatlán, en el Pacífico.

Los simpatizantes del Morelia partieron desde el estadio Venustiano Carranza, mostraron pancartas y ondearon banderas vestidos con camisetas con los colores del equipo. Algunos con bufandas, recorrieron partes importantes de la ciudad para reclamar por el cambio de sede.