Lo que empezó como una plática entre amigas se convirtió en un proyecto con el que buscaron apoyo y recursos económicos para llevarlo a cabo hasta que lograron obtener financiamiento del Programa de Conservación para el Desarrollo Sostenible de la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (CONANP).

Puerto Morelos, (México) 10 Ago (EFE).- Unos 250 kilos de basura, entre llantas, botellas de vidrio, latas de cerveza, cordeles con todo y anzuelos y mangueras de todo tipo, fueron los artículos que unos 30 voluntarios de la organización “Salvemos el Arrecife S.O.S” del balneario de Puerto Morelos, cerca de Cancún, Caribe mexicano logró retirar este sábado del fondo marino.

La jornada de limpieza la encabezaron once mujeres, todas madres de familia, quienes organizaron la primera de cinco jornadas de limpieza de pastos marinos que programaron en el Área Natural Protegida, Parque Marino Nacional Arrecife de Puerto Morelos, a unos 35 kilómetros del balneario de Cancún.

Lo que empezó como una plática entre amigas se convirtió en un proyecto con el que buscaron apoyo y recursos económicos para llevarlo a cabo hasta que lograron obtener financiamiento del Programa de Conservación para el Desarrollo Sostenible de la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (CONANP).

“Mucha gente se sumó, muy interesante, unos amigos buzos me dijeron oye yo quiero participar en la limpieza de pastos marinos y hubo mucha gente y las mujeres que tienen a sus hijos, pues los trajeron”, comentó Maru García Rivas, integrante de la organización.

Los voluntarios de la primera son gente de la misma comunidad, pero las organizadoras no descartan que con el tiempo y la difusión, cada vez sean más lo interesados en participar.

“Yo estoy enamorada de este arrecife, estamos a un kilómetro de la barrera arrecifal, no es absolutamente nada, lo podemos ver, lo podemos disfrutar todos los días”, comentó.

La mujer aseguró que el número de especies son más de 950 especies “entre esponjas, corales, peces, estrellas de mar, rayas, es increíble bucearlo, es una delicia ver esa riqueza”.

Los arrecifes de Puerto Morelos forman parte del Arrecife Mesoamericano, el segundo más grande del planeta después de la gran barrera de coral de Australia.

La zona donde se ubican ha sido una de las más impactadas por el recale masivo de sargazo, que enfrenta la región desde 2015 y que se ha ido incrementando paulatinamente.

De hecho, aunque en este momento prácticamente no hay presencia de sargazo, la playa y una parte de la zona costera se mantiene un color ocre, que no permite ver las tonalidades del Mar Caribe.

Por su parte, Rocio Bravo, jefa de departamento del Parque Marino Nacional Arrecife de Puerto Morelos, habló sobre la importancia de la basura que lograron retirar en la primera jornada de limpieza y el impacto ambiental que tienen a largo plazo.

“Dentro de la basura que encontramos, en gran medida, fueron muchas llantas, estas llantas se usan en los muelles para que las lanchas no se golpeen, pero muchas de ellas, pues ya se ponen viejitas y se caen o las tiran en el muelle”, explicó.

Según explicó, muchas de las especies marinas que llegan a la zona se ven severamente afectadas por cosas como los hilos de pesca y anzuelos.

“Animales como las tortugas marinas o las mantarrayas pueden engancharse con estos anzuelos, se les meten en la boca, en las aletas y se quedan enredadas, muchas de ellas por ejemplo las tortugas hemos visto que se quedan enredadas en redes o en anzuelos y entonces al no poder salir a la superficie se mueren ahogadas”, finalizó.