Economía

La reforma a la Ley de CFE es una mala idea en un mal momento, se necesita dinero: Jonathan Heath

12/02/2021 - 8:46 pm

El subgobernador del Banco de México resaltó la importancia de impulsar las inversiones privadas y del sector público, por lo que consideró como una mala idea la reforma a la Ley de la Industria Eléctrica que beneficiará a la CFE.

Ciudad de México, 12 de febrero (SinEmbargo/EFE).– La reforma a la Ley de la Industria Eléctrica impulsada por el Presidente Andrés Manuel López Obrador es un mala decisión porque inhibe las inversiones, consideró Jonathan Heath, subgobernador del Banco de México.

En entrevista con Álvaro Delgado y Alejandro Páez Varela para el programa “Los Periodistas”, de La Octava, el economista fue cuestionado sobre la reforma que fortalecerá a la Comisión Federal de Electricidad (CFE) afectando a las empresas privadas, la llamada Ley CFE.

—¿Usted cree que es una mala decisión en un mal momento esta ley que han llamado la Ley de CFE? –preguntó Páez Varela.

“Yo en lo personal creo que sí aunque entiendo un poco la lógica, entiendo lo que están buscando. Pero sí, sí creo que no es necesariamente la solución. Tenemos que, yo creo, hacer inversiones en una forma conjunta, trabajar juntos, no vernos como enemigos, sino como aliados. Yo creo que por ahí es donde está la solución”, respondió el subgobernador Heath.

El doctor en Economía por la Universidad de Pennsylvania también consideró que la iniciativa impulsada por el Presidente López Obrador en materia energética inhibe la inversión en México.

“Definitivamente la inhibe porque es una medida en la que básicamente están buscando evitar la inversión privada en el sector energético y tratar de concentrar todo, la inversión en el sector público. Sin embargo, la inversión pública hemos visto el año pasado que seguramente terminó con una tasa negativa, pero eso no es noticia, la noticia es que este va a ser el décimo año consecutivo con una tasa negativa en la inversión pública y no hay realmente una perspectiva hacia adelante donde podemos ver que la inversión pública puede empezar a recuperarse y a crecer simplemente porque no tenemos los espacios fiscales para hacerlo”, expuso esta tarde.

Jonathan Heath llamó al Gobierno federal a ver al sector privado como su aliado porque, dijo, el país necesita inversión privada en el sector eléctrico y en otros ámbitos.

“Si vemos que el sector público no tiene esa capacidad de que la inversión pueda crecer tiene que recurrir al sector privado, tienen que ver al sector privado como su aliado, no como su enemigo. En ese sentido yo creo que necesitamos inversión privada en el sector eléctrico, lo necesitamos en todos los sectores de la economía”, mencionó en La Octava.

La iniciativa, enviada el 1 de febrero al Congreso y que debe discutirse en un plazo de 30 días por ser de carácter preferente, pretende modificar el criterio del despacho eléctrico para priorizar la generación de las plantas hidroeléctricas y de combustibles fósiles de la CFE sobre las centrales privadas de renovables y las de ciclo combinado.

CRÍTICAS A LA REFORMA

Empresarios y expertos del sector energético se han pronunciado en la Cámara de Diputados de México en contra de la reforma eléctrica que dará prioridad a las empresas públicas, aunque el Presidente López Obrador ya advirtió que no modificará ni una coma de la iniciativa.

Una treintena de analistas fueron invitados desde el jueves por la cámara baja en una sesión conocida como “parlamento abierto” para que opinaran ante los diputados sobre la reforma exprés de la Ley de Industria Eléctrica.

Roger González, presidente de la Comisión de Energía del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), consideró que al sector privado que no le hacen falta cambios regulatorios de la magnitud que se están proponiendo.

Mientras que Guillermo García Alcocer, del Instituto de Investigaciones Jurídicas de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), aseguró que los esfuerzos del sector público son “insuficientes” para generar la electricidad necesaria para abastecer al país en 2032, por lo que se requiere mayor “inversión privada”.

El pasado martes, López Obrador fue tajante al asegurar que, a pesar del parlamento abierto, no planea modificar ni una coma de la iniciativa que envió al Congreso con carácter preferente, facilitando así una rápida tramitación.

“Nada, es muy sencillo lo que se está planteando”, sentenció el presidente en su rueda de prensa matutina, donde le cuestionaron si iba a cambiar siquiera una coma del polémico texto.

Aspectos de las oficinas de la Comisión Federal de Electricidad. Foto: Andrea Murcia, Cuartoscuro.

López Obrador, que siempre ha acusado a los anteriores Gobiernos de “saquear” la CFE y la petrolera estatal Pemex, dijo que la reforma de Peña Nieto se logró porque las empresas privadas “repartieron millones de pesos a los diputados y senadores”.

“A mí no me pagan los empresarios extranjeros, a mí me paga el pueblo de México”, subrayó.

Aunque un informe interno de la Cámara de Diputados advirtió que 105 proyectos de energía solar y eólica con una inversión de 451 mil millones de pesos (22 mil 580 millones de dólares) están en riesgo con esta iniciativa, Morena ha expresado un apoyo sin fisuras al proyecto.

–Con información de EFE

en Sinembargo al Aire

Opinión

más leídas

más leídas