Estos consejos te ayudarán a tener un descanso óptimo en esos días cuando el calor prevalece en tu habitación, es importante tomarlas en cuenta sobre todo en los días de verano.

Ciudad de México, 06 de septiembre (LaOpinión).- Dormir en un sitio caluroso puede dificultar bastante el descanso por diversos factores, pero es posible mejorar la situación si aplicamos los siguientes 5 consejos para dormir cuando hay mucho calor. ¡Toma nota!

MANTÉN LA HABITACIÓN A OSCURAS

Según un artículo del portal Vitónica, durante el día deberías dejar tu habitación a oscuras para que acumule poco calor. Por otro lado, la habitación se mantendrá más fresca si dejas pasar alguna corriente de aire, lo que puedes lograr si dejas las ventanas abiertas.

HIDRATARNOS LO SUFICIENTE

Mantenernos hidratados es útil para regular la temperatura corporal. Siendo así, es importante que consumamos agua a lo largo del día, pero también antes de irnos a acostar, así como en la noche. De este modo, evitaremos que nuestra temperatura corporal se eleve mucho.

EVITAR EL ALCOHOL

Aunque sea un líquido, el alcohol es una bebida que nos deshidrata, por lo que reducir su consumo es útil a la hora de regular la temperatura de nuestro cuerpo. Si no quieres consumir agua constantemente, puedes tomar té helado, limonada, jugos naturales, etcétera.

Las habitaciones oscuras acumulan menos calor. Foto: UNAM vía Cuartoscuro

DORMIR EN LA HABITACIÓN INFERIOR

Las habitaciones inferiores tienden a mantenerse más frescas que las superiores a raíz de que el calor se acumula más fácilmente en las habitaciones de mayor altura. Si tienes una vivienda multinivel, considera usar las habitaciones inferiores como tu lugar predilecto para dormir.

USA EL VENTILADOR

En efecto, el ventilador es un dispositivo con el que puedes dormir más cómodo, pero solo si lo usas de manera inteligente, esto es, usándolo para refrescar la habitación un poco antes de dormir. No es recomendable que mantengas el ventilador encendido toda la noche.

Dormir sin camisa es un modo de dormir que te librará de sudarla durante la noche. Dormir con la ventana abierta es una otra posibilidad que tienes a tu alcance siempre que el entorno lo permita y si no es perjudicial para tu salud.

ESTE CONTENIDO ES PUBLICADO POR SINEMBARGO CON AUTORIZACIÓN EXPRESA DE LA OPINIÓN. VER ORIGINAL AQUÍ. PROHIBIDA SU REPRODUCCIÓN.