“Los concursos de oposición son esenciales para garantizar una justicia honesta, cercana y de calidad. Las conductas indebidas en ellos son inaceptables. Sancionamos con seriedad las irregularidades del pasado. La política de cero tolerancia a la corrupción no admite excepciones”, señaló el Ministro Arturo Zaldívar. 

Ciudad de México, 5 de agosto (SinEmbargo).– El Consejo de la Judicatura Federal (CJF) destituyó e inhabilitó por una década al Magistrado Salvador Mondragón Reyes, ex director del Instituto de la Judicatura Federal (IJF), por compartir información confidencial de un concurso de oposición en 2018.

De acuerdo con la CJF, se comprobó que el sujeto y otros funcionarios fueron responsables de la filtración, y eventual comercialización de información sobre el concurso interno de oposición practicado por el IJF en el 2018.

“El exdirector general del IJF fue sancionado con la destitución e inhabilitación por 10 años frente a los hechos que se le encontraron responsable. Asimismo, el resto de los involucrados recibieron sanciones en función de su participación. Lo anterior, en términos generales, por no preservar la dignidad, imparcialidad y profesionalismo en el desempeño de sus labores, con base en la Ley Orgánica del Poder Judicial de la Federación”, detalló el Consejo.

“La ética en la formación judicial y el desempeño de sus servidoras y servidores públicos es pilar fundamental para ese Consejo. No hay situación alguna en la que habremos de tolerar conductas similares en el Poder Judicial de la Federación”, informó.

“La profesionalización, integridad y capacidad de nuestras y nuestros juzgadores ha sido prioridad para el Pleno del CJF, y su presidente Ministro Arturo Zaldívar. Estamos convencidos de la formación como condición para una justicia confiable. Estamos convencidos en el fortalecimiento del IJF como medio para una mejor justicia, más profesional y socialmente sensible. Estamos convencidos de que el servicio público de la procuración de justicia se debe completamente al bienestar y dignidad de la gente”, agregó.

Arturo Zaldívar se pronunció en su cuenta de Twitter: “Los concursos de oposición son esenciales para garantizar una justicia honesta, cercana y de calidad. Las conductas indebidas en ellos son inaceptables. Sancionamos con seriedad las irregularidades del pasado. La política de cero tolerancia a la corrupción no admite excepciones”.