Teatrix llegó a México como una alternativa para disfrutar del teatro, adaptando a las audiencias a nuevas formas de vivir la experiencia de este arte desde “primera fila”, con producción de calidad y nuevos lenguajes como el audiovisual. Con un amplio y variado catálogo, esta modalidad no busca competir con las puestas “en vivo”, sino ofrecer una vía más para que el teatro se descentralice de las grandes urbes y llegue a más personas.

Ciudad de México, 7 de marzo (SinEmbargo).– Una de las tantas cosas a las que nos ha obligado esta pandemia es a reinventarnos, a hacerle frente a los obstáculos en todas las áreas y, por supuesto, el arte tan necesario, no pudo quedarse atrás. El teatro en México está viviendo una de sus peores crisis, sin embargo, ahora se adapta también a nuevos formatos que permiten seguir disfrutando de él. Y ante esta urgencia ha llegado Teatrix.

Se trata de la primera plataforma de streaming dedicada al teatro en línea que llega a México. Este sitio nació en Argentina hace cinco años y arribó a nuestro país apenas el pasado 1 de noviembre de 2020. Cuatro meses después ya se ha hecho notar.

“En Argentina tienen actualmente 60 mil suscriptores, una cantidad bastante importante. Nosotros estamos rondando los dos mil en estos pocos meses de operación. Es una plataforma bajo demanda como puede ser Netflix, Amazon, cualquier plataforma de ese estilo, pero nuestra característica es que nos especializamos en artes escénicas como teatro, música, danza, etcétera”, explica Oscar Carnicero, CEO de Teatrix México, para SinEmbargo.

Actualmente, este servicio cuenta con 90 puestas en escena de varios géneros como los infaltables clásicos, dramas, comedias y musicales. También ha apostado por otros espectáculos como la danza, gracias a un reciente convenio que realizaron con la Universidad de Guadalajara a través de Cultura UDG y el Conjunto Santander de Artes Escénicas para difundir y promocionar las artes escénicas. Sin mencionar los estrenos continuos.

“Encuentras de todo, encuentras obras de teatro, muchas puestas argentinas muy buenas, hay puestas mexicanas maravillosas, puestas españolas, chilenas, y próximamente va haber puestas inglesas. Acabamos de hacer un convenio con la Universidad de Guadalajara, y estamos subiendo una serie de producciones que ellos hicieron maravillosas. Ahora tenemos un festival de monólogos. La verdad es que es una plataforma muy activa, muy dinámica y todos lo viernes hay estrenos”, señala.

Obras exitosas como A ocho Columnas, de Fernando Bonilla, Parásitos, El Hilador, Los grandes muertos, el musical de Drácula, La madre que los parió, Mucho ruido y pocas nueces, entre muchas otras más, están disponibles y han sido bien aceptadas por el público mexicano.

De hecho, de acuerdo con la Encuesta Nacional sobre Hábitos y Consumo Cultural 2020 realizada por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) en octubre de 2020, la actividad cultural de disfrutar el teatro en línea incrementó el interés de los espectadores en la pandemia, pues antes de la era COVID sólo se veía en un 14.1 por ciento, y ahora con la pandemia aumentó a 27.8 por ciento.

“La aceptación del público mexicano ha siso bastante buena, hay que reconocer que en México somos un país muy habido de todo lo que son novedades que tienen que ver con tecnología y con contenidos, la verdad es que la aceptación de la gente ha sido bastante buena. Están navegando en la plataforma, están consumiendo contenidos, están recomendando, creo que se está construyendo un buen de boca en boca, entonces es que la verdad es que creo que vamos muy bien”.

Cada uno de los aspectos de las puestas en escena están bien cuidadas en el catálogo de Teatrix. Óscar Carnicero enfatiza que son grabaciones profesionales diseñadas para trasmitir estas obras en un lenguaje audiovisual especial para introducir al espectador en esta experiencia. Explica que los actores hacen la obra en tiempo real y se filma lo que dura la obra. Se graban dos corridas y esas son las que se meten a edición.

