La Agencia de Seguridad, Energía y Ambiente otorgó hoy una autorización condicionada para que el Gobierno del Presidente Andrés Manuel López Obrador lleve a cabo la construcción de la Refinería de Dos Bocas.

Ciudad de México, 12 de agosto (SinEmbargo).- La Agencia de Seguridad, Energía y Ambiente (ASEA) otorgó este lunes una autorización condicionada para la construcción de la Refinería de Dos Bocas.

“Hoy ASEA ha expedido la autorización condicionada a favor de Petróleos Mexicanos (el REGULADO) del proyecto denominado “CONSTRUCCIÓN DE LA REFINERÍA DOS BOCAS” (el PROYECTO), siguiendo un procedimiento apegado a derecho y asegurando el acceso a la información y la efectiva participación ciudadana. De esta manera, ASEA moduló el derecho a la reserva de la información ejercido por el REGULADO, levantando la restricción a la información para asegurar que la participación ciudadana fuera efectiva y al amparo del principio de mayor publicidad durante el periodo de Consulta Ciudadana”, informó la dependencia en un comunicado.

Asimismo, la dependencia federal aseguró haber tomado todas las medidas pertinentes para salvaguardar los bienes y servicios ambientales de la zona.

“Esta AGENCIA, como en cualquier otro proyecto bajo su responsabilidad, ha aplicado los estándares más estrictos para la salvaguarda de los bienes y servicios ambientales de la zona y la seguridad de las personas y comunidades”, se lee en el boletín.

Dentro de los condicionamientos que la ASEA impuso son “no interrumpir o desviar cualquier cauce o flujo de escurrimientos (temporales o permanentes), drenes, arroyos, canales, o cualquier otro tipo de cuerpos de agua”.

Tampoco se deberá reforestar la Laguna de Mecoacán, monitorear los manglares, así como el Programa de Monitoreo a Variables de Vulnerabilidad al Cambio Climático, entre otros condicionamientos.

LAS GANADORAS

El pasado 26 DE JULIO, se informó que las empresas ICA Fluor, Samsung y KBR son algunas de las ganadores de la licitación de los paquetes para la construcción de la refinería de Dos Bocas en Tabasco.

La Secretaría de Energía (Sener) informó en un comunicado que Pemex Transformación Industrial, a través de su filial PTI, Infraestructura de Desarrollo, emitió los fallos para asignar cinco de los seis paquetes para el desarrollo de la refinería.

“El paquete 1 se adjudicó a la asociación de empresas formado por Fluor Enterprises e ICA Fluor; los paquetes 2 y 3 a Samsung Engineering y Asociados Constructores DBNR; y los paquetes 4 y 6 a KBR en conjunto con Constructora Hostotipaquillo”, precisó la Sener.

Aseguró que los paquetes se adjudicaron “en un proceso competido” y servirán para continuar con la construcción de la nueva refinería que tendrá la capacidad de procesar 340mil barriles de petróleo en el municipio tabasqueño de Paraíso.

“El inicio de estos trabajos permitirá conforme a la estrategia y el programa de ejecución del proyecto, iniciar los trabajos de construcción de las Plantas de Proceso de la Nueva Refinería, una vez concluidas las plataformas y terracerías que actualmente se encuentran en ejecución”, refirió la dependencia.

DOS BOCAS Y EL PLAN DE PEMEX

El Plan de Negocios de Petróleos Mexicanos (Pemex), que no convenció a los mercados y agencias calificadoras por su visión nacionalista, también divide a los analistas en materia de energía: la inversión millonaria, la reducción en la carga fiscal y deuda son algunos aspectos positivos, pero la insistencia en construir la Refinería Dos Bocas y los contratos integrales ponen en duda la meta del Gobierno federal para sacar a flote a la petrolera estatal, aquejada de deudas y una caída de la producción.

Octavio Romero Oropeza, director de Pemex, presentó el pasado 16 de julio el Plan de Negocios 2019-2023 que fue aprobado por unanimidad por el Consejo de Administración, del cual forman parte la Secretaría de Hacienda, de Economía, de Energía, de Medio Ambiente y Recursos Naturales y también consejeros independientes.

La construcción de la refinería Dos Bocas es otro de los componentes negativos de este plan de negocios, según los especialistas.

“La insistencia en la refinería Dos bocas es otra cosa negativa del plan porque no hay lógica comercial ni económica, es insistir en un monopolio de Estado”, destacó Miriam Grunstein, académica asociada del Centro México de Rice University.

Para David Shields, director general de la revista Energía Debate, “en todos los proyectos en el Plan de Negocios de Pemex no se tiene la rentabilidad, o sea Pemex tiene que gastar mucho en estos proyectos y no se sabe cuánto va a ganar. Realmente no se ve con claridad cuánto dinero se va a ganar con esos proyectos”.

Otro problema, agregó, “es que no hay ninguna visión de mediano y largo plazo, todo lo que plantea Pemex termina en el año 2024, eso es muy grave porque las reservas probadas que tiene México han ido disminuyendo y ahora tiene reservas como para 6 o 7 años. Necesita explorar para encontrar para encontrar yacimientos de buen tamaño”.

– Con información de Guadalupe Fuentes López, SinEmbargo Mx.