México

#Presidenciables | VIDEO: Adán Augusto fue menospreciado. Ahora lo ven viable…

06/02/2022 - 12:05 am

De estilo discreto y reservado, López Hernández ha sabido conducirse tanto con aliados como con opositores. Muchos han advertido en ese manejo político la confianza del Presidente López Obrador y otros tantos insisten en verlo no sólo como un aspirante más, sino como uno de los principales contendientes.

Ciudad de México, 6 de febrero (SinEmbargo).– Adán Augusto López Hernández ha afinado la operación política del Gobierno de la 4T con su llegada al Gabinete federal. Ya sea sentándose a dialogar con el PAN o con el Consejero Presidente del INE, Lorenzo Córdova Vianello, el Secretario de Gobernación ha dado muestras de su capacidad de diálogo como también lo hizo al interior de la bancada de Morena en el Senado de la República, en donde pidió no “perder el tiempo en estériles batallas”, en referencia a la recién disuelta Comisión especial de Veracruz que Ricardo Monreal Ávila creó en contubernio con el líder máximo de Movimiento Ciudadano (MC), Dante Delgado Rannauro. 

“No va a ser fácil la batalla éste y el próximo año, y mucho menos en el 2024; son tiempos de terminar de cimentar y construir”, dijo el fin de semana pasado el Gobernador con licencia de Tabasco quien, aunque ha dicho que “no sudará calenturas ajenas” de cara al proceso presidencial de 2024, es visto por algunos como uno de los aspirantes de Morena que comienzan a despuntar para la grande.

Los hechos, en su caso, han sido más evidentes que las palabras. Desde su llegada a la Secretaría de Gobernación (Segob) ha logrado revivir a la Conferencia Nacional de Gobernadores (Conago) y, sobre todo, limar asperezas entre dos de los aspirantes más fuertes para llegar al Palacio Nacional: la Jefa de Gobierno capitalina Claudia Sheinbaum y el Senador Monreal Ávila, con quienes tuvo en septiembre pasado una reunión “muy fructífera” en la que platicaron “como camaradas”, según confesó la mandataria de la Ciudad de México.

La Plenaria fue inaugurada con Adán Augusto López Hernández, Secretario de Gobernación. Foto: Galo Cañas, Cuartoscuro

Visto como un caballo discreto ante la carrera presidencial, Adán Augusto López ha virado la agenda de la Segob de los derechos humanos en los que enfocó la Ministra en retiro y ahora Senadora Olga Sánchez Corderoa una operación con los diferentes actores políticos e incluso ha sido visto como uno de los principales liderazgos al interior de Morena, principalmente por el mensaje emitido el fin de semana pasado en la plenaria de los senadores guindas, donde apaciguó los ánimos contra Monreal por la comisión que pretendía desaparecer los poderes en Veracruz, entidad gobernada por el morenista Cuitláhuac García Jiménez y pidió mirar hacia adelante.

“Imagínense, nosotros mismos estamos abriendo el debate de si convenía o no desaparecer los poderes en un estado que gobierna alguien emanado de este movimiento. Qué bueno que se reflexionó, qué bueno que se le da la vuelta a la página”, dijo el Secretario que despacha en la avenida Bucareli en un discurso que fue visto por más de uno como un manotazo en la bancada morenista en el Senado para alinearse con Palacio Nacional y no con miembros de la oposición como Dante Delgado, cuya cercanía con Monreal llevó a colocarlo en la lista de posibles presidenciales de la autodenominada “tercera vía”, ante lo cual el propio Presidente Andrés Manuel López Obrador la ha pedido “no escuchar el canto de las sirenas”.

Ahí mismo, Adán Augusto agregó: “Si nosotros no somos capaces de mantenernos unidos, tampoco vamos a ser capaces de ejercer la autoridad moral”.  

En el mismo acto, el funcionario federal advirtió incluso tener cuidado con los acuerdos con los opositores, ya que dijo “terminan no cumpliendo”. La declaración generó cuestionamientos dentro de la oposición, en particular del panismo, que reclamó al encargado de la política interior haber cancelado las mesas de diálogo que acordaron instalarse en diciembre pasado.

Marko Cortés, dirigente nacional del PAN, y Adán Augusto López, Secretario de Gobernación al finalizar la reunión en las que se pactó una mesa de diálogo para enero. Foto: Cuartoscuro.

Pese a estos reclamos, el Secretario de Gobernación hizo gala en la semana de su tacto al reunirse en Bucareli con el Consejero Presidente, Lorenzo Córdova, en el marco de la instalación de la Mesa de Seguridad Interinstitucional para frenar el crimen en elecciones.

“Se vale que tengamos puntos de vista distintos y diferencias entre instituciones, pero primero se debe anteponer el respeto institucional”, le dijo a Córdova, quien a lo largo del sexenio ha tenido distintos roces con el Gobierno federal. Y agregó: “tiene que haber, primero, el respeto al Estado de derecho y la convicción de que cumplimos con nuestra obligación constitucional”.

Las imágenes del encuentro mostraron a un Lorenzo Córdova sonriente junto al Secretario de Gobernación. 

Esa capacidad de diálogo —que ha sorprendido a más de uno que menospreció al político tabasqueño— lo ha colocado entre los principales aspirantes presidenciales, un lugar sobre el cual el encargado de la política interna del país ha dicho no estar interesado, pero en el cual lo han colocado de tiempo atrás analistas, casas encuestadoras e incluso el propio dirigente de Morena, Mario Delgado, quien en noviembre pasado dijo que Adán Augusto “tiene todas las características también para ser incluído entre los aspirantes”.

Fue el pasado 14 de enero, cuando López Hernández fue cuestionado sobre si aspira a la Presidencia de la República, a lo que respondió:

“Yo no sudo calenturas ajenas. Yo tengo un compromiso con el señor Presidente que me invitó a acompañarlo a esta tarea con todo lo que representa el señor presidente con un movimiento de transformación del país, y en eso calentamos nuestros esfuerzos”.

Precisamente esa cercanía con el Presidente López Obrador colocó a Adán Augusto López en los escaparates de la política nacional. Oriundos ambos de Tabasco, su relación data de dos décadas en el pasado, tiempo en el que el ahora titular de la Segob ha acompañado al actual Presidente en su lucha. Al ser nombrado al frente de Gobernación, el mandatario federal lo reconoció como su “paisano, amigo y compañero entrañable”. Meses antes, en junio, se había referido a él como “un cuadro, un profesional, un buen gobernante, una buena persona, un hombre íntegro, una gente honesta”.

De estilo discreto y reservado, López Hernández ha sabido conducirse tanto con aliados como con opositores. Muchos han advertido en ese manejo político la confianza del Presidente López Obrador y otros tantos insisten en verlo no sólo como un aspirante más, sino como uno de los principales contendientes. No obstante, el caballo discreto de Bucareli va apenas a trote en esta anticipada contienda presidencial.

Obed Rosas
Es licenciado en Comunicación y Periodismo por la FES Aragón de la UNAM. Estudió, además, Lengua y Literatura Hispánicas en la Facultad de Filosofía y Letras.
en Sinembargo al Aire

Opinión

Opinión en video

más leídas

más leídas