Oscar Carnicero. Foto: Cortesía para SinEmbargo

¿TEATRO ONLINE VS. TEATRO EN VIVO?

Óscar Carnicero, con una amplia trayectoria en el teatro y director de La Teatrería, destaca que ante estos difíciles momentos, este formato ha llegado para quedarse como una alternativa más. Recalca que no se trata de una competencia con el teatro “en vivo”, pues el mundo ya no es como lo conocíamos, las cosas van cambiando y el teatro en línea ofrece una alternativa y ventajas como la de descentralizar este arte y llegar a más lugares del país.

“Yo todo el tiempo me pregunto. Veo estos corporativos gigantescos que la Ciudad de México tiene por todos lados y pienso que van a hacer fantasmas. Ya nadie va a ir a una oficina como íbamos anteriormente y probablemente muchos de esos corporativos gigantescos van a pasar a ser viviendas. Ese ejemplo tan tonto o tan evidente, es lo mismo, creo que el entretenimiento llegó para hacerse de formas diferentes. Creo que el “en vivo” va a seguir existiendo por supuesto, porque además es la naturaleza de los conciertos, la naturaleza es lo que sucede en vivo, pero creo que los formatos digitales han llegado a sumar mucho, han llegado incluso a formar públicos. Nos ha pasado a muchos a quienes vivimos y producimos en la Ciudad de México, que creemos que lo que sucede aquí es lo que sucede en todo el país y lamentablemente no es cierto, y con plataformas digitales podemos llevar obras de gran formato a cualquier parte de la república, a lugares donde no llegarían y a gente que no podría ir al teatro por un tema de accesibilidad”, destaca Carnicero.

Grabación de A ocho columnas. Foto: Cortesía para SinEmbargo

Obra El Hilador. Foto: Cortesía para SinEmbargo

Y para los que se resisten a esta nueva forma de disfrutar del teatro en línea, Oscar explica:

“La gran diferencia, porque alguien me decía: ‘Entonces, ya no es teatro, es cine o un intento de cine’. Lo teatral no sólo es lo que sucede en un teatro, lo teatral es un lenguaje, y en lo teatral el hecho de ver una silla, esa silla pude ser un tren, puede ser una biblioteca, puede ser una iglesia; en el cine si sucede en un tren, es un tren. El teatro apela a otro tipo de lenguaje y ahí es donde irradia lo bello de lo teatral, que no es perro-perro y gato-gato como el cine suele ser o las series suelen ser, es muy interesante cómo el director y los actores van llevando al público para hacerle creer que en ese espacio negro hay un tren o hay un castillo, lo que sea. Eso sí se logra transmitir muy bien en teatro digital”.

¿CÓMO VER TEATRIX?

Para disfrutar de este teatro en línea sólo debes entrar a la página de teatrix.com desde cualquier dispositivo como computadora Smart TV o teléfono inteligente.

El costo de Teatrix es muy accesible, la mensualidad está en 159 pesos o hay un paquete anual por mil 650, en ambos se tiene acceso a todo el catálogo. Además, como suscriptor se tiene la ventaja de que los pago por evento (creados únicamente para ciertas funciones específicas) son adquiridos con el 50 por ciento de descuento.

Al ser miembro puedes reproducir las obras cuentas veces quieras sin costo adicional, poner pausa, stop, regresar, etc., como lo harías en una plataforma como Netflix o HBO.

“Son 159 pesos que es realmente nada, si ven las 90 obras que hay hoy en día en la plataforma están hablando que cada obra tiene un costo en un peso con 50 centavos, prueben es un mes. No es un costo excesivo, es bastante accesible y se van a encontrar que el teatro digital es una muy buena alternativa para seguir consumiendo artes escénicas, y una aparte muy importante es que gran parte de esa suscripción va a pago de regalías para todos los directores creativos y es seguir fomentado la economía de las artes escénicas”.