Este es el panorama que se viene arrastrando desde Fox y Calderón: Coneval y el Inegi detectaron un universo de 5 millones de viviendas abandonadas. Sólo el año pasado, fueron abandonadas 55 mil viviendas, dijo este día el director del Infonavit, quien asimismo destacó que se abandonan 80 mil viviendas cada año.

Ciudad de México, 6 de febrero (SinEmbargo).– Cada año en México se abandonan 80 mil viviendas del Infonavit en México. Las dejan porque están mal hechas, mal ubicadas, en zonas inseguras o mal desarrolladas; o porque simplemente la gente no puede pagarlas, ya que bajo el actual esquema de créditos, se resta y se resta a los trabajadores y nunca baja la deuda.

El Presidente Andrés Manuel López Obrador y Carlos Martínez Velázquez, director del Infonavit, anunciaron este día un esquema para salvar a los trabajadores con créditos impagables.

Martínez Velázquez dijo que el Infonavit detectó que sólo en 2018 fueron abandonadas 55 mil viviendas, por lo que se está haciendo una revisión para determinar el número exacto de casas en dicha situación.

“Tenemos que tener el panorama claro, efectivamente el Coneval y el Inegi detectaron un universo de 5 millones de viviendas abandonadas. Hemos detectado, sólo el año pasado, 55 mil viviendas que se abandonaron”, dijo. Luego destacó que se abandonan 80 mil viviendas cada año.

Además, Martínez aseguró que están revisando casos relacionados con fraudes o abuso de funciones de servidores públicos, mismos que involucran 135 mil créditos en Coahuila y 32 mil en Nayarit.

Durante los mandatos de los ex Presidentes Vicente Fox Quesada y Felipe Calderón Hinojosa, México experimentó un boom en los desarrollos inmobiliarios de interés social. Pero también aumentó el número de casas abandonadas del Infonavit.

En la actualidad, hay viviendas construidas en zonas de alto riesgo en estados como Chihuahua, donde existen casas con alto peligro de inundación.

Por otra parte, Martínez anunció el apoyo para los créditos de los trabajadores.

El director del Infonavit dijo que ya han hablado con los derechohabientes para saber su situación y encontraron lo siguiente: Que de 2000 a 2018 se hizo un modelo expansivo de desarrollo de trabajo, donde se construyeron las casas lejos de los trabajos en incluso en zonas de riesgo.

Lo anterior resultó en el abandono de viviendas y la insatisfacción de trabajadores que habían invertido ahí su patrimonio. Ahora, indicó, se busca garantizar el derecho humano a una vivienda asequible y cerca de los centros de trabajo.

 También se va a impulsar un programa de autoconstrucción; un nuevo esquema para que ya no haya despojo ni maltrato a los trabajadores; y apoyo a los derechohabientes de menores ingresos para aumentar los montos máximos de créditos (que permitirá que los trabajadores de menos ingresos puedan acceder a una vivienda).

El funcionario además precisó que el Instituto tienen dos objetivos: ser una institución más eficiente, y dar más beneficios a los trabajadores.

Al respecto, anunció que desde el 14 de diciembre tienen como meta el ahorro de 2 mil millones de pesos, con medidas que incluyen la reducción de los salarios de los directivos y una reestructuración institucional.

Martínez también aseguró que los ahorros del Infonavit permitirán dar paso al programa de Responsabilidad Compartida, con la finalidad de apoyar a los trabajadores que menos tienen.

En ese sentido, refirió que los créditos basados en tasas de salario mínimo cambiarán, pues dicho esquema, hace más difícil la liquidación de los adeudos.

Entre los posibles beneficios, Martínez consideró un descuento para los trabajadores de 55 por ciento en promedio, a su saldo total; pagos a tasa fija; un apoyo mensual al pago; así como dotar de certidumbre y planeación financiera a las familias.

“Hemos estimado que el total de trabajadores que entrarán en esta etapa son 194 mil 875; y durante todo el sexenio, la meta es de 745 mil trabajadores beneficiados”, detalló Martínez Velázquez.

De acuerdo con el funcionario, el Infonavit se está enfocando en los trabajadores que tienen créditos de esquemas en salarios mínimos; trabajadores de más de 45 años y otros con adeudos grandes, así como en casos de trabajadores que, después de 15 años de pagos, deben hasta cinco veces más de lo que debían en un inicio.

El director de Infonavit, esta mañana. Foto: Gobierno de México

SOBRE PENCHYNA: Carlos Martínez Velázquez fue cuestionado sobre si se han encontrado “transas” del ex director del Infonavit, David Penchyna. Martínez respondió que el gasto operativo del Instituto creció en un 80 por ciento durante la administración pasada, pero no se dieron más créditos a los trabajadores.

“Estamos revisando cómo se encontraba el Instituto. Tuvimos la posesión a partir del 14 de diciembre. Estamos analizando cómo se encuentra y estamos pidiendo a la auditoría interna que haga una revisión”, explicó.

“Lo que se tienen que decir es lo que ya hemos dicho aquí. Encontramos un gasto operativo que había aumentado en 80 por ciento en el sexenio pasado y no hubo más crédito”, añadió. “Hay partidas que en 2018 aumentaron a más del doble”.

SOBRE LOS CASOS DE NAYARIT Y COAHUILA: Sobre Nayarit y Coahuila, Martínez explicó que las instancias jurisdiccionales locales y el órgano interno de la auditoría del Infonavit están investigando si hubo funcionarios del Instituto involucrados en ilícitos.

Al respecto, aseguró que se están revisando casos relacionados con fraudes o abuso de funciones de servidores públicos, que involucran 135 mil créditos en Coahuila y 132 mil en Nayarit. Y detalló que la nueva administración está colaborando con la Fiscalía General.

También explicó que “pasaba que personas que tenían sus casas en Chihuahua y habían caído en cartera vencida, [eran llevados] a Nayarit o Coahuila”. Por ello, indicó que ya solicitó a la auditoría interna que investigue si hubo funcionarios del Infonavit con alguna responsabilidad imputable.

En diciembre pasado, Bernardo Altamirano, subdirector de Cartera del Infonavit, denunció que 259 mil 906 créditos de cartera vencida fueron llevados a juicios masivos, de los cuales, el 38 por ciento fue procesado desde juzgados en Coahuila.

Por su parte, el Consejo de la Judicatura local determinó suspender a seis jueces de Torreón, Parras y Sabinas, por su presunta participación en ilícitos. En Nayarit, la Fiscalía solicitó al Congreso local desaforar a cuatro jueces y dos magistrados involucrados en un fraude para arrebatar sus viviendas a más de 40 mil derechohabientes del Infonavit.

SOBRE CORRUPCIÓN: El Jefe del Ejecutivo federal aseguró que se acabó la corrupción en el Infonavit y que no darán más contratos a inmobiliarias relacionadas con políticos, y que tampoco seguirán construyendo “huevitos” (o viviendas de 30 metros cuadrados).

“Se acaba el negocio de la construcción masiva de departamento entregadas a empresas inmobiliarias vinculados con políticos. Se acaba. Ya no se van a seguir construyendo huevitos de 30 metros, que son contrarios a los derechos y a la dignidad de las familias”, informó Andrés Manuel López Obrador.

El Presidente también dijo que no seguirán construyendo unidades habitacionales en zonas bajas “sólo porque dan los permisos a cambio de sobornos”; que ya no habrá devastación de cerros para construir casas lejanas a los trabajos y sin servicios.