La próxima Sesión Ordinaria fue convocada para celebrarse el próximo miércoles 17 de febrero, cuando regularmente se hacen los martes, por lo que los legisladores tendrán 5 días de asueto.

Curules de Senadores vacíos en diciembre pasado. Foto: Cuartoscuro

Curules de Senadores vacíos en diciembre pasado. Foto: Cuartoscuro

Ciudad de México, 11 de febrero (SinEmbargo).– Los senadores se dieron un puente durante el tiempo en el que el Papa Francisco visitará nuestro país.

La próxima Sesión Ordinaria fue convocada para celebrarse el próximo miércoles 17 de febrero, cuando regularmente se hacen los martes, por lo que los legisladores tendrán 5 días de asueto.

“Se cita a las ciudadanas Senadoras y a los ciudadanos Senadores de la República a la próxima sesión ordinaria que se efectuará el miércoles 17 de febrero, a las 11:00 horas, en el salón de sesiones de la H. Cámara de Senadores, sito en Av. Paseo de la Reforma No. 135, Col. Tabacalera, Ciudad de México”, se lee en el mensaje firmado por el presidente del Senado de la República, Roberto Gil Zuarth.

El máximo representante de la Iglesia católica llegará el día de mañana por la noche al Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, al siguiente día se oficiará la ceremonia de bienvenida en Palacio Nacional y visitará la Basílica de Guadalupe. El domingo el Papa viajará a Ecatepec, Estado de México, y regresa a la capital del país al Auditorio Nacional, donde se encontrará con personalidades del mundo de la cultura.

El lunes irá a Chiapas y regresará por la noche a la Ciudad de México, donde pernoctará, para viajar a Morelia, Michoacán. Y finalmente, se trasladará a Ciudad Juárez Chihuahua.

Los puentes son recurrentes en los legisladores, ejemplo de ello es el que aplicaron el 10 septiembre pasado, luego de sesionar dos horas acordaron darse seis días de asueto, en esas fechas se cruzaron las fiestas patrias.

Mientras que los diputados se tomaron unos días tras la aprobación de las modificaciones al paquete fiscal, en noviembre pasado. En esa ocasión la fecha coincidió con la celebración del Día de Muertos.