México

Cifras oficiales registran un repunte de contagios en pequeños. En México y en EU

11/08/2021 - 4:00 pm

Con la llegada de las diversas variantes del coronavirus incluida sobre todo la Delta, México y el resto del mundo sufren las consecuencias de la mutación, que ataca también a jóvenes y niños, a pesar de la intención de desestimar esta situación por parte del Gobierno de México a través de Hugo López-Gatell.

Ciudad de México, 11 de agosto (SinEmbargo).– Son los más chiquitos, los que no se han vacunado y para los que la ciencia aún no tiene una respuesta contundente. De las vacunas aprobadas por la Organización Mundial de la Salud (OMS), apenas Pfizer y Moderna tienen pruebas con menores de edad. No hay, pues, inmunización segura para ellos. Y la pandemia sigue, ahora más fuerte con la variante Delta. Y son ellos los que pagan.

Los reportes indican que la variante Delta tiene mucho que ver. En México. Y Estados Unidos también. El domingo, en aquél país se reportaron cerca de mil 450 niños hospitalizados por coronavirus, la mayor cifra en lo que va de la pandemia, de acuerdo con los Institutos Nacionales de la Salud (NIH, por sus siglas en inglés). Los datos del sector salud mexicano dicen que los contagios de COVID-19 entre niños y adolescentes suman 60 mil 928, mientras que las muertes ya son 613. El grupo más afectado por la pandemia es el de cero a cinco años. De los 613 fallecimientos registrados, 339 corresponden a niños de 0 a 5 años; 89 de 6 a 11 años y 118 de 12 a 17 años.

La variante Delta y el rechazo a la vacuna han contribuido a la situación en la costa este de EU. Foto: AP

The New York Times narra hoy, en un reportaje: “La noche de julio en que le diagnosticaron COVID-19, Ethan Chandra, de 7 años, yacía en la cama con fiebre alta junto a su madre, le tomaba la mano y le susurraba: ‘Tengo miedo de morir’. Su madre, Alison Chandra, de 38 años, no sabía qué decir. Aunque la gran mayoría de los niños de su edad que dan positivo por el coronavirus no tienen síntomas o se recuperan por completo, Ethan tiene defectos cardíacos y pulmonares que lo hacen especialmente vulnerable”.

Dice que su familia, de Lehi, Utah, ha pasado gran parte del último año y medio en casa para mantenerlo a salvo. “Él y su hermana estudiaron en casa y salieron solo para jugar con algunos amigos de confianza, usar máscaras y mantenerse alejados. En noviembre, los padres de Ethan dieron positivo por el virus después de que su padre regresó brevemente al trabajo en persona, pero lograron evitar infectar a sus hijos. Desde entonces, ambos padres han estado trabajando desde casa”.

Pero recientemente, dice el Times, Ethan se contagió. En las redes sociales, la madre publicó fotos de él con un chaleco médico rosa especial y un nebulizador, y culpó a las bajas tasas de vacunación en Utah, donde alrededor del 58 por ciento de la población elegible está completamente vacunada, por su enfermedad.

En México, la vacuna Pfizer ha sido aprobada para mayores de 12, pero por la política del Gobierno no se vacunarán por ahora a menores de edad. Foto: Crisanta Espinosa, Cuartoscuro

El diario dice que la variante Delta ha provocado un aumento en los casos de coronavirus y las hospitalizaciones en todo el país, dejando especialmente preocupadas a las familias con niños de alto riesgo que no pueden vacunarse. Un número cada vez mayor ha compartido sus historias en línea, acompañadas de súplicas desesperadas para que las personas se vacunen por el bien de sus hijos. Muchos padres dicen que están enojados y exhaustos por tratar de mantener a sus hijos a salvo mientras equilibran el trauma emocional de más de un año de aislamiento.

“El recuento de casos entre niños de Estados Unidos ha aumentado constantemente durante el verano. En una semana a fines de julio, el número de casos nuevos se duplicó a 71 mil 726 desde 38 mil 654 la semana anterior, según datos de la Academia Estadounidense de Pediatría. No hay una estimación de cuántos niños estadounidenses están en mayor riesgo de contraer COVID-19 debido a afecciones médicas, según el doctor Dennis Z. Kuo, especialista en pediatría en Buffalo y ex presidente del Consejo de la Academia Estadounidense de Pediatría para Niños con Discapacidades [de Estados Unidos]. Pero estima que alrededor del 19 por ciento de los niños tienen necesidades especiales de atención médica y el 1 por ciento tiene complicaciones médicas graves”, dice The New York Times.

Pero el polémico Subsecretario de Salud mexicano Hugo López-Gatell dice que no es cierto que la tercera ola de COVID-19 esté afectando sobre todo a niños y adolescentes. El martes, desde Palacio Nacional, afirmó: “La mortalidad en adolescentes y niños ya era muy baja en la segunda ola y continúa siendo muy baja en la tercera ola. Y todas estas ideas que han circulado de que ahora es una epidemia de adolescentes y niños no tienen un sustento de evidencia ni en México, ni en ninguna otra parte del mundo”.

López-Gatell fue cuestionado por desestimar que la tercera ola de COVID en México afecta sobre todo a los más jóvenes. Foto: Moisés Pablo, Cuartoscuro

Sus cifras indican que la mortalidad se centra en mayores de 40 años. “A simple vista es notorio que en la tercera ola hay menor proporción de personas que pierden la vida y particularmente en las edades mayores se disminuyó la mortalidad”, dijo el encargado de las políticas de salud para contener la pandemia en México.

El diario español El País tiene otros datos. “En plena tercera ola de coronavirus, los contagios y decesos entre menores a causa de la COVID-19 siguen sin dar tregua en el país [México]. Hasta el 8 de agosto se reportaron 613 defunciones de niños y 60 mil 928 contagios. Lejos de disminuir los casos, durante la última semana de julio se reportaron mil 637 nuevos infectados entre niños –una cifra que no se observaba desde diciembre pasado cuando se alcanzaron 1.689 casos infantiles– según el reporte más reciente del Sistema Nacional de Protección Integral de Niñas, Niños y Adolescentes (Sipinna) con datos de la Secretaría de Salud”.

“A pesar de que las cifras siguen al alza –agregó ayer El País–, López-Gatell minimizó las defunciones de menores por el virus durante esta tercera ola de contagios […]. En el desglose de las cifras al cierre de julio, el Estado de México encabeza la lista de fallecimientos con 93 muertes, seguido del Estado de Baja California con 44 decesos y la Ciudad de México con 41 víctimas mortales infantiles. Respecto a los contagios, un 57 por ciento corresponden a menores de entre 12 y 17 años, mientras que un 23 por ciento de los casos se presentaron en infantes de entre 6 y 11 años y el resto en niños de 0 a 5 años”.

“Los contagios de coronavirus entre los niños en México alcanzan cifras de diciembre”, es la cabeza del texto del diario madrileño. “Un total de 60 mil 928 menores han resultado contagiados por la COVID-19 y más de 600 han muerto desde el inicio de la pandemia en el país, según las cifras oficiales”.

en Sinembargo al Aire

Opinión

más leídas

más leídas