Después de la redada masiva que tuvo lugar en las plantas procesadoras de Mississipi, autoridades estadounidenses liberaron a casi la mitad de los capturados por “razones humanitarias”.

Por Jeff Amy y Rogelio V. Solís

MORTON, Mississippi, EE.UU. (AP).— Más de 300 de las 680 personas detenidas durante la mayor redada migratoria de los últimos 10 años en Estados Unidos fueron puestas en libertad, dijo el jueves un portavoz de Servicio de Control de Inmigración y Aduanas (ICE, por sus siglas en inglés).

Bryan Cox dijo en un correo electrónico que unos 30 fueron puestos en libertad en las plantas y alrededor de 270 más fueron liberados del hangar militar a donde fueron llevados tras los operativos del miércoles para ser procesados.

Cox no explicó los motivos de la medida y se limitó a decir que los que fueron liberados en las plantas fue por “razones humanitarias”.

Empleados de Koch Foods Inc. salen de una planta en Morton, luego de la redada en Mississippi del asado 7 de agosto. Foto: AP/Rogelio V. Solis

El portavoz dijo que los migrantes “fueron procesados para comparecer ante una corte federal de inmigración y podrán presentar sus casos más adelante”.

Las autoridades dijeron el miércoles que liberarían a detenidos que cumplieran con ciertos criterios, como mujeres embarazadas o personas sin antecedentes migratorios.