SinEmbargoMX

Coleman creyó que sus 2 bebés tenían ADN de monstruo. Los trajo a México. Los mató

11/08/2021 - 10:39 pm

Matthew Taylor Coleman presuntamente asesinó a sus hijos con una “pistola arpón para pesca” porque “creía que sus hijos se convertirían en monstruos al crecer”, según confesó al FBI.

Los Ángeles, 11 de agosto (AP).- El propietario de una escuela de surf en California fue acusado el miércoles de matar a sus dos hijos pequeños con un arpón en México porque creía que se convertirían en monstruos, informaron las autoridades.

Matthew Taylor Coleman, de 40 años y residente de Santa Barbara, enfrenta un cargo federal de asesinato de ciudadanos estadounidenses en el extranjero, informó la fiscalía en un comunicado.

De momento se desconoce si el acusado cuenta con un abogado que haga declaraciones a su nombre.

Coleman le confesó al FBI durante una entrevista que llevó a su hijo de 2 años y a su hija de 10 meses a Rosarito, México, donde les disparó en el pecho con una “pistola arpón para pesca“, se afirma en la declaración jurada presentada por un agente del FBI con la denuncia penal.

Matthew Taylor Coleman tiene 40 años y es residente de Santa Barbara, en California. Foto: Instagram @matthewtaylorcoleman

Coleman señaló que “creía que sus hijos se convertirían en monstruos al crecer, por lo que tenía que matarlos”, se añade en el documento.

Un trabajador agrícola encontró los cuerpos de los niños el lunes en un rancho ubicado cerca de Rosarito, en el estado de Baja California, según dijeron las autoridades locales.

Coleman y los niños se registraron el sábado en un hotel de Rosarito. En imágenes captadas en video se les vio saliendo del lugar el lunes antes del amanecer, informaron las autoridades mexicanas.

El hombre volvió solo horas más tarde y después registró su salida del hotel, añadieron las autoridades.

La esposa de Coleman reportó el sábado a la policía de Santa Barbara que su marido se había ido con los niños en la vagoneta familiar. Dijo que no sabía a dónde se dirigían y que él no había respondido a sus mensajes de texto.

El estadounidense fue detenido en un punto fronterizo y aseguró ser seguidor de la teoría de la conspiración conocida como “QAnon”. Foto: Instagram @matthewtaylorcoleman

La mujer declaró que no creía que los niños corrieran peligro, que no había tenido ningún problema con Coleman y que “no tuvieron ningún tipo de discusión” antes de que él se fuera, según la declaración jurada.

Una app para localizar iPhones ubicó el teléfono de Coleman en Rosarito el domingo, y el lunes fue rastreado hasta una zona cercana al puerto de entrada de San Ysidro, en San Diego, de acuerdo con la declaración.

Coleman fue detenido en el punto de revisión fronterizo, donde en su entrevista con un agente del FBI “explicó que fue iluminado por las teorías conspirativas de los Iluminati y de QAnon y que estaba recibiendo visiones y señales de que su esposa, A.C., tenía ADN de serpiente y se lo había transmitido a sus hijos”, según la declaración jurada.

Coleman es el fundador de la escuela de surf Lovewater en Santa Barbara.

en Sinembargo al Aire

Opinión

más leídas

más leídas