Guadalajara, 4 Feb (Notimex).- En el Hospital Civil “Juan I. Menchaca” se hacen operaciones para prevenir el cáncer de mama y ovarios, sobre todo a las mujeres con antecedentes familiares de estas neoplasias, afirmó la especialista Aída Araceli Silva García.

Las mujeres se someten a exámenes de sangre y pruebas de celdas genéticas para detectar mutaciones que pueden derivar en esas neoplasias, afirmó la coordinadora del Módulo de Oncología del XVI Congreso Internacional Avances en Medicina (CIAM 2015), que se realizará a fines de este mes.

Explicó que las pruebas de celdas genéticas son practicadas en Estados Unidos, para ello tienen que enviarse las muestras de sangre de las pacientes. En el caso de que la prueba resulte positiva a mutaciones como BRCA1 o BRCA2 podrían ser sometidas a una operación.

“El riesgo de que una mujer padezca cánceres de seno o de ovarios aumenta considerablemente si hereda una mutación dañina en el gen BRCA1 o BRCA2; también debido a esas mutaciones existe el riesgo de desarrollar cáncer de colon”, dijo.

Sin embargo, aclaró que sólo de cinco a 10 por ciento de la población femenina en el mundo puede presentar dichas mutaciones, pero si una mujer la porta tiene hasta 80 por ciento de probabilidad de desarrollar alguno de estos tipos de cáncer.

Indicó que en cáncer de mama las mujeres pueden ser sometidas a una cirugía preventiva para que no desarrollen la enfermedad, que consiste en retirar quirúrgicamente todo el tejido mamario, dejando sólo la piel de los senos, que es rellenado con un implante, de manera que no se note el cambio, aunque se pierda sensibilidad.

Para el de ovarios el procedimiento consiste en extraerlos, siempre y cuando la paciente tenga alguna mutación, de preferencia cuando ya tuvo hijos y su vida reproductiva esté hecha, o en caso urgente ella debe estar de acuerdo y consciente de que la intervención le traerá la menopausia.

En el caso del de colon, si porta alguna mutación que puede derivar en cáncer el paciente es sometido a colonoscopias y chequeos constantes para detectar una lesión, la cual se le retira para ser estudiada.

Detalló que en 18 meses se tomó muestra de sangre a 240 pacientes de diferentes instituciones de salud, para detectar la posibilidad de desarrollar cánceres de colon, mama u ovarios, de las cuales dos del Hospital Civil presentaron mutaciones genéticas (BRCA1 y BRCA2).

El CIAM 2015 tendrá lugar del 26 al 28 de febrero en Expo Guadalajara.