“El Presidente echó abajo los acuerdos que se habían logrado con su equipo tanto con la Secretaría de Salud como con el propio INSABI, lo cual refleja el desorden que prevalece en el Gobierno Morenista. Se tomó una decisión politico-electoral, en lugar de una política pública de Estado”, agregó el presidente del PAN.

Ciudad de México, 5 de febrero (SinEmbargo).- Marko Cortés Mendoza, dirigente del Partido Acción Nacional (PAN), lamentó la “cerrazón” del Presidente, al rechazar la propuesta hecha por los gobernadores de Acción Nacional para mejorar el sistema de salud.

“El Presidente echó abajo los acuerdos que se habían logrado con su equipo tanto con la Secretaría de Salud como con el propio Insabi, lo cual refleja el desorden que prevalece en el Gobierno Morenista. Se tomó una decisión político-electoral, en lugar de una política pública de Estado”, agregó.

Cortés señaló que este hecho confirma el “talante autoritario” de un Gobierno, señalando que el Presidente, debido a sus criterios ideológicos y políticos, busca siempre imponer su punto de vista, “porque cree que basta con su voluntad para que las cosas sucedan”.

De acuerdo con la propuesta “responsable y realista” hecha por los gobiernos de Acción Nacional, se contemplan los siguientes cinco puntos:

1.- Gratuidad progresiva en todos los servicios médicos.
2.- Dar viabilidad financiera, para que los servicios de salud no colapsen por falta de recursos. Sin financiamiento sostenido, no habrá salud gratuita para nadie.
3.- Incrementar el porcentaje del PIB que se destina a la salud pública, pasando al menos del actual 2 por ciento a el 5 por ciento que recomienda OCDE y la OMS.
4.- Conservar y ampliar la cobertura que se venía atendiendo con el Seguro Popular.
5.- Que en todo momento haya médicos, enfermeras y medicinas en todos los hospitales públicos.

El presidente del PAN señaló que el objetivo de sus gobiernos y de su ente político, es que no caiga la calidad de los servicios médicos, sino que mejoren cada día.

Sin embargo, recalcó; “Pero lamentablemente, una vez más no hay disposición por parte del Ejecutivo para ver la realidad y corregir en el tema más sensible para la sociedad como es la salud”.

Por otra parte, Marko Cortés felicitó a los gobernadores de su partido, ya que no se “lavaron las manos” y asumieron su responsabilidad “frente a la irresponsabilidad del Gobierno federal que está colapsado el sistema de salud pública”.

Finalmente, el dirigente del PAN aseguró que respetará cada decisión que cada Gobierno estatal tome en la materia, atendiendo a sus propias circunstancias locales.

“Sin dejar de denunciar enérgicamente que estamos ante un Gobierno federal de un solo hombre, que por mezquindad política e ineptitud, está llevando al país a una crisis en salud, a recesión económica y al año más violento en la historia reciente de México, finalizó.