Stewart, abiertamente bisexual, fue pareja de Robert Pattinson, su compañero de reparto en la saga Crepúsculo, y estuvo hasta 2016 con Alicia Cargile, una productora de efectos visuales.

Madrid, 28 septiembre (EuropaPress).- Kristen Stewart ha denunciado con severidad las presiones de la industria cinematográfica estadounidense por su orientación sexual. La actriz ha expresado su descontento después de que le aconsejaran esconder en público su orientación sexual si quería tener éxito en su carrera profesional.

Algo que, según explica la actriz en una entrevista con Harpers Bazaar, le indignó considerablemente. “No quiero trabajar con gente así”, sentenció. “Me dijeron: ‘Hazte un favor y no vayas por ahí agarrándole la mano a tu novia en público, así igual consigues un papel en una película de Marvel'”, reveló la actriz.

Stewart, abiertamente bisexual, fue pareja de Robert Pattinson, su compañero de reparto en la saga Crepúsculo, y estuvo hasta 2016 con Alicia Cargile, una productora de efectos visuales. A la intérprete le costó expresar abiertamente su orientación sexual, según indicó en la misma entrevista.

“Creo que sólo quiero disfrutar mi vida”, comentó Stewart en torno a las ampollas que pueda levantar su orientación sexual. “¿No puedes salir a la calle con quien estás? ¿No puedes hablar de ello en una entrevista? Es una mentalidad de la vieja escuela, la de preservar tu carrera, tu éxito y tu productividad por encima de todo”, continuó.

“Si eres mujer, no está bien que salgas con chicas, y tampoco les parece bien que no te identifiques como lesbiana ni heterosexual”, insistió la actriz. “Y a la gente le gusta saber estas cosas, así que terminan pensando… ‘¿Y tú qué coño eres?'”, concluyó.

UNA CARRERA DE ÉXITO

Desde el desenlace de la saga Crepúsculo, la actriz ha cosechado éxito con algunos papeles en el cine independiente que ha tenido especial reconocimiento entre la crítica. Ajena a la polémica, la actriz está presentando en el Festival de Venecia su última película, Seberg.

En ella, la actriz interpreta a Jean Seberg, icono de la Nouvelle Vague conocida por su participación en À bout de souffle o Lilith, que acabó suicidándose en 1979. La cinta, dirigida por Benedict Andrews, es parte de la Sección Oficial del certamen.

Además, Stewart también ha participado otras producciones pendientes de estreno, como el remake de Los ángeles de Charlie que protagoniza junto a Naomi Scott y Ella Balinska, Underwater o Happiest Seasons.