López Obrador, dirigiéndose a Bachelet, aseguró que el Ejército mexicano “es un Ejército muy especial en el concierto de las Fuerzas Armadas en el mundo”.  Dijo que el Ejército ha actuado siempre con honestidad y que no pertenece a la oligarquía; y destacó que cuando las fuerzas armadas “no han actuado de manera correcta, cuando se ha desviado, ha sido por instrucciones de la autoridad civil”.

Recordó que uno de esos casos fue la represión a los estudiantes del movimiento de 1968. “La orden la dio el Presidente de la República y la orden la ejecutó el Estado Mayor Presidencial […] que ya no existe”, dijo.

Ciudad de México, 9 de abril (SinEmbargo).– El Gobierno del Presidente Andrés Manuel López Obrador, y la Oficina de la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, encabezada por Michelle Bachelet, firmaron un acuerdo para la formación en materia de derechos humanos de la Guardia Nacional.

El acuerdo fue firmado, esta mañana durante la conferencia matutina, por el Canciller mexicano, Marcelo Ebrard y Bachelet, teniendo como testigo de honor al Presidente López Obrador.

En el evento también estuvieron presentes el Secretario de Seguridad Pública, Alfonso Durazo; así como los secretarios de Gobernación, Olga Sánchez Cordero; de la Defensa Nacional, Luis Cresencio Sandoval; y de la Marina, José Rafael Ojeda Durán.

La ex Presidente de Chile destacó que durante su visita ha escuchado sobre los importantes y complejos retos que México enfrenta en materia de Derechos humanos. Y aseguró que su oficina no puede estar ausente en los esfuerzos de un país con más de 40 mil desaparecidos y nueve mujeres asesinadas al día.

López Obrador agradeció a la ex Presidente de Chile su presencia en México. Foto: Gobierno de México

Dijo que el acuerdo firmado hoy demuestra el interés de ambas partas en avanzar en el cambio de paradigma en la estrategia de seguridad. Y recalcó que no se puede lograr la seguridad sin pleno respeto de derechos humanos y que no se pueden disfrutar los derechos humanos sin seguridad.

El acuerdo es amplío, añadió, incorpora elementos que de carácter civil que debe tener un cuerpo de seguridad.

“La debilidad de los cuerpos policiales puede revertirse con la profesionalización de la policía”, indicó y dijo que toda sociedad tiene que garantizar que las policías cuenten con los recursos para llevar a cabo su labor.

Señaló que garantizar la seguridad con respeto a los derechos humanos, es para un Estado una responsabilidad y dijo que en México eso no podrá ser sin el compromiso de todas las autoridades.

Finalmente reiteró estar comprometida para que seguridad y derechos humanos vayan siempre de la mano.

“NOS ABRIREMOS A OBSERVACIÓN INTERNACIONAL”

El Presidente Andrés Manuel López Obrador destacó que “se firma el acuerdo con naciones unidas, con la Alta Comisionada de Derechos Humanos, la señora Bachelet para el acompañamiento de una nueva etapa en el propósito de garantizar la paz y tranquilidad en el país”.

López Obrador, dirigiéndose a Bachelet, aseguró que el Ejército mexicano “es un Ejército muy especial en el concierto de las Fuerzas Armadas en el mundo”. Recordó que fue un Ejército que se formó en la Revolución Mexicana y que se constituyó después de un golpe de Estado, luego del asesinato de Francisco I. Madero.

Dijo que el Ejército ha actuado siempre con honestidad y que no pertenece a la oligarquía; y destacó que cuando las fuerzas armadas “no han actuado de manera correcta, cuando se ha desviado, ha sido por instrucciones de la autoridad civil”.

Recordó que uno de esos casos fue la represión a los estudiantes del movimiento de 1968. “La orden la dio el Presidente de la República y la orden la ejecutó el Estado Mayor Presidencial […] que ya no existe”, dijo.

“Otro hecho también lamentable fue el de dar la orden al Ejército de enfrentar la violencia con la violencia, hace dos sexenios, que nos llevó a esta crisis de inseguridad, de desaparecidos, de violaciones a los derechos humanos”, añadió.

Y se comprometió a “nunca, jamás, el Presidente en funciones va a dar la orden de reprimir al pueblo de México”.

El Jefe del Ejecutivo Federal aseguró que se busca dar un giro a estas instituciones para que ayuden a enfrentar el principal problema que hay en el país, que es la inseguridad y la violencia sin violar derechos humanos.

Dijo que México se abrirá a la observación internacional en materia de derechos humanos y también en materia de combate a la corrupción.

“Muchas gracias por ayudarnos en esta importante tarea. Decía yo antes de que llegara que además ser comisionada de la ONU, su trayectoria es ejemplar. Yo como muchos otros mexicanos, le admiramos a usted y nos da mucho gusto que esté de visita en nuestro país, muchas gracias señora Bachelet”, finalizó.

GUARDIA TENDRÁ EN ADN DERECHOS HUMANOS

El Canciller mexicano destacó que la Guardia Nacional va a demostrar que la eficacia para la seguridad “implica y requiere” el respeto sistémico para los derechos humanos.

“Decir que desde hace ya algunas semanas su servidor y Martha Delgado iniciamos una gestión que nos encomendó el Presidente. Si se va a crear una nueva institución, la Guardia Nacional […] tiene que tener en su ADN, en su formación, en su concepción, el respeto a los derechos humanos”, dijo.

El Secretario de Seguridad, Alfonso Durazo, destacó la trayectoria de Michelle Bachelet y dijo que es una garantía en el campo del respeto a los derechos humanos.

Consideró que las violaciones a los derechos humanos se multiplican y perpetúan en la impunidad. Recordó que López Obrador se comprometió a invitar a la ONU para que ayudaran a México en la instrumentación de la nueva política de seguridad.

Dijo que mucho se espera de lo que la ONU pueda brindar a México para que la política de seguridad sea eficiente y vanguardista en materia de derechos humanos.